Publicidad

Fascroll: una app que permite controlar el navegador usando la cara

Fascroll: una app que permite controlar el navegador usando la cara
3 comentarios

Cuando Apple desarrolló un complejo sistema de reconocimiento facial compuesto por sensores infrarrojos, sensores de luz, proyectores de puntos y demás, lo hizo con el propósito de poder desbloquear el teléfono y autenticarnos en apps. No obsante, alguien ha pensado que hay un mejor uso.

Fascroll es una curiosa aplicación que nos permite controlar el comportamiento del navegador a través de nuestros gestos faciales. En otras palabras, hacer que podamos hacer scroll hacia arriba, hacia abajo o cerrar el navegador según la cara que pongamos.

Controlando el navegador con la cara

Fascroll

Los desarrolladores de Fascroll explican que la aplicación es de gran utilidad si tenemos los dedos sucios o húmedos, o en cualquier otra situación en la que no tengamos las manos disponibles (aquí ya es cuestión de echarle imaginación).

Podemos configurar la dirección del scroll y el cierre del navegador con nuestra cara. Cada función se corresponde a una cara, la cual está expresada con un emoji

¿Cómo funciona? Utilizando los sensores de Face ID para detectar la cara que estamos poniendo. Podemos configurar varias caras, que quedan expresadas mediante emojis para que sean fáciles de entender. Cada una de estas caras es ajustable a las tres funciones que tiene la app: scroll hacia arriba, scroll hacia abajo y cerrar el navegador.

Image 2020 04 08 12 03 27 Este emoji muestra en tiempo real la cara que estamos poniendo. Si cambiamos de cara, cambia el emoji y se realiza la acción.

Cuando estamos navegando, en la esquina inferior aparece un emoji que muestra en tiempo real la cara que está detectando. Así es incluso más fácil memorizar lo que hay que hacer para que el scroll se comporte de una u otra forma.

Según la cara que pongas el scroll se comportará de una forma u otra o se cerrarán las pestañas que tienes abiertas.

La aplicación nos ha sorprendido porque, en primer lugar, funciona sorprendentemente bien. El iPhone cuenta con la tecnología más avanzada a nivel de reconocimiento facial y la aplicación se ha programado correctamente para que reconozca nuestras caras. Por otro lado, no hay que ser demasiado exagerado. Es decir, aunque estemos poniendo caras para navegar conservaremos algo de dignidad ya que no hay que forzar demasiado el rostro.

Aparte de ser útil en ciertos momentos y bastante divertida, la aplicación es una buena muestra de hasta dónde puede llegar la precisión de los sensores de reconocimiento facial de Apple

Aparte de lo divertida y curiosa que puede ser la app, es un ejercicio para demostrar hasta qué punto puede llegar Face ID si se trabaja una aplicación con Arkit y el Core ML de Apple. Como es de esperar, la aplicación tan solo funciona con dispositivos con Face ID integrado, es decir, a partir del iPhone X. Tiene un precio de 1,09 euros, bastante bajo teniendo en cuenta la tecnología que hay detrás.

Fascroll

Fascroll

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios