Compartir
Publicidad

Las cámaras dobles invadirán muy pronto la gama económica de Samsung, gracias a sus nuevos sensores

Las cámaras dobles invadirán muy pronto la gama económica de Samsung, gracias a sus nuevos sensores
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una de las críticas que persiguió a Samsung el pasado año 2017 fue la relativa a su lentitud para incorporarse al mercado de los teléfonos con doble cámara. Se esperaban para el Galaxy S8 pero no llegaron y tuvo que ser el Galaxy Note 8 el que las montase por primera vez. Samsung quería debutar con sus sensores propios, los ISOCELL, y tardó más de la cuenta en presentar su primera solución.

Los ISOCELL Dual debutaron, por tanto, a bordo de un líder de catálogo como el Note 8, y también se esperan en los próximos Galaxy S9 y Galaxy S9+, pero ahora Samsung ha confirmado que sus dobles lentes están listas para enfrentarse a teléfonos con menor potencia. Los sensores se han rediseñado y ahora incluyen algo de ayuda extra, haciéndolos óptimos para gamas más económicas.

Dos juegos de sensores con procesado integrado

Isocell Dual

Las características estrella de los sensores ISOCELL Dual hasta el momento están bastante claras. No sólo hablamos de la capacidad para ejecutar desenfoques selectivos, lo que en otros fabricantes se conoce como modo Retrato o modo Estéreo, y que Samsung llama Live Focus. También hablamos de la mejora de las fotografías con baja luminosidad, el low-light shooting o LLS.

Desde Samsung anuncian que su línea de sensores ISOCELL Dual ya tiene dos nuevos miembros, uno que respeta esas características pero se adapta, tanto en resolución como a nivel de software, a teléfonos menos exigentes en cuanto a potencia. Dos nuevos sensores, uno con 13 y 5 megapíxeles formando pareja, y otro con dos sensores gemelos de 8 megapíxeles.

Dos nuevos juegos duales, de 13+5 y de 8+8 megapíxeles, ambos con el procesado integrado en el sensor

Dejamos atrás, por tanto, la época en la que Samsung sólo contaba con su solución de 12 megapíxeles formando parejas para sus líderes de catálogo. Los coreanos disponen ahora de dos nuevos sensores de bajo coste y que requiere de menos potencia para funcionar, dos sensores que cuentan con una particularidad para aliviar la carga en los teléfonos más económicos.

Como afirma Samsung, el nuevo sensor se convierte en la primera solución total para cámaras duales pues es el propio sensor el que incorpora el software para gestionar las cámaras, aliviando así el peso de procesamiento del teléfono móvil y habilitándolo para ser montado junto a cerebros de todo tipo.

Así pues, sólo resta esperar a que estos dos nuevos ISOCELL lleguen en algún dispositivo, bien del propio catálogo de Samsung o de alguien de su competencia. Será interesante ver cómo rinden en condiciones de buena y mala iluminación, y a qué velocidad son capaces de ejecutar los distintos algoritmos para producir el desenfoque. Según Samsung, serán rápidos independientemente del procesador. Veremos.

Vía | Samsung
En Xataka Móvil | Samsung, Apple, Huawei: las grandes marcas son aún más fuertes cuando juegan en casa

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio