Publicidad

TCL 10L, primeras impresiones: precio accesible para un móvil atractivo y con cuatro cámaras
Móvil y sociedad

TCL 10L, primeras impresiones: precio accesible para un móvil atractivo y con cuatro cámaras

Publicidad

Publicidad

Tras el TCL Plex, primer smartphone con Android que el fabricante chino trajo a Europa en 2019, la marca ha renovado su catálogo con tres teléfonos, los denominados Series 10. Y he podido probarlos: no es mala apuesta para la gama a la que van dirigidos. En especial el más accesible de todos: el TCL 10L.

La gama media con Android se encuentra tan nutrida de marcas y modelos que cuesta encontrarle un hueco a un 'nuevo' fabricante. No es que TCL se estrene en la fabricación de móviles ya que la marca china tiene amplia experiencia, pero tampoco se ha prodigado mucho en Europa; de ahí que quiera cambiar la tendencia con tres nuevos modelos: los Series 10. De entre los tres teléfonos es el TCL 10L el que ofrece una mejor relación calidad/precio: tras mi primera prueba puedo corroborarlo.

Ficha técnica del TCL 10L

TCL 10L

DIMENSIONES Y PESO

162,2 X 75,6 X 8,4 mm
180 gramos

PANTALLA

LCD con resolución FHD+ de 6,43 pulgadas

PROCESADOR

Qualcomm Snapdragon 665

GPU

Adreno 610

MEMORIA RAM

6 GB

ALMACENAMIENTO INTERNO

64 GB EMMC
Memoria SD de hasta 256 GB

CÁMARA TRASERA

Cuádruple cámara:
48 MP, f/1.8, amplitud de 79 º, tamaño del píxel de 0,8 μm
8 MP súper gran angular, f/2.2, amplitud de 118 º, tamaño del píxel de 1,12 μm
2 MP macro, f/2.4, amplitud de 79 º, tamaño del píxel de 1,65 μm
2 MP profundidad, f/2.4, amplitud de 86,6 º, tamaño del píxel de 1,65 μm

CÁMARA DELANTERA

16 MP, f/2.2, amplitud de 75,3 º, tamaño del píxel de 1,0 μm

BATERÍA

4.000 mAh

SISTEMA OPERATIVO

Android 10
Capa personalizada TCL UI

CONECTIVIDAD

4G
WiFi de doble banda
Bluetooth 5.0

GPS
NFC
USB C 2.0<

OTROS

Lector de huellas trasero
Conector de auriculares

PRECIO

229 euros

Muy buena construcción y diseño elegante

Tcl 10 Lite

TCL añade tres móviles más a su catálogo de teléfono único ofreciendo un smartphone para casi cada necesidad. Por un lado está el TCL 10 Pro, para quienes desean mejores especificaciones; también está el TCL 10 5G, con la nueva conectividad como característica abanderada; y por último llega el TCL 10L, más contenido en especificaciones y sin que vea reducidas en exceso las especificaciones. Por ello, es un teléfono contenido que ofrece una construcción de alta calidad. En mano se nota.

Se muestra sólido, de grandes dimensiones y no muy pesado. El tacto es algo resbaladizo, pero tampoco demasiado. El móvil aprovecha bien el frontal gracias al agujero en pantalla para la cámara: el TCL 10L presenta un panel LCT de corte recto y sin los bordes curvados de su hermano mayor, el TCL 10 Pro. Los marcos se aprecian a simple vista sin ser exagerados, un detalle que también acusa la 'barbilla' inferior.

Tcl 10 Lite

Botones de volumen y encendido en el costado derecho, botón dedicado a Google Assistant en el lado izquierdo junto a la bandeja de SIM (doble, para dos SIMs o SIM y tarjeta SD), el TCL 10L incluye USB C y salida del altavoz externo en la parte inferior, el lector de huellas trasero es capacitivo (rápido y fiable tras mis primeras impresiones) y los cantos de la cara posterior se ven suavizados para así favorecer el agarre. El conjunto logra suma elegancia y cierta distinción, sobre todo por su apariencia trasera.

Pantalla grande y bien aprovechada

Tcl 10 Lite

El TCL 10L hace gala de un panel LCD con resolución FHD+ (1080 x 2340 píxeles). Sus dimensiones son holgadas, de 6,53 pulgadas de diagonal. Dichas dimensiones consiguen que el móvil se haga algo grande, aunque no exagerado si se compara con la tendencia de la gama media. De hecho, TCL sigue dicha tendencia incluyendo un agujero en la esquina izquierda para la cámara frontal.

Tcl 10 Lite

La pantalla se ve bastante bien a tenor de mis primeras impresiones. Buen equilibrio de color, brillo suficiente para la mayor parte de condiciones (falta comprobar en exteriores) y sin demasiado rastro de saturación de serie. TCL incluye tecnología propia de pantalla, NXTVISION, un sistema de calibración automático especialmente pensado para la reproducción multimedia. Con vídeos y juegos la experiencia es muy positiva, también ayuda la inmersión que proporciona el panel con ratio 19.5:9; solo entorpecido por el agujero frontal de la cámara.

El procesador elegido para el TCL 10L ofrece solvencia más que de sobra: el Snapdragon 665 es potente, rápido y llega cargado de conectividad, incluido el NFC

No hay demasiadas sorpresas en términos de potencia: el TCL 10L apuesta por un procesador de probada solvencia, aunque con un año en el mercado: el Qualcomm Snapdragon 665. No me topé con ralentizaciones notorias, tampoco con saltos al cambiar entre aplicaciones: el móvil posee un desempeño más que aceptable. A ello colaboran los 6 GB de memoria RAM; quedándose algo justo en términos de almacenamiento: 64 GB EMMC.

Con 4.000 mAh de batería no parece que el TCL 10L vaya a sufrir lejos del enchufe, al menos durante la jornada diaria. En esta línea se encuentra el software incluido: capa personalizada TCL UI sobre Android 10. Dicha capa no abusa de las aplicaciones preinstaladas ya que posee lo necesario para que no se eche de menos nada una vez el móvil sale de la caja. Actualizado, con todo lo que ofrece Google y cierto aspecto 'Android stock'.

Cuatro cámaras traseras y grabación en 4K

Tcl 10 Lite

Tras mi primera toma de contacto con el TCL 10L el teléfono se mostró versátil en posibilidades con una app de cámara que promete exprimir el conjunto de sensores, lentes y tecnología incluidos. A falta de analizar los resultados a fondo, diría que el teléfono se muestra en la línea de lo esperado por la gama a la que pertenece. Y sin que se echen de menos el modo retrato, el gran angular o las fotos en en macro, perfectas para captar los detalles bien de cerca.

El TCL 10L incluye un sensor de 48 megapíxeles Samsung S5KGM1 que utiliza la tecnología 'pixel binning' para combinar cuatro píxeles en uno. Con una apertura de f/1.8, este sensor se muestra ágil en las tomas sin que el TCL 10L penalice con lentitud en el guardado de las imágenes: el proceso se realiza de manera adecuada. Tampoco queda lastrado el gran angular: con una apertura f/2.2, dicho sensor posee un objetivo capaz de capturar 118º de la escena.

HDR, modo profesional, desenfoque de fondo y retrato en tiempo real, grabación en 4K, stop-motion, cámara lenta e Inteligencia Artificial con la que identificar la escena y elegir los mejores valores para fotografiarla: el software de captura del TCL 10L es suficientemente completo.

No es mala elección para el precio

Tcl 10 Lite

A falta de analizarlo en profundidad ya que todo lo anterior son unas primeras impresiones tras la toma de contacto, el TCL 10L no me pareció mal teléfono, tampoco resulta caro para todo lo que ofrece. Suficiente capacidad, actualizado en software, con un conjunto fotográfico suficientemente versátil, la pantalla es de gran calidad, aprovecha bien la cara delantera y no prescinde ni de jack de auriculares ni de NFC, lo cual le hace apto para los pagos móviles, por ejemplo. Y por 229 euros queda en la línea de teléfonos como el Realme 6, el Xiaomi Redmi Note 8 Pro o el Huawei P30 Lite. Son duros contrincantes del TCL 10L, cada uno con sus ventajas e inconvenientes en comparación, pero no suponen una exagerada mejora en prestaciones. Al menos sobre el papel.

TCL apuesta fuerte con su nueva gama de teléfonos, especialmente en el caso del TCL 10L. Quizá no sobresalga en nada concreto, pero sí que mantiene un buen equilibrio de especificaciones para el precio con el que parte en Europa. Por lo que he podido probar, el teléfono ofrece lo necesario para obtener una grata experiencia Android: no le puedo sacar demasiadas pegas tras mi primer contacto. A falta de analizarlo en profundidad, diría que no es mala opción para quien busque un buen teléfono por algo más de 200 euros y no desee quedarse con las marcas habituales de esa franja.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios