Compartir
Publicidad

¿Y si Microsoft lanzara una ROM pública de su fork de Android?

¿Y si Microsoft lanzara una ROM pública de su fork de Android?
57 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Este post llega una semana tarde. En ese momento el que suscribe estaba de vacaciones, pero ya tenía en mente publicar una reflexión con un movimiento que me hubiera parecido muy interesante por parte de Microsoft. Parece imposible que eso vaya a suceder ya, pero ¿y si Microsoft publicase una ROM de su fork de Android, el mismo que integró Nokia en los Nokia X originales?

El recién estrenado CEO de Microsoft, Satya Nadella, confirmó hace seis días que el futuro de los dispositivos Nokia X estaba decidido: dejarían de integrar el mencionado fork de Android para pasar a estar gobernados por Windows Phone. ¿Oportunidad perdida? Así lo creo.

Google no tenía apenas competencia

Hace tiempo hablábamos en Xataka de la realidad de Android, una plataforma que presume de ser abierta y libre pero que en realidad sólo lo es en parte. La plataforma móvil de Google está formada por un núcleo, AOSP, que sí es libre y abierto, y por una serie de servicios y aplicaciones, que no lo son. Hace tiempo que Google está minimizando el alcance de esa primera parte y reforzando el de la segunda, haciendo que Android tenga cada vez menor sentido si no lo acompañamos de los servicios que Google propone.

nexus-5-camara.jpg

Esa realidad, comentábamos entonces, es la que hace que por ejemplo los desarrolladores (o más bien "cocineros") de ROMs personalizadas se basen en AOSP para luego añadir sus propias mejoras, pero en la inmensa mayoría de esas ROMs se integran igualmente los servicios de Google (Gmail, Google Maps, Google Play, etc) para poder conformar una ROM que sea realmente eficiente para los usuarios.

Hasta no hace mucho sólo parecía existir una alternativa: la que Amazon ofreció con el lanzamiento de sus tablets Kindle Fire. El sistema operativo volvía a ser una versión derivada de Android, pero Amazon era la primera en evitar de forma clara los servicios de Google, y ofrecía alternativas: su propia tienda de aplicaciones, su navegador Silk y su acuerdo con HERE en lugar de Google Maps lo demostraban.

La experiencia de usuario del fork proporcionado por Amazon es, no obstante, limitada, y está precisamente orientada a que los usuarios utilicen esos tablets como una extensión de toda la oferta de contenidos de la empresa. Algo similar ha ocurrido con el Fire Phone, que a priori ofrece una experiencia más común en smartphones pero que también está limitada por unas aplicaciones que no son comparables en prestaciones a las ofrecidas por la propia Google.

Microsoft como única alternativa

Hoy en día probablemente haya una única empresa capaz de ofrecer un ecosistema alternativo de aplicaciones y servicios de la magnitud de Google. Y esa empresa es Microsoft, que lleva tiempo apostando por los servicios -el éxito de su división Cloud es patente en los últimos resultados fiscales- y que dispone de una serie de componentes móviles claramente equiparables a los que proporciona Android como plataforma.

nokia-x-platform-1.jpg

En Nokia parecían tener esa alternativa en mente desde hace meses, y ya hace tiempo que se mascaba que este fabricante, comprometido con Microsoft, siempre había considerado en paralelo el lanzamiento de un terminal basado en Android. Ese terminal se hizo realidad con la presentación de los Nokia X, que sorprendían a todos por ofrecer un fork de Android que de nuevo tenía como pilar fundamental AOSP, pero que sustituía los "Google Services" por los "Microsoft Services".

La llamada Nokia X Platform ofrecía según el fabricante todas las prestaciones de Android, pero con esos servicios trasladados a Microsoft. La compatibilidad de aplicaciones era del 75% de ellas funcionarían sin problemas en estos dispositivos, aunque los usuarios pronto comentaron problemas con algunas imprescindibles como WhatsApp que había que instalar a través de APKs (y no de la última edición) y cuyas notificaciones no siempre funcionaban como se esperaba. Eso hizo que rápidamente aparecieran métodos para convertir a los Nokia X en terminales Android convencionales con los servicios de Google.

Los problemas de la Nokia X Software Platform también se dejaban ver en la autonomía de la batería, aunque teniendo en cuenta que nos encontramos ante la primera iteración de la plataforma -la segunda, basada en AOSP 4.3, llegará con los Nokia X2- era de esperar que la inmadurez del desarrollo presentara sus limitaciones.

Abrir la Nokia X Software Platform a la comunidad, la opción de futuro

¿Por qué limitarse a ofrecer su plataforma sólo en terminales fabricados por Microsoft? ¿Por qué no abrir las puertas para que se pudiera instalar a todo tipo de smartphones (e incluso tablets)? Esa sería la idea con la que abría esta reflexión: Microsoft debería podría publicar la ROM y toda la información necesaria para que la comunidad tomase el testigo del proyecto.

nokia-x-serie.jpg

Parece una solución que solo tiene ventajas para Microsoft. Podría desentenderse del proyecto y ceder su tutela a otro organismo: la Fundación Mozilla es famosa por acoger este tipo de proyectos abandonados por sus responsables, aunque dudo que hiciera ese esfuerzo teniendo a Firefox OS en sus manos. Eso permitiría que fuese la comunidad la que a partir de ese momento se hiciese cargo del desarrollo de nuevas características, pero siempre haciendo uso de los servicios de Microsoft en lugar de los de Google.

A la postre en Microsoft contarían con un mayor número de usuarios de sus servicios -no importa que no vinieran de terminales Windows Phone puros-, y eso redundaría en un beneficio claro para una empresa que podría competir de forma indirecta con Google en su mismo terreno, además de centrarse en su propia plataforma móvil, Windows Phone.

Como dije entonces, oportunidad perdida, señores de Microsoft. Oportunidad perdida.

En Xataka Móvil | Nokia Normandy, turno para la interfaz del teléfono Android
En Xataka | Qué es Android, qué es AOSP, qué es libre y abierto y qué no

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio