Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Cómo puedo ganar en autonomía: las claves de la batería de Sony

Cómo puedo ganar en autonomía: las claves de la batería de Sony
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
image

Nuestro smartphone nos acompaña a todas partes por lo que es importante que disponga de una duración de la batería óptima. Si salimos de casa por la mañana con la batería cargada y nos quedamos sin batería día sí, día también antes de volver, tenemos un problema. Las soluciones pasan desde ir con el cargador encima e ir buscando enchufes siempre que nos sea posible, hasta simplemente escoger un móvil con una batería que aguante nuestro ritmo de vida.

En este aspecto Sony nos lo pone fácil con unas baterías pensadas para durar pese a tener que alimentar a pantallas grandes, como la del Sony Xperia Z Ultra. Veamos algunas de las características más destacables de estas baterías.

Tanto el Sony Xperia Z1, como el Sony Xperia Z Ultra y el Sony Xperia Z1 Compact disponen de baterías bastante similares. Se trata de una batería de 2300 mAh pensada para que te dure todo el día.

El modo Stamina, la clave para ahorrar batería

Las notificaciones consumen bastantes recursos, y nos llegan muchas constantemente. Algunas de ellas pueden esperar pero las mantenemos puesto que deseamos mantenernos informados. El modo Stamina se aprovecha de este hecho para desactivar todo aquello que no es imprescindible siempre que tengamos la pantalla apagada. Cosas como la WiFi o el tráfico de datos se apagarán pero las llamadas, mensajes y alarmas seguirán activas.

La parte interesante de Stamina es que podemos definir qué notificaciones queremos recibir al instante y cuales sólo cuando abramos el teléfono ¿Facebook puede esperar a que lo abramos pero WhatsApp no? La decisión es de cada usuario, pero cuanto más afinado tengamos nuestro sistema de notificaciones más útil nos será y más nos durará la bateria.

El procesador que mima la batería

procesador

Una de las partes de hardware que más gastan en un móvil, además de la pantalla, es el procesador. Disponer de un procesador rápido y eficiente pero que además no consuma en exceso es básico. Por eso el Qualcomm Snapdragon Quadcore 800 es de gran ayuda, puesto que se trata de un procesador asíncrono, lo que significa que tienes potencia y velocidad cuando la necesitas, pero que cada núcleo se activa de manera independiente y sólo cuando es menester, por lo que sólo consumirás la batería estrictamente necesaria, sin desperdiciar nada.

En este apartado también se suma la GPU, Adreno 330, que pese a ser un 50% más rápida que su antecesora también consume menos batería.

Enlace | Sony Xperia Z1

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos