El iPhone 5 pasa por la mesa de desguace y nos muestra que será un teléfono relativamente fácil de reparar

Síguenos

iPhone 5

Antes de pasar por el servicio técnico, hay quienes prefieren intentar arreglar un smartphone por su cuenta y comprar componentes para ello. No todo el mundo es tan hábil pero siempre se agradece que los fabricantes hagan de esta tarea algo sencillo, dentro de lo que cabe por supuesto que ahí a veces se riñe un poco con el diseño.

iFixit es archiconocida por desguazar todo tipo de gadgets y el iPhone 5 no ha sido una excepción. Gracias a ellos podemos ver componente a componente de que están hechas sus tripas. La buena noticia es que el último teléfono de Apple no será un quebradero de cabeza para los más manitas.

En comparación con otros iPhones, este modelo de cuatro pulgadas es el más sencillo de reparar siendo su puntuación de 7 en una escala de 10, donde este último valor indica que es el más fácil de hacer. Para ello, iFixit argumenta que algunos elementos son muy fáciles de extraer, facilitando así la reparación.

Por ejemplo, uno de los primeros elementos que se quita es la pantalla. Algo bueno y que evita que ésta se pueda romper mientras quitamos los elementos previos. También se ha facilitado la extracción de la batería, ahora es mucho más fácil, si le quitamos la carcasa por supuesto.

Aunque ha mejorado en este aspecto hay otras cosas donde todavía nos lo pone difícil: los tortillos Pentalobe se continúan usando, son difíciles de extraer, el cristal frontal, el panel LCD y el digitalizador van en la misma pieza por lo que aumenta la reparación del terminal si se estropea esta pieza.

Evidentemente este tipo de reparación sólo está recomendado para los más hábiles y aventureros. Si este no es nuestro caso, lo mejor es recurrir a un servicio técnico especializado y, aunque nos cobren más, evitar estropear más el smartphone.

Vía | iFixit

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

20 comentarios