Compartir
Publicidad
Así están usando WhatsApp en los medios, bordeando sus condiciones de uso
Aplicaciones

Así están usando WhatsApp en los medios, bordeando sus condiciones de uso

Publicidad
Publicidad

Es habitual que muchos medios de radio y televisión propongan el uso de WhatsApp para enviarles comentarios, pistas o noticias, ya que es rápido, cómodo y todos lo tenemos instalado en nuestro teléfono. ¿Y al revés? ¿Utilizan WhatsApp los medios para contactar con el usuario?

Pues sí lo hacen, aunque desde luego no es un servicio todo lo conocido que a muchos les gustaría. Cadenas de televisión, periódicos y sobre todo mucho medio online permiten el registro a servicios de información periódica o bajo demanda, tanto en España como en el extranjero.

Para qué utilizan WhatsApp los medios

Es raro que te hayas encontrado de pronto una 'promo' que te invite a utilizar uno de estos servicios, salvo casos muy puntuales. Sí, los medios utilizan WhatsApp para informar al usuario de las noticias y novedades de última hora, o con el envío de boletines cada cierto tiempo.

Lasexta Whatsapp

El caso más representativo y llamativo dentro del territorio español tal vez sea La Sexta, con su servicio Noticias Ahora que comparten entre las plataformas Twitter y Facebook, y que también basan en los servicios de mensajería instantánea WhatsApp y Telegram. Aquí tienes toda la información de cómo inscribirse, que básicamente supone enviar un mensaje de alta, una configuración y nada más.

Algo parecido hace Diario Motor pero sólo con WhatsApp: un mensaje de altas y el sistema comenzará a enviar mensajes con las noticias más relevantes del día, prometiendo que sólo llegará el contenido más destacado - una noticia al día - y sin interacción con otros usuarios para mantener así el anonimato.

Diariomotor Whatsapp

En España hay alguna otra iniciativa más, y entre las más representativas está la prueba que eldiario.es hizo durante las elecciones andaluzas y cuya experiencia relatan con gran detalle en este artículo. Básicamente, todos aquellos que se inscribieron - 2.600 personas - fueron recibiendo mensajes de los datos de última hora de las elecciones; la experiencia resultó bastante positiva par alos usuarios, según afirman. En España el periódico deportivo as.com también lo intentó en un 'Clásico' en marzo de 2015, sin repetir jugada desde entonces.

Esta prueba de eldiario.es se basa en lo que la BBC ya intentó con las elecciones indias, y que describen en prnoticias o con mayor profundidad en Nieman Lab: utilizar la mensajería instantánea (en el caso de la BBC además de WhatsApp también usaron WeChat) para llegar la información a los usuarios. En otras palabras, abrir un nuevo canal de comunicación medio-lector con un potencial que incluso la World Association of Newspapers and News Publishers considera que puede cambiar la profesión.

Oxford News
Uno de los pioneros en el uso de WhatsApp como medio de información a los lectores fue el Oxford Mail inglés, quienes desde mediados de 2014 proponen un mecanismo similar al que ahora tienen muchos otros: envías un mensaje de alta y el sistema empezará a enviarte las noticias a medida que vayan surgiendo. De hecho, afirman que es un medio complementario a otros canales a los que por supuesto no sustituye:

“It's not designed to replace either of those services but will complement them for people who want to know the major breaking stories of the day immediately.

Parece que la propuesta de Oxford Mail ha funcionado bien, tal y como relatan en The Guardian. Estos últimos no tienen el mismo servicio, aunque sí uno que permite a los usuarios enviar noticias y material gráfico a la redacción, como tantos otros también proponen.

Esta nueva línea de trabajo para el mundo periodístico está probándose desde hace no muchos meses, apenas un año y poco más, y los resultados parecen no estar siendo lo esperados según cuentan en PuroMarketing. No se mueve un gran volumen de usuarios y de la parte del medio el trabajo es algo tedioso, ya que WhatsApp no provee de un SDK para personalizar un software con este trabajo.

Y es que éste debe realizarse de forma completamente manual, ya sea a través del teléfono o con las herramientas de WhatsApp Web que desde principios de enero se han puesto en marcha. Todo el proceso es artesanal y requiere tanto añadir los teléfonos a las listas de distribución (ya sea individual o con grupos de WhatsApp) como enviar los posteriores mensajes.

El común denominador de todos estos sistemas es que el usuario debe darse de alta, ya sea enviando un determinado mensaje (por ejemplo, ALTA) o enviando tu número a través de un formulario para que luego los editores gestionen lo demás.

Lo que dicen las condiciones de uso de WhatsApp

Este tipo de servicios no pueden considerarse como spam bajo ninguna circunstancia, pues es el propio usuario el que se inscribe. Sin embargo, las condiciones de uso de WhatsApp son bastante claras respecto del uso que el usuario debe darle al servicio, comenzando con los puntos 3 y 4 de las normas: WhatsApp sólo debe ser utilizado para un uso personal que, además, no puede ser vendido bajo ningún coste:

3- WhatsApp Access
A. Subject to your compliance with these Terms of Service, WhatsApp hereby grants you permission to use the Service, provided that: (i) your use of the Service as permitted is solely for your personal use, and you are not permitted to resell or charge others for use of or access to the Service, or in any other manner inconsistent with these Terms of Service; (ii) you will not duplicate, transfer, give access to, copy or distribute any part of the Service in any medium without WhatsApp's prior written authorization; (iii) you will not attempt to reverse engineer, alter or modify any part of the Service; and (iv) you will otherwise comply with the terms and conditions of these Terms of Service and Privacy Policy.

4- Intellectual Property Rights The design of the WhatsApp Service along with WhatsApp created text, scripts, graphics, interactive features and the like, except Status Submissions (as defined below), and the trademarks, service marks and logos contained therein ("Marks"), are owned by or licensed to WhatsApp, subject to copyright and other intellectual property rights under United States and foreign laws and international conventions. The Service is provided to you AS IS for your information and personal use only. WhatsApp reserves all rights not expressly granted in and to the Service. You agree to not engage in the use, copying, or distribution of any of the Service other than expressly permitted herein, including any use, copying, or distribution of Status Submissions of third parties obtained through the Service for any commercial purposes.

Todos estos medios están haciendo un uso comercial, y por tanto están contradiciendo las normas de uso del servicio. No venden ni cobran un coste adicional por él, pero sí implica un valor añadido a su negocio y por tanto un beneficio para ellos.

Lo que sí cumplen fielmente es que las plataformas no deben estar automatizadas, es decir, el contacto con WhatsApp debe ser completamente manual. Y es por ello que no existe un SDK ni puede utilizarse ingeniería inversa para tratar con la plataforma:

C. You agree not to use or launch any automated system, including without limitation, "robots," "spiders," "offline readers," etc. or "load testers" such as wget, apache bench, mswebstress, httpload, blitz, Xcode Automator, Android Monkey, etc., that accesses the Service in a manner that sends more request messages to the WhatsApp servers in a given period of time than a human can reasonably produce in the same period by using a WhatsApp application, and you are forbidden from ripping the content unless specifically allowed.

Esto obliga a los medios a perder tiempo - y por tanto, también dinero - teniendo a una persona que deberá enviar los mensajes uno a uno, o casi. Las cosas serían mucho más fáciles con un SDK controlado y organizado por WhatsApp, y que permitiese el envío automático de estos mensajes siempre con una finalidad informativa.

Lo que está bien (y lo que está mal)

WhatsApp es hoy por hoy una de las mayores herramientas de mensajería del mundo, con un volumen de 900 millones de usuarios por todo el mundo. Una gran mayoría de usuarios tienen la app instalada en su smartphone y le damos uso diario.

Los medios, conscientes de estas nuevas posibilidades, han ido derechos a por él: mensajes directos al usuario que así lo requiera, aludiendo al tiempo real que es precisamente una de las características de estas plataformas en las que la información fluye instantáneamente y directa a tu bandeja de entrada.

Por ahora lo están haciendo bien. Servicios bajo petición de todo aquel que desee suscribirse mediante sencillos mecanismos de alta. Más allá de si las condiciones legales de WhatsApp lo permiten o no - recuerdo que indican que sólo se admite un uso personal -, no parece que alguien se haya quejado como para cerrar los diferentes servicios disponibles.

No cumplen con las normas de WhatsApp, que sólo permiten el uso personal. Sin embargo, no parece que suponga un estorbo para la compañía, que tras muchos meses continúa permitiendo estas posibilidades para su servicio.

Para los medios es una excelente posibilidad, si bien es cierto que parece que no está funcionando como debería. El público que utiliza estas funcionalidades es minoritario, algo que puede ser debido al interés de un segmento de usuarios concreto y de tamaño reducido - no todo el mundo quiere estar informado al instante de las noticias, ni tampoco ser 'molestado' con cierta frecuencia -, o bien por mero desconocimiento ante su existencia.

Los medios no publicitan este tipo de servicios como sí hacen, por ejemplo, las radios con los 'mensajes de voz', sustitutos de los contestadores automáticos de hace unos años, y que repiten constantemente en los diferentes programas. La gente no sabe que pueden recibir notificaciones por parte de los medios directamente en su WhatsApp, y por tanto no son muchos los usuarios inscritos.

También es necesario mencionar que no son muchos los medios que han puesto en marcha estos mecanismos de información para el usuario. En España, por ejemplo, los grandes del sector (Marca, El País, As, El Mundo y La Vanguardia son el Top5 del último EGM del mes de mayo) no disponen de servicios de comunicación con el usuario vía mensajería instantánea, más allá de casos concretos y puntuales como el ya mencionado del diario As.

Y es que los medios al final tienen una amplia variedad de posibilidades. Tanto las páginas web, las apps específicas, los canales en redes sociales (Twitter, Facebook) así como por supuesto su negocio más tradicional, el papel. WhatsApp y otras aplicaciones de mensajería instantánea proponen una alternativa más, mucho más directa, individual y personalizada, pero que aún no ha cuajado. Y me temo que si no insisten y apuestan por ella, no parece que vaya a terminar de levantar el vuelo nunca jamás.

Imagen | Flickr de Merlijn Hoek

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio