Orange centra la atención de los reguradores por la compra de Simyo y por irregularidades con la portabilidad

Sigue a Xataka Móvil

Denuncias y sanciones a Orange

Prácticamente ningún operador se libra de las denuncias y sanciones que aplican los reguladores del sector a los operadores de telefonía móvil en España por no cumplir las normas que velan por la competitividad del mercado y la protección de los consumidores ante posibles abusos, pero no es tan habitual ver que un operador como Orange acumula la atención de los principales reguladores por diferentes asuntos.

Por un lado a la CNC en Defensa de la Competencia por la compra de KPN y por otro lado a la CMT que investiga irregularidades en las portabilidades hacia Orange y sus OMVs.

La venta de KPN debía haberse notificado antes

CNC abre expediente sancionador a Orange

Aunque la compra de Simyo por Orange fue autorizada en primera fase por la CNC el 13 de febrero de 2013, el regulador ha decidido incoar expediente sancionador a Orange por ejecutar una operación de concentración de tal envergadura antes de notificarla y hacerlo con dos semanas de retraso desde que se ejecutó el 14 de diciembre.

Para la resolución del expediente aún habrá que esperar seis meses y será a partir de entonces cuando conoceremos si existe algún elemento por el que Orange vaya a ser sancionada finalmente por este asunto.

Orange y sus OMVs denunciados por interferir para evitar que Vodafone contraofertara las portabilidades

Son sobre todo los OMVs los que llevan más tiempo quejándose de cómo los agresivos métodos de retención de los operadores tradicionales que aplican cuando uno de sus clientes solicita portabilidad a otro operador les perjudica por el coste que supone la tramitación de una portabilidad que en muchas ocasiones, se solicita con la única intención de recibir una contraoferta del actual operador, lo que perjudicaría una competencia “sana” al fomentar que solo unos pocos se beneficien de las mejores ofertas.

Pero ahora son los OMVS que operan bajo red de Orange y el propio Orange los que, en contra de lo establecido, presuntamente habrían interferido en el funcionamiento normal durante el proceso de portabilidad impidiendo la libertad de elección del usuario en caso de esperar una contraoferta que si bien no es obligatoria, si debe permitir la cancelación de la portabilidad de manera efectiva.

Así, Orange y OMVs como Jazztel, Simyo, MÁSMÓVIL, Happy Móvil, Carrefour o Día presuntamente habrían ocultado fraudulentamente la fecha y hora real en la que los usuarios solicitaron portabilidad durante todo el mes de julio de 2012 para acumularlas intencionadamente y tramitarlas en el Nodo Central a determinadas horas del día para que Vodafone no pudiera contraofertar ni cancelar la portabilidad si el cliente cambiaba de opinión.

Tras varios intentos de la CMT para que estos operadores aportaran las solicitudes de portabilidad requeridas y la imposibilidad de éstos para demostrarlo entregando los documentos que debían custodiar durante mínimo cinco años, el regulador supone un “presunto incumplimiento” de la obligación de posesión de las solicitudes además de por las irregularidades en la hora de tramitación de las solicitudes.

Se trata por tanto de una sanción administrativa que puede ser calificada como muy grave aunque para su resolución aún habrá que esperar bastante ya que existe un plazo máximo de un año para que lo operadores demuestren la documentación en regla y el plazo de alegaciones no tendrá una duración inferior a un mes.

Más información | CMT | CNC.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

3 comentarios