Compartir
Publicidad

WhatsApp y Facebook Messenger: un mismo dueño, distintos caminos y millones de usuarios

WhatsApp y Facebook Messenger: un mismo dueño, distintos caminos y millones de usuarios
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Más novedades para los usuarios de WhatsApp: ahora vienen los stickers, y de nuevo es algo que vemos tanto en este caso como en Facebook Messenger. Ambas forman parte del mismo imperio y sirven, en esencia, para lo mismo. Pero ¿por qué unos añadidos a un sitio, otros a otro y otros a ambos?

A modo de recordatorio (probablemente innecesario), Facebook compró WhatsApp aunque no para fagocitarlo como hemos comprobado tras este tiempo, sino para crear un entramado de apps que van cubriendo los distintos tipos de demanda social, con un último vínculo bastante polémico. ¿Qué servicios están dibujando Zuckerberg y los suyos en cuanto a sus apps de mensajería?

Facebook Messenger: nace, crece y se reproduce

El hecho de separar el chat de Facebook en una app independiente desencadenó que viésemos un goteo de complementos haciendo que ese escueto y casi residual pequeño chat en la interfaz de la red social pasase a ser un ente entero y no un apéndice. Así, lo que partía de ser un chat de libro sin más opciones que los Emoji y el piloto de indicación de presencia o actividad se ha ido convirtiendo en un producto per se que está, ni más ni menos, mirando a la competencia desde el podio.

Si eres usuario de Facebook Messenger no necesitas irte a otro lado para sugerir música, jugar o intercambiar archivos

Añadidos como los juegos, Photo Magic, la multicuenta, los bots o el integrar apps como Spotify o Dropbox, sin olvidar los GIFs. De este modo, Facebook da a esos usuarios que sólo usaban el servicio porque ahí estaba una parte (de mayor o menor importancia) de su círculo social algo más que una mesa de cafetería: si eres usuario de Facebook Messenger no necesitas irte a otro lado para sugerir música, jugar o intercambiar archivos.

Retomando lo del podium en el reino de las apps sociales (redes y mensajería), el ascenso de Facebook Messenger ha sido bastante llamativo contando millones de usuarios mensuales activos de cien en cien. Algo que por un lado no es de extrañar dado que se trata de canalizar a una masa que la alma mater Facebook lleva cultivando desde hace más de una década, y que ahora está en más de 1.700 millones de usuarios según recoge Statista. Probablemente un buen puñado de ellos formen a su vez los más de 900 de Facebook Messenger.

Aquí siempre hay un sesgo debido a la información que nos dan y que nos llega, pero el caso es que hay un "empate" entre Facebook Messenger y WhatsApp, los dos mega-productos de mensajería del imperio Facebook (las apps coloreadas son las que le corresponden). Parece que tanto la inversión millonaria como la escisión de Messenger en un producto distinto están yendo bien y además con resultado parejo, pero ¿cuáles son los añadidos que ha tenido WhatsApp?

WhatsApp: ¿aumentar o conservar?

En WhatsApp no hemos visto ni el mismo ritmo ni el mismo tipo de complementos que en el caso de Messenger

Los creadores de WhatsApp dieron en un clavo multimillonario en el momento adecuado y de la manera adecuada (allá por 2010), como ya lo había hecho Facebook (allá por 2005), y la casualidad y las mentes de negocio hicieron que ambos éxitos convergiesen en la compra que comentábamos al principio. No obstante, aquí no hemos visto ni el mismo ritmo ni el mismo tipo de complementos que en el caso de Messenger.

Este último año WhatsApp ha ido evolucionando, quizás algo más dentro de la (demasiado) pausada velocidad que ha tenido históricamente (por ejemplo, a la hora de sacar un cliente de escritorio, además de cómo lo sacó). Lo veíamos también en el caso de enviar archivos o de poder favoritear comentarios, o lo que comentábamos al principio de los stickers. No obstante, aquí lo que también destacamos fueron las funciones que se echan en falta a la popular app y que sí tiene su competencia directa, tanto interna como externa.

Redes Sociales

De hecho, poniéndolas de tú a tú en cuanto a número de características parece incluso que Facebook Messenger sea completa, aunque la calidad e importancia de las mismas ya dependa del uso de cada uno. Está, por ejemplo, el cifrado de extremo a extremo que ofrece WhatsApp y Facebook Messenger nolo cual probablemente pese más que el uso de GIFs o los bots.

WhatsApp vs Fb Messenger

¿Por qué camino andan entonces las mejoras de cada uno? Lo ideal aquí sería meterse en la mente de Zuckerberg y compañía y conocer estos planes de manera directa, pero dado que es algo que de momento no podemos hacer veamos las posibilidades teniendo en cuenta hechos y las cifras que podemos ir recogiendo.

La amenaza de ¿Snapchat?

La app de Siegel fue quizás la pionera (o mejor dicho la que supo cómo explotar) en el tema de los stickers en fotografías y vídeos, ya fuese la colocación de símbolos Emoji como el poder insertarlos en el vídeo. De hecho fue algo que bastante antes que WhatsApp vimos añadir en Twitter, por lo que aquí, sin poder determinar o cuantificar de alguna manera la demanda por poder colocar stickers en fotografías, asumimos que es algo que al menos atrae a los usuarios.

Bien, siendo esto así, ¿a cuáles? De las tendencias demográficas en el uso de la mensajería también hemos hablado alguna vez, algo más profundamente en el caso de Kik (una app que aquí no pega tanto como en Estados Unidos pero que, como veíamos, está cerca de colarse en el top 10 de apps sociales). Lo que vimos aquí es que los adolescentes parecían estar abandonando Facebook para ir a un rincón más suyo, donde poder encontrarse a usuarios de su rango de edad. Quizás esto sea más masivo de lo que reflejaban los gráficos en ese momento y Facebook esté performando un gancho para adolescentes con su app de mensajería, si es que la red social está como España, con una media de edad cada vez mayor.

Snapchat
La media de edad de Snapchat quizás engaña a priori

Por otro lado tenemos un Snapchat cuya edad media de uso quizás engaña a priori, siendo algo mayor que la aparente. Ya vimos hace unos meses como los titulares eran en tono de sorpresa al hablar de "padres" o usuarios "mayores" en el híbrido entre mensajería o red social, y esto en la práctica significa una cosa: los stickers, los filtros, lo efímero o todo en su conjunto gustan y puede suponer un robo de usuarios, de la edad que sea.

Así, Facebook Messenger, receptor de funciones más relacionadas con el entretenimiento (sin dejar de lado las más funcionales, valga la redundancia) podría ser el producto que sirviese de gancho a quienes optan por la comunicación a base de GIFs y fotos modificadas, de modo que no vean necesidad de irse a otra red social basada en esto como es Snapchat. Una necesidad que también hemos visto intentar suplir con Instagram Stories, el germen de un Snapchat integrado en la parte superior de Instagram (producto de Facebook).

Las miguitas en WhatsApp

WhatsApp es algo que te has de instalar sí o sí para comunicarte con un porcentaje considerable de las personas que conoces

Quizás la estrategia con la app de mensajería por antonomasia (al menos en España) sea distinta porque hablamos de algo que te has de instalar sí o sí para comunicarte con un porcentaje considerable de las personas que conoces (al menos por estadística). Puede aquí haya también una demografía más heterogénea y la necesidad de añadir funciones llamativas como los stickers sera menor, y de ahí que hasta ahora no hayamos visto nada del estilo (los Emoji sí, pero esto es casi inherente a WhatsApp).

WhatsApp

De este modo, más que una estrategia de crecimiento (que va implícita en cualquier negocio) aquí puede que tenga más peso la conservativa, teniendo una app que a grandes rasgos no ha cambiado de manera drástica con respecto a lo que era al inicio y que ha tenido las mejoras justas para que sus usuarios se vean menos tentados con la competencia, como en el caso de Telegram o LINE. No es el mejor y no es el más completo, pero es importante no dejar que la infidelidad se pase por la mente de los usuarios y con estos añadidos y el colchón de la costumbre lo está consiguiendo a la vista de los usuarios.

Entonces, ¿complementar y no competir, Mark?

El equipo que hay tras la triada invencible (y multimillonaria) de apps sociales va a su peculiar ritmo, pero no para de añadir funciones

Lo que está claro es que el equipo que hay tras la triada invencible (y multimillonaria) de apps sociales va a su peculiar ritmo, pero no para de añadir funciones. No en vano, la competencia tampoco se queda quieta y por ejemplo tenemos una videollamada en WhatsApp que no acaba de llegar cuando Google anunció hace meses que iba a darle a esto una app propia.

Facebook cerró su laboratorio tras ocho experimentos y estos recursos, tiempo y dinero también se verán dedicados a los productos que realmente le están reportando beneficios, como son los que hemos visto dentro del top 10 de apps sociales. A la vista además los escarceos de Facebook con los eventos en directo, las noticias y la realidad virtual.

WhatsApp, Facebook Messenger y Micron

Será interesante ver qué será lo próximo que añadan y quién, así como estudiar de cerca qué tal le va a Instagram con las Stories, jugada que puede haber sido maestra teniendo en cuenta al colchón de usuarios y el hecho de tener parte de lo que ofrece la competencia a tiro de tap (sí o sí, porque no pueden deshabilitarse). WhatsApp ahora puede que sea algo más divertida pero seguimos echando en falta otras funciones útiles que vemos en otras como las menciones (que sí tiene Telegram) o el poder iniciar sesión en varios dispositivos a la vez (como muchas otras).

En Xataka Móvil | WhatsApp, Telegram, Facebook Messenger y LINE ¿quién tiene las mejores opciones para grupos de chat?

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos