Llevo meses pensando en comprar una tablet después de años sin una. Tras conocer los nuevos iPad, por fin me he decidido

Llevo meses pensando en comprar una tablet después de años sin una. Tras conocer los nuevos iPad, por fin me he decidido

  • Tuve el primer iPad y el primer iPad mini, pero después del boom inicial, la tablet dejó de tener sentido para mí.

  • Desde hace un tiempo le estoy dando vueltas a la idea de volver a comprarme una y hoy por fin lo tengo claro.

17 comentarios Facebook Twitter Flipboard E-mail
iPad Air 2022

Fui de las que entró de lleno en el boom de las tablets. De hecho, mi primera tablet fue el iPad 1. Un par de años después, motivada por lo grande y pesada que era (680 gramos, ahí es nada), me hice con el primer iPad Mini. Lo usaba sobre todo para consumir contenido multimedia, pero entonces llegaron servicios como Netflix, Prime Video o HBO al televisor y los móviles cada vez tenían mejores pantallas (y también más grandes). La tablet dejó de tener sentido para mí y aquel iPad Mini acabó cogiendo polvo en un cajón.

Sin embargo, desde hace un tiempo llevo dándole vueltas a la idea de hacerme con una tablet de nuevo. Durante estos años he probado varios modelos por trabajo y la cosa ha mejorado bastante. Ya no son "un móvil grande" y ya está, algunas como el iPad Pro se acercan bastante a la experiencia de usar un portátil (funda teclado mediante, claro está). Como sabía que Apple presentaría nuevos iPad pronto, decidí esperar y hoy por fin me he decidido.

Tablet sí o tablet no, ésa es la cuestión

Antes de tomar una decisión de compra, toca pararse a valorar el uso que vamos a darle al dispositivo. La duda de si le sacaré suficiente partido ha rondado mi cabeza durante este tiempo, sobre todo teniendo en cuenta los precios de la gama alta. Porque si algo he tenido claro desde el principio es que, si volvía al mundo de las tablets, no iba a hacerlo con un modelo de gama baja.

En mi caso, hay momentos en los que uso el móvil y echo en falta una pantalla más grande. Por ejemplo, estoy en el sofá y quiero hacer una búsqueda en la web, pero no quiero encender el ordenador, o quiero ver un vídeo mientras hago otra tarea como cocinar. También me la podría llevar a algún viaje para consumir contenido multimedia sin tener que cargar con un portátil, que es más aparatoso.

Otro aspecto a tener en cuenta es la funda teclado. El año pasado pude probar durante un tiempo el iPad Pro con el Magic Keyboard y quedé gratamente sorprendida; hasta me lo llevé de viaje en lugar del portátil y pude trabajar sin problema. Eso sí, la idea de sumar más de 300 euros sólo en el teclado no me seduce en absoluto.

Por último está el apartado creativo. No le voy a dar el uso que le daría una ilustradora, pero tengo formación en diseño y quiero poder usar la tablet para hacer algún boceto rápido. Es decir, que también quiero que sea compatible con un lápiz para dibujar como el Apple Pencil.

Y llegaron los nuevos iPad para sacarme de dudas

Quiero aclarar que he valorado modelos con Android como la Xiaomi Pad 6 o la Samsung Galaxy Tab S9, pero ninguna me ha convencido del todo por precio o características. Además, tengo preferencia por el ecosistema iOS, por lo que sólo me quedaba esperar a que Apple moviera ficha para tomar una decisión.

Como ya habían adelantado los rumores, Apple ha presentado dos modelos de iPad Air y dos modelos de iPad Pro, siendo el tamaño su principal diferencia. En mi caso, aunque probé el iPad Pro de 2022 y quedé maravillada, no necesito un modelo profesional, por lo que esta gama queda descartada.

Los nuevos iPad Air, en cambio, sí que se adecuan a lo que busco. Tienen características de gama alta, son compatibles con el Apple Pencil y varias fundas-teclado. Todo bien, hasta que he visto el precio.

Ipad Air 01

1.137 euros si compro el iPad Air de 11 pulgadas y 128GB con funda y Apple Pencil, ahí es nada. Si lo compro sin accesorios, me costaría 699 euros en la versión de 128GB, pero entonces estaría perdiendo la opción de usarlo para dibujar o con teclado como si fuera un portátil. La verdad es que gastarme 700 euros para quedarme a medias, no me parece una buena decisión.

Ipad 10 Gen

Cuando ya lo daba todo por perdido, Apple ha anunciado un cambio en uno de los modelos de iPad existentes, el iPad de 10ª generación, también conocido como el iPad "barato". Costaba 579 euros y ahora pasa a costar 429 euros, una rebaja más que jugosa.

En este caso, eligiendo el modelo base con el Magic Keyboard Folio y el Apple Pencil me costaría 817 euros, y aún podría ajustarlo más si cambio el teclado de Apple por otro más económico. Eso sí, renunciaría a un procesador más potente (lleva un Apple A14 Bionic, el mismo chip de los iPhone 12) y la capacidad es de 64 GB. Si subo a 256GB el precio se planta en 599 euros a los que habría que sumar los accesorios, que serían 987 euros y para eso creo ya puestos me voy a por el iPad Air. En resumen, que tampoco es tan bonito como parece.

La decisión de compra es no comprar

Sabía que hoy saldría de dudas y así ha sido, aunque no como esperaba. La verdad es que, después de valorar todas las opciones y hacer números, creo que la decisión más sensata es no comprarme una tablet. 

Como decía al principio, hay momentos en los que echo en falta tener una, pero no es una necesidad al nivel del móvil o el ordenador. Sigo pensando que la tablet es un producto muy interesante, pero no es un móvil y tampoco llega al nivel de sustituir al ordenador, al menos de momento. Esto, sumado a que los precios no dejan de subir, es un 'no' para mí. Quizás en unos meses acabe animándome, pero lo veo difícil. Tengo claro que invertir más de 1.000 euros en un dispositivo sin una necesidad clara, no me compensa.  

En Xataka Móvil | Cómo descargar aplicaciones no compatibles en un iPad antiguo

Inicio