DoCoMo será el principal socio de Samsung para distribuir smartphones Tizen en 2013

Síguenos

Tizen

Introducir un nuevo sistema operativo en el mercado nunca es una tarea fácil, especialmente en el sector del móvil donde Android y iOS se llevan casi todo el pastel con unas diferencias abrumantes respecto a una competencia que su mayor logro es luchar por la tercera posición.

En este escenario, Samsung ya ha demostrado en varias ocasiones que no quiere depender sólo de Android y por ello desarrolla más móviles con sistemas como Windows Phone o Bada. El siguiente paso: Tizen. Su nuevo aliado: NTT DoCoMo.

El fabricante coreano ha decidido unir fuerzas con la operadora nipona para darle el empujón definitivo a Tizen y que salga adelante lo antes posible. El objetivo es comenzar a distribuir dispositivos con este sistema operativo en el 2013. Aunque ya sabemos que del dicho al hecho hay un trecho.

Algunos medios especulan que en el Mobile World Congress veremos la primera versión, algo similar a lo que ocurriera el año pasado con Firefox OS. En cualquier caso, no hay nada confirmado por ninguna de las partes implicadas por lo que de momento no se trata más de especulaciones.

Tizen, ¿cuál será su lugar en el mercado?

Tizen

Con el lanzamiento de Tizen, es el momento de preguntarse cuál es su lugar o a qué pretende aspirar. BlackBerry y Windows Phone luchan claramente por la tercera posición, ante la resignación de ver cómo a día de hoy resulta muy difícil bajar a los primero y segundo de sus respectivas posiciones.

Tizen, como Firefox OS, tiene una baza muy interesante a su favor: ser un entorno libre. Gracias a esto, Android ha crecido tanto. No tanto por su filosofía intrínseca sino por su facilidad para correr en cualquier hardware y dar soluciones a empresas que son buenas haciendo dispositivos pero no tanto con el software.

Es cierto que Android también es libre. Sin embargo, esta condición se puso sobre la mesa de debate cuando Google presionó a Acer con el lanzamiento de una versión del sistema operativo con una serie de diferencias respecto al código sobre el que se parte.

Quizá este sea su fuerte pero claro, ahora también hay que convencer a muchos fabricantes a que adopten Tizen y no Android u otro sistema abierto. Esto es difícil, aunque sería lo ideal porque al final que haya una mayor diversificación de opciones es bueno para el consumidor.

Hablando de él, su perspectiva es importante. ¿Tizen tendrá versión de aplicaciones multiplataforma que para algunos son requisito para adquirir un teléfono? El ejemplo más claro es Whatsapp.

Vía | TechCrunch

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

17 comentarios