Compartir
Publicidad
Honor 7C, análisis: la gama económica suma puntos con diseño metálico y reconocimiento facial
Análisis

Honor 7C, análisis: la gama económica suma puntos con diseño metálico y reconocimiento facial

Publicidad
Publicidad

Nota de Xataka Móvil

Dada la gran cantidad de modelos de teléfonos que encontramos en el mercado de las gamas intermedias actualmente, ser el que despunte por delante de todos es una ardua tarea. Para conseguirlo, los fabricantes aplican por lo general la norma del "más por menos", algo que Honor se está tomando muy en serio.

Lo vimos con el Honor 9 Lite, un gama media que llegaba cargado de bondades a un precio a ajustado, y ahora la marca joven de Huawei repite estrategia con sus nuevos Honor 7A y Honor 7C. Al segundo de ellos, Honor le añade una característica poco común en teléfonos con un rango de precio tan bajo, el reconocimiento facial. ¿Será esto suficiente para despuntar? Vamos a verlo en conjunto en nuestro análisis a fondo.

Honor 7C, especificaciones técnicas

Honor 7C

Pantalla

5,99" HD+ (18:9)
Cristal 2.5D

Procesador

Snapdragon 450

RAM

3 / 4 GB

Almacenamiento

32 / 64 GB + microSD

Batería

3.000 mAh

Cámaras

Trasera: 13+2MP
Frontal: 8MP

Dimensiones y peso

158.3 x 76.7 x 7.8mm
164g

Software

Android 8.0 Oreo
EMUI 8.0

Otros

Lector de huellas, radioFM, BT 4.2, LTE, GPS+GLONASS

Precio

179 euros

Diseño: con el metal por bandera

El Honor 7C llega con una trasera vestida de aluminio antideslizante, un material que si bien no es tan bonito a la vista como el cristal que vimos en el Honor 9 Lite, es mucho más cómodo en mano -sobre todo porque evita los resbalones- y además, es un material más de "batalla", ya que se ensucia con mucha menos facilidad y aguanta mejor los roces.

Este teléfono es bastante ligero para contar con una pantalla de casi 6 pulgadas y una batería de 3.000 mAh, el secreto reside en que el resto del teléfono está compuesto por policarbonato y solo la trasera es de aluminio. Hablamos de 164 gramos que lo hacen muy cómodo en mano. A estas buenas sensaciones al sostenerlo también contribuye su construcción, de líneas curvas y suaves a la vez que transmite solidez y buena compactación, sin elementos que sobresalgan o nos incomoden al sostenerlo.

Perspectivas

Las dimensiones elegidas por Honor para el Honor 7C son bastante contenidas, y nos han dado una experiencia de uso de lo más cómoda, facilitándonos el acceso a los botones, al sensor de huellas y a todos los puntos de la pantalla sin necesidad de realizar posturas poco naturales.

En cuanto al frontal, señalar que está bastante bien aprovechado, con unos marcos bien reducidos, donde su pantalla IPS de 5,99 pulgadas y formato 18:9 tiene un 76.3% de la ocupación. En el marco superior se aloja el altavoz interno y la cámara frontal y en el inferior un pequeño detalle con el emblema de la marca.

Honor 7C

Huawei P20 Lite

Xiaomi Redmi Note 5

Oppo F5

Honor 7X

DIMENSIONES

158.3 x 76.7 x 7.8 mm

148.6 x 71.2 x 7.4 mm

158.5 x 75.5 x 8.1 mm

156.5 x 76 x 7.5 mm

156.5 x 75.3 x 7.6 mm

PESO

164 gramos

145 gramos

180 gramos

152 gramos

165 gramos

PANTALLA

5.99 pulgadas

5.84 pulgadas

5.99 pulgadas

6 pulgadas

5.93 pulgadas

RELACIÓN FRONTAL-PANTALLA

76.3%

80.5%

77.4%

78.1%

77.0%

Como podemos ver la tabla anterior, el Honor 7C comparado con terminales de dimensiones y pantalla similares, tiene un peso que sin ser el más ligero de todos, se mantiene en la media y no resulta nada pesado, algo que como comentábamos anteriormente se nota al sostenerlo en la mano.

En relación a los botones físicos y su alcance, éstos se encuentran situados en el marco derecho del teléfono: dos botones de volumen en la parte superior y justo de bajo de ellos, el botón de encendido. En el marco izquierdo, justo en la parte superior, se encuentra la ranura SIM con una bandeja para dos nano SIM y una tarjeta microSD.

Honor 7c 2

En el marco inferior tenemos un pequeño altavoz externo y junto a él un conector de microUSB (una elección aún común en teléfonos de este tipo de gama) y el jack de 3,5mm bastante ajustado al marco, lo que evita que el terminal "engorde".

Como vemos, el Honor 7C tiene un diseño que aúna elementos de tendencia como la pantalla 18:9 y a la vez otros que nos regalan una buena experiencia de uso como la elección del metal como elemento de construcción, por lo que en este sentido todo han sido sensaciones positivas. Veamos qué tal se ha portado la pantalla.

Pantalla: democratizando los 18:9

Ya hemos visto en el apartado anterior que el Honor 7C también se ha apropiado del formato 18:9 en su pantalla. Pero además de este ratio de aspecto, hablamos de un panel IPS LCD con 5,99 pulgadas y resolución HD+ en el que las esquinas se ondulan gracias a la aplicación del cristal 2.5.

Esta pantalla cuenta con densidad de 249 ppi, una densidad normal para una pantalla de sus características, con la que pudimos percibir una gama de colores bastante amplia y en la que los ajustes predeterminados llegan bien equilibrados por defecto. El nivel de saturación es bueno, aunque la temperatura del color torna levemente a tonalidades más frías, azulando ligeramente cuando estamos ante blancos muy vibrantes.

Honor 7c

Como nos ha pasado probando anteriores modelos de Honor, es de agradecer que los ajustes por defecto sean buenos ya que salvo el brillo y su modo automático, o el ajuste de la temperatura del color, no encontramos ningún otro tipo de ajuste manual relativo a la pantalla en su software.

El nivel de brillo resuelve bien casi todas las situaciones aunque su ajuste automático no es suficientemente rápido en transiciones bruscas

En relación al brillo, uno de los parámetros que pueden ensombrecer la experiencia de uso de una pantalla si no es suficiente, la pantalla del Honor 7C alcanza un máximo de 450 nits. Es un nivel de brillo máximo que sin ser demasiado alto es suficiente, y con el que hemos podido resolver prácticamente todas las situaciones, aunque en exteriores y con el sol incidiendo de manera directa, es casi inevitable tener que ajustar manualmente el brillo al máximo para poder ver la pantalla con claridad.

Pantalla

Incido en lo de "manualmente" pues el ajuste de brillo automático no lleva demasiado bien las transiciones rápidas, y en ocasiones al salir de un interior al exterior con mucha luz, nos hemos quedado con la pantalla oscura más tiempo del que nos hubiera gustado.

Sobre los ángulos de visión diremos que son buenos, y que salvo en puntos muy forzados que nada tienen que ver con el uso normal del teléfono, no nos hemos encontrado más que con leves pérdidas de brillo. Lo mismo podemos decir de la respuesta táctil del panel, rápida y precisa en prácticamente todos los escenarios.

Potencia: un gama media en la media

Como cerebro del Honor 7C el fabricante ha colocado un Snapdragon 450 de Qualcomm, un chip de ocho núcleos funcionando a 1,8GHz de velocidad de reloj y apoyado por 3GB de RAM. Del apartado gráfico se encarga una GPU Adreno 506, y del almacenamiento interno 32GB que podemos ampliar mediante una tarjeta microSD adicional.

Rendimiento

Estamos ante un procesador de gama media al que no podemos exigirle rendimientos en situaciones críticas, pero sí un funcionamiento y respuesta fluidos en un uso del día a día. Y así ha sido, el Honor 7C cumplió durante la ejecución de tares comunes como el uso de aplicaciones y juegos con una demanda de recursos normal, pero sufrió cuando nos pusimos exigentes.

El rendimiento es fluido en el día a día, incluso en multitarea, pero sufre bastante con juegos de alta demanda gráfica

Con juegos de mayor demanda en términos gráficos, nos encontramos con algunos lags y bajadas de fps, pero es algo con lo que ya contábamos al tratarse de un procesador de estas características. Respecto a la multitarea, no hemos tenido cierres súbitos de aplicaciones en segundo plano, y la respuesta ha sido rápida en todo momento.

Esto que hemos visto en la experiencia de uso real se refleja también en los tests sintéticos que podemos ver a continuación, en los que comparamos al Honor 7C con algunos miembros de la competencia de características similares.

Honor 7C

ZTE Blade V9

bq Aquaris U2

ZTE Blade V8

Procesador

Snapdragon 450

Snapdragon 450

Snapdragon 435

Snapdragon 435

RAM

3GB

3GB

2GB

3GB

AnTuTu

47.699

70.273

55.951

45.988

GeekBench

776 / 3.810

753 / 3.754

655 / 2.426

655 / 2.570

3DMark (Icestorm Unlimited)

7.958

12.716

9.922

10.313

PC Mark (Work 2.0)

4.601

4.460

3.720

4.978

Vemos en los resultados de los test que aunque en el apartado gráfico flaquea un poco frente a teléfonos similares, obtiene puntuaciones dentro de lo esperado, lo que se refleja también en el uso del día a día. Por último señalar que el sensor de huellas tiene una capacidad de respuesta muy buena, rápida y precisa, aunque como veremos más adelante, no es la única vía para desbloquear el teléfono.

Autonomía: 3.000 mAh que dan mucho de sí

El Honor 7C incorpora su propio cargador con cable microUSB que alimenta una batería de 3000 mAh, que no cuenta con sistema de carga rápida. Esta batería nos ha dado un buen resultado con un uso normal, el habitual en el día a día de cualquier usuario, aunque sufrió con un uso exhaustivo del terminal.

Bateria

Como decimos, en una jornada normal, en la que las acciones habituales son recibir llamadas, utilizar aplicaciones de mensajería instantánea y navegar por Internet, el teléfono superó el día completo sin necesidad de carga. Las cosas tornaron distintas al subir el nivel de exigencia, especialmente en multitarea o al utilizar la cámara durante mucho tiempo.

Con un uso normal el teléfono alcanzó el día completo de carga, aunque con un uso más exhaustivo ésta mermó más rápidamente

El teléfono obtuvo en la prueba sintética PC Mark un total de 7 horas y 41 minutos de autonomía con la pantalla calibrada a 200 nits, algo que concuerda con el gasto que percibimos con un uso intensivo en la realidad, pero cabe señalar fueron jornadas fuera de lo habitual, en las que exprimimos al máximo las capacidades del terminal para el análisis.

Como decíamos al comienzo, el Honor 7C no cuenta con sistema de carga rápida, algo que parece estar reservado para gamas más altas, así que el tiempo que necesita para llegar al 100% de la capacidad gira en torno a las 3 horas, algo que se encuentra en la media de los dispositivos con una batería de su capacidad.

Bateria

Al igual que otros teléfonos de la marca, en el caso de necesitar que la batería nos dure más, encontramos un modo llamado "modo de ahorro energía ultra" que aumenta considerablemente el tiempo de vida de la batería limitando el uso de algunas aplicaciones.

Software: Android y EMUI 8.0

Este gama media económico llega con Android 8.0 Oreo de fábrica y con la capa de personalización EMUI que también se encuentra actualmente en su versión 8.0, tras dar el salto desde la 5.1 para igualarse con Android. EMUI se aligerado considerablemente en esta versión, pero si dijéramos que no hace acto de presencia estaríamos mintiendo.

Software 1

EMUI se nota, aunque no es algo necesariamente molesto, ya que nos permite utilizar gran cantidad temas para personalizar los iconos y las pantallas del sistema, algo que podemos echar en falta con Android puro. Los iconos se encuentran por defecto sobre la pantalla como en iOS, y al igual que en éste, podemos organizarlos por carpetas.

Si este sistema de organización no es lo nuestro y preferimos el estilo clásico de Android, podemos sacar el cajón de aplicaciones como en otros launchers, opción de personalización que encontramos en los ajustes de pantalla.

Soft 4

En cuanto a uno de los temas espinosos en esto de las capas de personalización, el bloatware, este teléfono no se libra y llega con bastantes aplicaciones preinstaladas como todo el conjunto de Google, juegos, herramientas, la aplicación de salud o un gestor de archivos.

El teléfono llega cargado de bloatware pero todas las aplicaciones preinstaladas se pueden eliminar

Afortunadamente todas se pueden eliminar, aunque no arrastrando la propia aplicación hasta el icono de la papelera, ya que algunas como las de Google nos darán un aviso de "aplicación del sistema". Para hacerlo tenemos que acceder a los ajustes generales del teléfono, y en el apartado de aplicaciones, elegir la que queremos eliminar seleccionando la opción "deshabilitar".

Soft 3

Desbloqueo facial

El Honor 7C incluye algo que es casi una novedad en teléfonos de segmentos tan económicos como el de él. Se trata de la opción de desbloqueo mediante reconocimiento facial, es el sistema nativo de Android que depende tan solo de la cámara frontal, que si bien es un añadido innovador, además -salvo momentos puntuales- nos ha dado buen resultado.

Facial

Este sistema de desbloqueo se puede configurar cuando arrancamos el teléfono por primera vez o más tarde desde los ajustes. En ese momento "registra" nuestro rostro y desde entonces podemos desbloquearlo tan solo con elevar el teléfono a la altura de nuestros ojos.

Funciona bien en casi todas las situaciones, llevemos gafas o no (no de sol, claro) y solo le cuesta atinar cuando no tenemos suficiente luz, no me refiero a interiores o al atardecer, sino cuando estamos casi a oscuras o de noche.

Cámaras: la dualidad no lo es todo

Vamos con otro punto que hoy en día es determinante a la hora de decantarnos por un dispositivo: su equipo fotográfico. De un tiempo a esta parte los fabricantes se han esforzado por darle el mejor cargamento a sus teléfonos móviles en esta materia, y añadir dos cámaras incluso en gamas más bajas, ya no es una novedad.

Esto es lo que ha hecho Honor también en este Honor 7C, incluyendo una cámara dual formada por dos sensores de 13 y 2 megapíxeles, la misma configuración que vimos en el Honor 9 Lite. Estos dos sensores nos prometen el tan deseado modo desenfoque, pero para conseguir unos buenos resultados necesitamos además de un hardware a la altura, un software que añada la pizca computacional correcta. Veamos qué nos ha dejado el Honor 7C.

55cd4c5f 7190 4940 9412 D483e19addec

Con la cámara en modo automático, el Honor 7C nos ha dado unos resultados bastante buenos, eso sí con unas condiciones lumínicas óptimas. La reproducción del color es óptima en casi todos los escenarios retratados (aunque a veces tiende a saturar) y el ajuste de la escena suele ser acertado, con el nivel de ruido bastante controlado.

En el caso de la luz artificial, si ésta es muy baja, no termina de reconocer bien las texturas y en alguna ocasión ha terminado por aplanarlas, pero ha sido en casos de muy poca luminosidad. La velocidad de enfoque sí que sufre algunas variaciones con los cambios de luz, y pasa a ralentizarse cuando ésta escasea.

6d541bd2 F7ef 4339 B726 F90c7a28f62d
Ampliacion

En situaciones de contrastes entre luz y sombra, el rango dinámico no responde todo lo bien que debería y tiende a quemar las luces más altas como las del cielo, tal y como podemos ver en la siguiente fotografía. Esto se podría equilibrar aplicando el modo HDR, aunque los resultados que hemos obtenido con él en otro tipo de situaciones son bastante artificiales y hemos prescindido casi siempre de utilizarlo.

Faddbaa7 750c 43c3 9e39 881cfd83ee93
Hdr

Como la inmensa mayoría de los teléfonos, y sobre todo lo de gamas más modestas, el Honor 7C sufre las consecuencias de la ausencia de luz, y en escenas nocturnas no solo nos hace sufrir un poco con un una capacidad de enfoque mucho más lenta, sino que también la presencia del grano es bastante evidente.

Bd23a03c 6a21 42b7 A906 Fe9468e33298
E6c565ae 946f 4cb2 910d 7846e10b1fd0

En cuanto al modo desenfoque, llamado aquí "modo apertura ampliada", también hemos tenido diferentes experiencias con él. Y es que en ocasiones nos daba unos resultados muy buenos, con un recorte que sin ser de diez, es bastante aceptable para un teléfono de su gama (primera foto) y en otras no era capaz de reconocer objetos o sujetos en segundo plano y terminaba desenfocándolos y convirtiéndolos en un borrón.

6ad8d6d1 8eaf 410a 871a C8afaac35f7b
HONOR 7C Foto sin modo apertura ampliada
C43e2615 B9bf 4dd8 92c2 4794d391fd59
748fa3db 35f1 4797 B223 8bd54909e653

Respecto a la cámara frontal, aquí tenemos una configuración bastante habitual formada por un sensor unitario de 8 megapíxeles que reproduce unos selfies con un buen nivel de detalle y una reproducción de los colores bastante más fiel que la cámara principal, por lo que los resultados con luz natural son bastante buenos. Como buen móvil chino que se precie, cuenta con un modo belleza que salvo que quieras que no te reconozcan en las fotos, no recomendamos utilizar en sus niveles más altos.

Modo Belleza Max

En cuanto al software, éste cuenta con dos opciones dentro del modo automático: apertura ampliada y modo retrato. La apertura ampliada es la que nos da el efecto desenfoque y el modo retrato aplica el filtro belleza a los rostros. Tenemos también un modo profesional que nos permite ajustar a nosotros mismos parámetros como la sensibilidad ISO, la exposición, o el balance de blancos. Se accede a este modo deslizando la pantalla hacia la izquierda, un modo bastante poco intuitivo y que solo responde con el móvil en posición vertical.

Camara Soft
Software Camara

Honor 7C: la opinión de Xataka Móvil

Tras analizar el Honor 7C nos quedamos con buenas sensaciones a pesar de que como hemos visto en algunos de los apartados, se ciñe bastante lo que puede ofrecernos un teléfono de su gama. Es muy interesante ver cómo elementos que se presumen de gamas superiores como el reconocimiento facial o la cámara dual, dan el salto a teléfonos de menos de 200 euros.

Dscf6080

En el caso del Honor 7C, si nos despojamos del prejuicio de que es un teléfono de gama media baja y lo disfrutamos como un usuario normal, que no lo lleva al extremo en materia de potencia o que no es demasiado exigente con la cámara, podemos tener una experiencia muy completa y satisfactoria con él.

El Honor 7C es un teléfono preparado para competir en su gama y que sobresale gracias al elemento añadido del desbloqueo facial que además, y como hemos podido comprobar, funciona bastante bien

Es cierto que no podemos ejecutar juegos demasiado exigentes -especialmente en cuestión de gráficos- pero para el uso diario cumple con creces todas las expectativas y podemos decir que dentro del abanico de posibilidades que las gamas más económicas nos han dejado este año, es sin duda una opción muy interesante a tener en cuenta.

7.3

Diseño8
Pantalla7
Rendimiento7.25
Cámaras7
Software7.5
Autonomía7

A favor

  • Diseño con marcos ajustados
  • Es ligero
  • El reconocimiento facial responde bien

En contra

  • Demasiado bloatware
  • El software de la cámara no es nada intuitivo

El teléfono ha sido cedido para las pruebas por Honor. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas
Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos