Publicidad

El OLED es el nuevo estándar móvil: los diodos orgánicos casi duplican su cuota en año y medio

El OLED es el nuevo estándar móvil: los diodos orgánicos casi duplican su cuota en año y medio
7 comentarios

Publicidad

Publicidad

Hay que remontarse a un Nokia de la era pre-smartphones para encontrar el primer teléfono móvil con pantalla OLED de la historia, el N85, pero no fue Nokia la que apoyó el desarrollo de esta tecnología sino Samsung. Los coreanos desarrollaron su propia matriz activa para soportar los diodos orgánicos, y las Super AMOLED han estado llegando a bordo de sus teléfonos durante años.

Sin embargo, pese al acérrimo empeño de Samsung, el OLED nunca llegó a ser más que una tecnología alternativa, en ocasiones residual, frente a un LCD que inundaba el mercado, bien en forma de IPS o de TFT, según qué época de la historia observemos. Ahora las tornas se han invertido y el OLED se ha convertido en el nuevo estándar. El gran tirón, en el último año y medio.

Samsung, el rey de las pantallas

Los datos los pone sobre la mesa IHS Markit, y nos hablan de que en el primer trimestre del año 2017 los paneles OLED ocupaban un 35% del mercado. Entonces, Apple aún no se había subido al tren con su iPhone X que se lanzaría meses después, pero ya había rumores de que estaba en negociaciones tanto con Samsung como con LG para lograr un suministrador para sus teléfonos.

Año y medio más tarde, con los datos del tercer trimestre de 2018 en la mano, la cuota mundial de OLED ha crecido hasta el 61,1% del total. Año y medio para que el LCD deje de dominar el panorama móvil y pase a ocupar la posición del ahora sí es líder. Dos de cada tres móviles producidos en el tercer trimestre de 2018 tuvo algún tipo de pantalla OLED montada en su frontal. Y Samsung sigue siendo el rey de los fabricantes.

Pese a que el LCD y el OLED han mantenido esta feroz disputa, que parecen haber ganado los segundos, en el interior del mundo OLED no parece haber discusión. Un 93,3% de las pantallas OLED fabricadas en este tercer trimestre han salido de las líneas de producción de Samsung, y si hablamos de las pantallas flexibles, que no plegables, el porcentaje asciende hasta un 94,2%.

Los coreanos tampoco tienen mala posición en lo que respecta a los LCD. Samsung fabricó el 57,8% de las pantallas LCD para smartphones montadas y comercializadas en el tercer trimestre de este 2018. Podemos decir, por tanto, y sin temor a equivocarnos, que Samsung es el auténtico rey de las pantallas en el ecosistema smartphone. Y puede que tardemos mucho en ver a otro constructor hacerle sombra.

Vía |Yonhap

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir