Publicidad

Vodafone y Orange compartirán emplazamientos para hacer frente al pacto de Movistar y Yoigo

Vodafone y Orange compartirán emplazamientos para hacer frente al pacto de Movistar y Yoigo
18 comentarios

Publicidad

Publicidad

Vodafone y Orange han iniciado los primeros pasos para compartir emplazamientos en las zonas menos pobladas minimizando los costes y así hacer frente al similar acuerdo de Movistar y Yoigo que comenzaba a dar sus frutos el pasado diciembre.

Un nuevo acuerdo entre ambas operadoras que se suma al firmado para el despliegue de fibra en seis millones de hogares o el que anunciaron en 2009 y ampliaron en 2012 para compartir equipos en unos 7.000 emplazamientos.

Inicialmente compartirán 2.000 emplazamientos

Vodafone y Orange tienen previsto desmontar unos mil emplazamientos cada una para compartir con su rival la torre, la alimentación eléctrica o la seguridad en zonas menos pobladas mientras que las antenas o los equipos radioeléctricos seguirán perteneciendo a cada operador para la gestión independiente del tráfico.

Por tanto, el acuerdo afectará inicialmente a un total de 2.000 emplazamientos en los que ambos operadores instalarán sus propios equipos y compartirán el resto de gastos aunque la colaboración podrá ser ampliada a nuevos emplazamientos una vez se haya comprobado el ahorro real que supone tras amortizar los costes del desmontaje, reubicación y conexión de los equipos.

En caso de tener sentido económico, el acuerdo podría ampliarse sustancialmente a más emplazamientos si tenemos en cuenta que Vodafone cuenta con unas 16.000 antenas instaladas y Orange dispone de cerca de 14.000.

El mercado se vuelve más eficiente en el despliegue de redes

Esta nueva colaboración entre Vodafone y Orange no es más que la primera repercusión del sector tras el acuerdo del pasado verano en el que Movistar y Yoigo decidieron compartir cerca de 4.500 emplazamientos que pasarán a ser gestionados por Abertis, el cual será el encargado de alquilar la antena de telefonía móvil a ambos operadores.

La fuerte competencia está animando a los operadores a ser más eficientes ya que parece que al fin se han percatado del poco sentido que tiene desplegar cuatro redes prácticamente paralelas, pero ¿cuál será el modelo más acertado? ¿supondrá alguna ventaja para el usuario que cada operador monte sus propios equipos o en la práctica se convertirá en algo irrelevante y será más práctico el acuerdo alcanzado por Movistar y Yoigo que lo comparten casi todo aunque Abertis haya entrado a repartirse parte del pastel?

Vía | Expansión.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios