Sigue a Xataka Móvil

El porqué del Nokia N97 Mini

Es un tema complicado, si lo miramos fríamente las diferencias entre un N97 y su versión Mini se limitan a una pantalla de menor tamaño con 3.2 pulgadas (3.5 en el Nokia N97), o la presencia de una cubierta para la lente de la cámara en el modelo original.

También nos encontramos con un teclado diferente, en el que ha desaparecido el pad direccional, la batería es de menor capacidad con 1200 mAh (1500 mAh en el N97) y cuenta con 8 GB de memoria en lugar de los 32 GB de su hermano mayor. En cuestiones de tamaño, la diferencia real no es muy notable.

Por esto muchos usuarios, sobre todo en la comunidad Nokia, se hacen una lógica pregunta , ¿Qué necesidad había de una versión reducida si el Nokia N97 prácticamente es un terminal nuevo en el mercado?.

Los chicos de The Nokia Blog fueron con esta pregunta al Nokia World 2009 y un portavoz de la empresa finlandesa les intento aclarar la situación, el vídeo a continuación:

Aunque es fácil de seguir, el vídeo está en inglés, por lo que intentaré dar una explicación a algo complicado de defender: podríamos decir que para Nokia el nuevo modelo no es sólo una alternativa compacta al N97, está dirigido a un tipo de cliente al que le importa el diseño, los materiales e intenta estar dentro de las tendencias.

Estas tendencias, nos guste o no, están determinadas por el tamaño de un teléfono como el iPhone, terreno donde el teléfono original sale mal parado, y con esta pequeña reducción, el problema queda solucionado.

Siempre teniendo en cuenta que el cliente tampoco quiere renunciar a las características técnicas de las que hace gala el Nokia N97, como su cámara de 5 megapíxeles, el teclado QWERTY o el conseguido mecanismo deslizante que lo separa de la pantalla.

Hacemos un alto en el camino y os dejo con un vídeo comparativo de ambos terminales, para refrescar la memoria:

Otro valor importante que se nos vende desde Nokia son los materiales utilizados en el Nokia N97 Mini, encontramos acero inoxidable en la cubierta trasera, en la propia cámara o alrededor del marco de la pantalla. Dando al terminal un toque de elemento de representación mayor que el Nokia N97 (demasiado plástico para un terminal de su precio).

Con estos razonamientos sobre la mesa encuentro que el Nokia N97 Mini es realmente el terminal que la empresa finlandesa hubiera deseado hacer, un teléfono prácticamente igual desde el punto de vista técnico, pero con un tamaño, materiales y peso acordes a lo que se demanda en el mercado. También debemos tener en cuenta que estamos en un mercado donde el sector femenino tiene mucho que decir, e históricamente siempre ha preferido teléfonos con las con las cualidades que acabamos de describir.

Sinceramente las razones software no me parecen una excusa correcta, ya que en la próxima actualización estarán presentes en el Nokia N97, tampoco estoy de acuerdo con que el terminal original no sirva como elemento de representación, porque allí donde lo enseñes siempre llama la atención, otra cuestión es saber reconocer que la versión Mini cuenta con un aspecto más conseguido en términos de diseño.

En definitiva nos encontramos ante un tema un tanto subjetivo, en el que el precio parece que tampoco marca las diferencias, así que me gustaría saber vuestra opinión al respecto. Si no queréis participar en los comentarios, espero que al menos lo hagáis en la encuesta que os dejo a continuación:



Vía | The Nokia Blog.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

22 comentarios