¿Cuáles han sido los terminales con teclado QWERTY físico más icónicos hasta ahora?

Sigue a Xataka Móvil

Terminales iconicos QWERTY

Buena pregunta. Hasta 2007, fecha de la llegada del iPhone de Apple, un teléfono de gama alta no era destacable si no incluía entre sus características un teclado QWERTY físico, era lo más común y cómodo de la época (tras usar teclados numéricos durante años).

Hace unos días reflexionábamos sobre el interés de los fabricantes por los terminales con QWERTY físicos en terminales actuales, pero, ¿Qué tal si echamos un vistazo por los cinco terminales más destacables del apogeo de dispositivos con QWERTY?

Antes de seguir con el artículo, hay que aclarar que terminales con teclados QWERTY físicos memorables los ha habido “a patadas” a lo largo de los años, sería una tarea imposible reducir la lista a cinco dispositivos definitivos.

Este caso me voy a ceñir a una lista de terminales que yo creo que han sido importantes por varios aspectos concretos y variados a lo largo estos últimos años. Os animo igualmente a defender vuestro TOP 5 personal en los comentarios.

Sin más, aquí va el mío:

BlackBerry 6210

RIM comenzó a lanzar terminales telefónicos allá por el año 1999, pero estos eran una constante experimentación que mezclaba buscas, con teclados y tecnología WAP, nada similar a los terminales actuales.

Llegó el año 2003 y RIM, tras haber lanzado varios terminales que podían realizar llamadas gracias a añadidos externos tales como manos libres por cable, lanzó el terminal definitivo para comenzar su hegemonía que todos hemos conocido: BlackBerry 6210, con un completo teclado QWERTY incluido en su cuerpo.

BlackBerry 6210, la primera BlackBerry tal y como las conocemos ahora mismo, contaba con pantalla monocromática de 160 × 100 píxeles, una memoria interna de 2 MB, unas dimensiones de 113 × 75 × 20 milímetros y una rueda de scroll lateral para navegar por la interfaz.

Este terminal resultó todo un hito gracias a su integración con el servicio Blackberry Enterprise Server, que permitía sincronizar cuentas de correo electrónico corporativo con los terminales móviles, de ahí su boom entre los ejecutivos, que podían leer correos cómodamente en su móvil.

HTC Dream

HTC Dream

Y llegó el primer terminal con Android de la historia. Corría Septiembre de 2008, tras muchos meses de rumores, cuando por fin se presentó el T-Mobile G1, principalmente conocido como HTC Dream, el primer terminal con un SO de Google.

Su apuesta era completamente distinta al iPhone, que había sido anunciado un año antes. El HTC Dream contaba con pantalla táctil, como el iPhone, pero también con teclado QWERTY deslizante y sistema operativo de código abierto.

En cuanto a sus características, encontrábamos un chipset Qualcomm MSM7201A con una CPU ARM 11 de 528 MHz. Su pantalla contaba con 3.2 pulgadas y 320 × 480 píxeles de resolución.

Para rematar encontrábamos una cámara de 3.15 MP, una GPU Adreno 130, 192 MB de RAM, 256 MB de memoria interna y Android 1.1. Fue otro éxito de ventas, pero todavía quedaba mucho por llegar.

Nokia N97

Pasan los años entre éxito y éxito de los distintos terminales QWERTY lanzados por varias marcas y llegamos, finalmente, al Nokia N97, el último gran terminal QWERTY (superventas) de Nokia.

El Nokia N97, lanzado en la segunda mitad de 2009, fue un terminal muy similar al popular Nokia 5800, el segundo en usar pantalla táctil, pero sin renunciar a su teclado físico tan útil y cómodo.

El Nokia N97 contaba con una pantalla resistiva de 3,5 pulgadas con 640 × 360 píxeles de resolución. Su teclado QWERTY era deslizante, y se escondía bajo la pantalla. Sus dimensiones eran de 117 × 55 × 16 mm.

Éste terminal contaba con una cámara de 5 MP con una óptica Carl Zeiss Tessar, doble Flash LED y una apertura f/2.8, conectividad GPS y una memoria interna de 32 GB. No era moco de pavo el terminal, no. Su sistema operativo era Symbian S60 5ª Edición.

BlackBerry Curve 8520

Tras el boom inicial que supuso la ya citada BlackBerry 6210, y tras una larga listas de terminales de todos los tamaños y gamas, llegamos, a mediados de 2009, al terminal de RIM que posiblemente haya sido más popular de los últimos años, la BlackBerry Curve 8520.

No es que fuese precisamente la más potente o la que más características reuniese de toda la saga de terminales BlackBerry de RIM, la BlackBerry 8520, si destacaba por algo, era por ser la más asequible.

Eso, unido a las grandes ofertas con las apareció a la venta (en España al menos), lo convirtieron en el móvil más deseado por toda la chavalería desde su lanzamiento hasta hace un par de años. Fue un rotundo éxito.

Sus características más destacables eran una pantalla de 2.46 pulgadas con una resolución de 320 × 240 píxeles, una CPU de 512 MHz, un trackpad óptico, una cámara de 2 MP, 256 MB de memoria interna, y unas dimensiones de 109 × 60 × 13.9 mm. No olvidemos su teclado QWERTY, que sigue la estela de los aparecidos en la gran mayoría de BlackBerrys y estaba integrado en la parte frontal del dispositivo.

Motorola Droid / Milestone

Justo un año y dos meses después de la presentación del HTC Dream, en Noviembre de 2009, llegaba la primera gran oleada de terminales Android de alta gama (tras el HTC Magic y el HTC Hero).

Dentro de la generación del Nexus One, el HTC Desire y el Samsung Galaxy S, aparecía el Motorola Droid (Milestone en Europa), un terminal puntero con un diseño muy personal y teclado QWERTY deslizante.

El Motorola Milestone fue la forma con la que la compañía se aventuró a probar suerte in-extremis con la plataforma Android, obligada a ello, sobre todo, por la gran crisis comercial que sufría en ese momento (quién le iba a decir que años después sería comprada nada menos que por Google, aunque a esta última le atraigan más sus patentes que la empresa en sí).

Las especificaciones del Motorola Milestone, que era bastante grueso para su época con unas dimensiones de 115.8 × 60 × 13.7 mm (punto en contra frente a su competencia), eran una pantalla de 3.7 pulgadas con 480 × 854 píxeles de resolución. Contaba con una CPU de 600 MHz Cortex-A8, una GPU PowerVR SGX530, 256 MB de RAM, 133 MB de memoria interna, una cámara de 5 MP con doble Flash LED y Android 2.1 Eclair.

El final de un ciclo para los teclados QWERTY físicos

qwerty blackberry

Como podéis comprobar, este tipo de terminales fueron un éxito rotundo hace pocos años, aunque ahora sea difícil encontrar uno entre nuestros conocidos. El esplendor total de este tipo de dispositivos se centra en la época que va desde 2008 a 2010.

Queda claro que, visto el panorama actual, y salvo voluntad extraordinaria de los propios fabricantes, como ya comentamos en el artículo dedicado a esta cuestión, no volveremos a ver muchos más. ¿Resurgirán los teclados QWERTY físicos en un futuro con nuevos diseños más compactos?

En Xataka Móvil | ¿Están pasados de moda los terminales con teclados QWERTY físicos?Motorola MilestoneBlackBerry Curve 8520
En Xataka | BlackBerry 6210 | HTC DreamNokia N97

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios