Compartir
Publicidad
Smartphones y Bitcoins: lo que podemos (y no podemos) hacer con la moneda virtual y el teléfono
Aplicaciones

Smartphones y Bitcoins: lo que podemos (y no podemos) hacer con la moneda virtual y el teléfono

Publicidad
Publicidad

Bitcoin es una tecnología ya madura, que ha demostrado seguridad y un funcionamiento eficiente, pasando ya el hype inicial e intentando llegar al mercado 'mainstream'. Son muchas las alternativas existentes en el mercado, todas ellas accesibles y relativamente fáciles de utilizar, pero... ¿y si queremos meter Bitcoin en nuestro teléfono?.

Esa es la pregunta que hoy vamos a resolver. ¿Qué posibilidades existen para manejar Bitcoins con el smartphone? Su precio ahora se ha estabilizado y se plantea como una opción de pago más en nuestro bolsillo, un tema esencial en el mundo móvil. ¿Podemos hoy pagar con Bitcoins desde nuestro smartphone? ¿Para qué puede utilizarse un teléfono inteligente en lo relacionado con el mundo Bitcoin?

Así son las apps que existen

Al igual que los monederos, son decenas, cientos de diferentes aplicaciones las que actualmente están publicadas en las respectivas tiendas de cada plataforma. Muchas se corresponden con los monederos existentes (y necesarios para gestionar nuestro saldo), permitiendo un acceso sencillo, rápido y directo para conocer los detalles de nuestra cuenta y realizar pagos.

Bitcoin Wallet (Android), Blockchain (Android, iOS), Coinbase (Android, iOS) o Bitcoin Can (Windows Phone) son solo algunas de las opciones existentes. Todas ellas tienen un nexo en común: permiten comprobar nuestro saldo, y en la mayoría de casos también realizar operaciones de envío o recepción de fondos con otras cuentas.

Basecoin App Android Store
Estas son algunas de las apps que salen al buscar 'Bitcoin' en Google Play Store

Una de las características más interesantes de tener una aplicación de gestión de Bitcoins en nuestro teléfono es que podremos crear rápidamente los elementos necesarios para obtener o aportar la información e iniciar el proceso. En el caso de querer pagar algo, muchas aplicaciones ofrecen un escáner de códigos QR o incluso la sincronización vía NFC, que con simplemente acercar dos teléfonos ya lo podremos completar.

Si queremos recibir un pago (en otras palabras, cobrarle algo a alguien que tengamos al lado), el proceso es parecido. Las aplicaciones de Bitcoins te permiten crear códigos QR que enseñar al pagador, el cual escanea y completa el proceso. Si no, NFC es una gran alternativa de uso trivial y bastante común.

Basecoin App Android

¿Cuál utilizar? Ante tal avalancha de oferta es difícil decidir, pero sin duda alguna recomendaría optar por aplicaciones oficiales o pertenecientes a las grandes plataformas. Recientemente estoy probando la app oficial de Coinbase aprovechando la entrevista que en Xataka le hicimos a Brian Armstrong, su CEO, y he de reconocer que es una de las más completas y a la vez sencillas de utilizar.

Lo que podemos hacer con los bitcoins

Es un tema muy manido, pero que no está de más recordar. En los últimos meses no ha habido grandes cambios en el modo de utilizar los Bitcoins, y tanto su extracción, su su teoría económica y también su seguridad se mantienen con mínimos cambios. El paso del tiempo ha hecho que, obviamente, las aplicaciones avancen para ser más seguras y el hardware de minado aún más rápido.

El precio de los Bitcoin es ahora relativamente estable, tras el pico de hace casi dos años (5-6 de diciembre de 2013) en el que se llegaron a superar los 1.100 dólares por cada BTC. Actualmente se mueven en torno a los 250 dólares cada BTC, aunque por supuesto las fluctuaciones futuras podrían tanto encarecer su valor como lastrarlo por los suelos.

Coindesk Bpi Chart

¿Y qué podemos hacer con esto de los Bitcoins? Pagar o cobrar, claro. Se pueden realizar de múltiples formas, aunque la más común es utilizar el identificador único del monedero ya se aportando el nuestro (si queremos recibir un pago) o con el identificador de nuestro cobrador (si lo que queremos es pagar algo). Esta tarea, como hemos visto anteriormente, puede facilitarse a través de algunas funcionalidades que ofrecen algunas apps.

¿Qué o a quién podemos pagarle con Bitcoins? No es una pregunta sencilla. Empezaremos por el segundo punto: dos personas, ambas con un monedero de Bitcoins, pueden transferir la cantidad que deseen entre ellos, en cualquiera de los dos sentidos (siempre que ambas estén de acuerdo, obviamente). El proceso, como ya hemos dicho, es realmente sencillo, rápido y eficaz.

Otra cuestión muy diferente es comprar objetos con Bitcoins. Por buena parte del mundo económico no es una opción bien vista, pero tiene su importancia en el mercado y su valoración es abismal, dependiendo por supuesto de la fluctuación en su valor de cambio con las monedas, digamos, "reales", las tradicionales.

Bitcoin Accepted Here

¿Dónde utilizar Bitcoins para comprar bienes tangibles? Existen varias listas de tiendas online, como por ejemplo esta de webs que aceptan el pago en BTC y donde podemos encontrar todo tipo de categorías de productos. Si lo que estamos pensando es en tiendas físicas también existen algunos directorios, como Bitcoin Maps donde se recopila de forma muy visual los establecimientos que permiten el pago a partir de BTC. Por ejemplo, este es el resultado si buscamos en la zona centro de Madrid:

Madrid bitcoin Shops

¿Dónde gastar Bitcoins en Madrid?

Hay unas cuantas tiendas, en torno a la centena

Aunque, como decíamos, los Bitcoins ya son una tecnología madura y con un cierto recorrido, su implantación es aún minoritaria en lo referente a tiendas físicas. Es difícil encontrar una tienda que admita le pago con Bitcoins, aunque en caso de tener que hacerlo el proceso es tan trivial como enviar un pago a la dirección dada por el vendedor, y listo.

¿Problemas? También, en forma de malware

A pesar de que un smartphone es un elemento inútil como herramienta para minar Bitcoins debido a su escaso potencial frente a otras plataformas hardware, no son pocos los casos en los que se ha encontrado malware que "roba" capacidad de proceso para minar Bitcoins y que terceras personas obtengan unos ciertos beneficios. Por ejemplo, en PCMag aseguran que se necesitan 14 millones de smartphones para minar un único Bitcoin. ¿Es factible?

Estos casos empezaron a surgir a mediados de 2014 (The Inquirer, Ars Technica, The Guardian, Lookout) con unas pocas apps de Android infectadas, disponibles públicamente en la Play Store de Google. Varias firmas especializadas encontraron porciones de código que incluyen procesos de 'minado' de Bitcoins con los que los cientos, miles o, en algunos casos, millones de usuarios de las respectivas apps formaban un 'grupo de mineros' (pool of miners) con un objetivo común.

No obstante, estas apps fueron eliminadas por Google de la tienda oficial y, en principio, no deberían existir problemas de malware entre las posibles descargas. Esta es la teoría, claro; en la práctica no podemos confirmar con seguridad que esto no sea así, ni en Android ni tampoco en otras plataformas.

Malware Android

¿Cómo asegurarnos de que las apps que descargamos no contienen malware? En primer lugar, descargar siempre de tiendas oficiales que tengan algún tipo de control sobre las aplicaciones publicadas, evitando a toda costa descargas de sitios terceros como por ejemplo puede ser un .apk de una página web ajena, en este caso, a Android o Google.

En segundo lugar, verificar que los permisos exigidos por una aplicación se ajusten a lo que realmente creemos es necesario en su ejecución. Por ejemplo, una app de notas en local no debería tener permisos de acceso a Internet ni a nuestros contactos en la agenda, salvo que ofrezca algunas funcionalidades extra como la posibilidad de compartir. De la misma forma, un fondo de pantalla no tiene por qué exigir ningún tipo de permiso de Internet, o de lo contrario podemos pensar que hay algo raro. Evidentemente, cada app deberá ser tratado como un caso particular en el que los permisos dependerán única y exclusivamente de sus funcionalidades.

¿Estaremos completamente seguros? No, pero también hay que reconocer que el impacto del malware en las plataformas móviles es ínfimo y es más que probable que no nos haya afectado de ninguna forma. No obstante, la recomendación es clara: el primer paso es evitar descargas y aplicaciones sobre las que puedas tener algún tipo de sospecha en sus intenciones.

El futuro del bitcoin en los smartphones

Si nos referimos a Bitcoins y smartphones hay una línea clara que deberemos estudiar y tener muy en cuenta: el proceso de pago en el móvil es una tendencia actual, siendo una tecnología existente aunque aún demasiado minoritaria.

Es para muchos el futuro que está por llegar, y que irá haciéndolo a medida que pase el tiempo y tanto la gente como los comercios se acostumbren a su existencia. Cuanto más implantado esté el pago móvil, mejor será para el Bitcoin como una herramienta más de pago, siempre asumiendo que su valor mantenga una cierta estabilidad en el mercado.

Apple Pay

Al igual que el pago con el móvil, los Bitcoins necesitan ese conjunto de herramientas que faciliten su uso. Afortunadamente muchas de ellas ya están disponibles (pago capturando un código QR, vía NFC, a través de un correo electrónico) y es únicamente una cuestión de implantación por parte de los vendedores.

El pago con Bitcoin se plantea como un pago entre pares, de la misma forma que lo es el pago mediante tarjeta de crédito (transferir dinero entre una cuenta bancaria y otra a través de un cacho de plástico) o el uso de monedas y papel-moneda. La misma esencia, pero con ese trasfondo tecnológico que rodea a la criptomoneda y, esto es importante, la lógica contraposición de grandes compañías como VISA, MasterCard, American Express y cía. de utilizarla en sus sistemas. Afortunadamente, si el tendero tiene iniciativa sólo necesita un smartphone para empezar a aceptar Bitcoins.

La Caixa pago NFC

El contexto de los Bitcoins es precisamente lo peligroso para llevarlos al público común. Es una moneda alternativa, con un origen sin dudas extraño y que, aunque tenga un valor asignado y puedan intercambiarse bienes con ella, no deja de ser un artículo exótico que, por ahora, muy pocos utilizan. Su futuro es imprevisible y bien puede salir por la tangente del éxito absoluto como por la del fracaso más lamentable. Por ahora parece que, tras el hype inicial, está más o menos estable. Ya veremos cuál es su evolución durante los próximos años.

Imagen de portada | Flickr de Chris Pirillo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio