Compartir
Publicidad

Orange y la UPV muestran las capacidades del 5G en aplicaciones de robótica y coches conectados

Orange y la UPV muestran las capacidades del 5G en aplicaciones de robótica y coches conectados
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Llevamos ya algún tiempo asistiendo a distintas pruebas y demostraciones de las capacidades de las redes 5G que ya se instalan en distintas partes del mundo. Orange es uno de los grandes operadores de nuestro país y, como tal, contará con infraestructura propia y hoy, junto con la Universidad Politécnica de Valencia, ha mostrado algunas de las capacidades de la quinta generación de comunicaciones móviles.

El evento se ha celebrado en la ciudad de Valencia, y allí se han dado cita responsables de ambas partes, de Orange y de la UPV, para demostrar qué se puede hacer con el 5G en campos como el de la robótica y el de los coches conectados. Allí, con ayuda del equipamiento de ZTE y en las bandas 3,6-3,8GHz, se ha llevado a cabo la demostración.

Robots y vehículos a distancia y en tiempo real

El brazo robótico manejado a través del 5G de Orange El brazo robótico manejado a través del 5G de Orange

La primera de las pruebas se ha centrado en el control de un robot a través de la red 5G de Orange. En el experimento, una cámara de alta resolución ha sido la encargada de recoger e interpretar los movimientos de un brazo humano para convertirlos en comandos, transmitirlos a través de 5G y que el robot los replicase en tiempo real y sin retardos.

Tanto en la prueba del control del robot como en la conducción a distancia se ha mostrado el potencial del 5G por su gran ancho de banda y su baja latencia

En esta prueba se ha demostrado no sólo el gran ancho de banda que permite la red 5G sino también su baja latencia, enseñando una replicación de los movimientos del lado del robot casi en tiempo real, con un retraso mínimo e inimaginable si se emplease una red como el 5G actual.

Cuenta Orange que esta aplicación del 5G sobre la robótica es útil en distintos sectores industriales ya que evita el desplazamiento de trabajadores especializados, que pueden así comandar distintos robots y accesorios a distancia como si estuviesen en persona, reduciendo así los tiempos de ejecución de cada proceso.

El habitáculo del conductor remoto

En la otra prueba, Orange y la UPV han mostrado la capacidad del 5G en el manejo remoto de vehículos conectados. Mediante el uso de cámaras como en el caso de los robots, aunque en esta ocasión ubicados en los propios vehículos para el reconocimiento del entorno y enviadas al conductor remoto, la prueba ha permitido la conducción a distancia, de nuevo, sin retardo.

Además de esta prueba de conducción, también se ha comentado que se estudia la posibilidad futura de que sean las propias cámaras las que se encarguen de identificar obstáculos del entorno como peatones, ciclistas y objetos de la propia calzada y el mobiliario urbano. De esta forma, el vehículo podría dirigirse de forma prácticamente autónoma evitando colisiones.

Orange, la UPV y el Global 5G Event

Orange y la UPV

Manuel Sánchez Malagón, director de Planificación de Red de Orange España, ha aprovechado el evento para ensalzar las virtudes de las redes 5G, "más fiables" y que permiten "conexiones flexibles y adaptables al entorno, baja latencia y más disponibilidad de objetos conectados". Para Sánchez Malagón, el 5G cambiará la forma en que nos relacionamos con el mundo y ha confirmado que Orange apuesta fuerte por el 5G: "En Orange España queremos participar activamente en la maduración de esta tecnología".

Por su parte, Narcís Cardona, director del Instituto iTEAM de la Universidad Politécnica de Valencia, y organizador del Global 5G Event, ha dejado claro que las pruebas realizadas son los primeros resultados del VLC-Campus 5G, además de indicar que será en el campo de la industria "y no sólo en los terminales de bolsillo, donde el 5G tendrá mayor impacto en la próxima década".

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio