Compartir
Publicidad

Binge On de T-Mobile a examen: no hay "optimización", hay un suspenso en neutralidad de la red

Binge On de T-Mobile a examen: no hay "optimización", hay un suspenso en neutralidad de la red
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unos días desde T-Mobile respondían ante las quejas de los usuarios y acusaciones directas por parte de Google con una respuesta casi más bien léxica que con un motivo real, aludiendo a las connotaciones negativas de según qué expresiones para explicar su "optimización" de los vídeos, las cuales creaban malentendidos. Pero en esta ocasión Legere topa con la Electronic Frontier Foundation, que tras una investigación concluye que sí hay una reducción de la calidad inéspecífica.

Este organismo sin ánimo de lucro, que vela por conservar la libertad de expresión en todo lo digital, tiene los ojos puestos en la operadora norteamericana desde que en noviembre anunciasen Binge On, un programa que prometía disponer a sus usuarios de la posibilidad de ver contenido en streaming sin consumo de datos. Más concretamente en la letra pequeña y en esta "optimización" que según la compañía se realiza a los vídeos que forman parte del programa.

En su momento en T-Mobile explicaron que la calidad de estos vídeos sería de 480p o "calidad DVD" y que el programa se ofrecía a cualquier proveedor de vídeo de manera gratuita. No obstante, hay muchas matizaciones en ambos aspectos y a medida que Binge On se pone en marcha van apareciendo incidencias que no sólo incumplirían las condiciones del servicio sino que violarían la neutralidad de la red. Y por ello desde EFF decidieron averiguar cuál es la realidad.

La optimización según Legere

Las pruebas que la EFF hizo son tan sencillas como obvias: visualizar un vídeo en streaming desde una cuenta suscrita a Binge On en distintas condiciones siempre con el mismo terminal y asegurando que éste tiene una buena conexión LTE. Así, lo que hicieron fue medir el rendimiento entre su servidor y el teléfono en intervalos de 5 segundos durante aproximadamente 5 minutos realizando cada una de las pruebas tanto en conexión HTTP como en HTTPS, siendo éstos los tests:

  • Streaming desde el navegador: reproducción de un vídeo incrustado en una página por HTML5.
  • Descarga directa: descarga de un vídeo a la tarjeta SD.
  • Descarga directa de un archivo sin extensión: el mismo procedimiento de antes pero sin que el vídeo tenga la extensión de archivo correspondiente de modo que no hubiese nada que indicase que se trataba de un archivo de vídeo.
  • Descarga directa de un archivo (no vídeo): descarga de un archivo de naturaleza distinta (y de gran tamaño) para comparar (test de control).

Los resultados se representaron en un gráfico que ya por sí solo muestra que en todo caso la reproducción bajo Binge On queda por debajo de la reproducción normal. Concretamente limita a 1,5 Mbps en los tres casos de reproducción o descarga, independientemente de si el proveedor de vídeo entra dentro de programa de T-Mobile. Por tanto, se trata de una reducción por defecto que afectará incluso si la visualización se hace a posteriori (no a tiempo real) al verse afectadas también las descargas, incluso aunque en éstas no se indique que se trata de un archivo vídeo (el tercer test).

Resultados de los tests de EFF

Es por ello que no se trata de una optimización, sino de una reducción de la calidad por defecto. De hecho, si el vídeo tiene una calidad mayor de 480p y su proveedor no aplica la reducción, al ser reproducido en streaming se producen parones y una reproducción irregular, resultando una experiencia muy alejada de lo que la operadora promete gracias a esa "optimización".

Tampoco se aceptaría el uso del término "downgrading" (reducción de categoría) que también sugirieron desde la compañía, dado que esto implicaría que el streaming no tendría prioridad ante el resto de tráfico. Y no es así en la práctica: cuando no hay ningún otro tipo de tráfico prioritario, el vídeo debería tener el mismo rendimiento que el resto de contenido y sin embargo sigue aplicándose la reducción a 1,5 Mbps.

Las explicaciones de T-Mobile

Tras los resultados, la EFF contactó con la operadora y ésta les reafirmó que la única "optimización" que realizan es la reducción del ancho de banda acordado con el proveedor de vídeo. No obstante, esto no se corresponde con la experiencia en la práctica ni siquiera cuando se trata de descargas.

Otro aspecto que desde EFF cuestionaron es el hecho de que hubiese una reducción cuando la descarga no indicaba que se tratase de un vídeo (el tercer test) en relación a que desde la operadora examinasen más allá de los encabezamientos de TCP y HTTP, identificando el vídeo al inspeccionar el contenido. T-Mobile responde que disponen de sistemas para detectar los protocolos específicos de vídeo y que no hay ninguna detección más allá.

De neutro, poco

En EFF determinan que el servicio de T-Mobile aplicado tal cual se está realizando va en contra de la neutralidad de la red al restringir la totalidad del tráfico basándose en el tipo de contenido. Viola además los principios de la FCC en cuanto a la internet abierta, que especifican que no se permitirá una reducción del tráfico basada en el contenido, aplicación o servicio que no esté motivada para realizar una gestión razonable de la red, como sí ocurre en este caso al aplicarse de manera inespecífica y en todos los casos (aunque haya buena conexión).

John Legere

Ante esto la EFF plantea qué soluciones podría (o debería) aplicar la operadora, tanto de cara a determinar las condiciones del servicio de una manera clara de cara a los clientes (que pueden desconocer esta reducción general) como al hecho de que no respeta los principios de neutralidad de la red. Además, desde un principio T-Mobile aplicó Binge On por defecto salvo que el cliente se negara (estrategia opt-out), cuando lo más adecuado sería que éste lo solicitase de estar interesado (opt-in).

Con la FCC y ahora también la EFF examinando los detalles en la práctica del programa Binge On, además de las quejas de los servidores de vídeo, las explicaciones de T-Mobile van dejando de sostenerse. Veremos si la próxima respuesta de la compañía va más allá de intentar redefinir el léxico y aplican algún tipo de corrección.

Imágenes | Digital Trends, Multimedia Capsule
En Xataka Móvil | T-Mobile dice que la incidencia con YouTube no es una reducción de la calidad, sino una optimización

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos