Sigue a Xataka Móvil

Parece que las medidas que algunos proponen aplicar a los móviles en el cine llegarán a algunos lados bien pronto. Y si no lo hacen habrá que atenerse a las consecuencias, como les pasó a varios jóvenes en un cine de Arlington, Texas, del cual fueron expulsados por leer un mensaje SMS.

El cine tiene una política de no permitir el uso del móvil, no solo para hablar, sino para cualquier cosa, para evitar molestias al resto de espectadores, supongo que por la luz o por ruiditos al pulsar las teclas.

Me parece un poco exagerado el llegar a expulsarles de la sala, pero tal vez sea la única solución para poder ver una película por la que has pagado tu buen dinero tranquilo.

Vía | Textually.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

4 comentarios