Orange se apunta al pago a plazos en sus tarifas sin subvenciones

Orange se apunta al pago a plazos en sus tarifas sin subvenciones
8 comentarios

Parecía que el pago a plazos de smartphones ofrecido por parte de los operadores que dieron fin a las subvenciones directas no iban a tener demasiado éxito en España pero cosas de la vida hoy conocemos que el único operador de los grandes que todavía no había apostado por el, Orange, también se apunta al carro.

La compañía francesa no va a apostar únicamente por este método de venta de terminales sino que solo se aplicará a aquellas tarifas que no ofrecen subvención, las Delfín 12 y 35, mientras que en el resto de tarifas de la oferta de Orange seguirá ofreciendo una subvención directa según la tarifa a la que se comprometa el cliente.

El método de financiación es prácticamente calcado al que ofrece Yoigo, con un pago inicial más cuotas mensuales, que incluyen impuestos, que se cargarán directamente a la factura del cliente sin que medien de por medio ninguna financiera ni banco externo y tendrá un plazo de 18 o 24 meses según el smartphone elegido.

Al pago a plazos podrán acceder aquellos que hagan una portabilidad desde contrato de otro operador a las tarifas Delfín 12 o 35 o aquellos que adquieran una Delfín 12 junto con el ADSL de la compañía, ya sea con un alta nueva, portabilidad o migración.

Un vistazo a…
CONSEJOS para elegir LA MEJOR TARIFA de FIBRA y MÓVIL

Catálogo reducido de smartphones

Los clientes que quieran un teléfono a plazos con este método no podrán adquirir cualquier smartphones de la oferta de Orange ya que las opciones para estos son más reducidas, reduciéndose a la BlackBerry Z10, HTC Desire X, los LG Optimus L3, L5, L7 y L9, Orange Daytona, los Samsung Galaxy Ace 2 y SIII Mini y los Sony Xperia P y S.

La cuota mínima parte de los cuatro euros mensuales para el LG Optimus L3, con un pago inicial de 25 euros y un plazo de 18 meses, hasta los 15 euros mensuales para la BlackBerry Z10, con un pago inicial de 99 euros y un plazo de 24 meses.

La ventaja de este pago a plazos es que exige los 12 meses de permanencia que exigen de por si las tarifas pero no más, mientras que en Yoigo la permanencia es de 24 meses. En caso de abandonar el cliente Orange antes de acabar de pagar el smartphone este deberá pagar las cuotas pendientes de golpe, al igual que hace Amena.

Ahora habrá que ver como funciona el pago a plazos en la compañía francesa, que es la única que tiene en su oferta tanto el pago a plazos como la subvención directa. La pregunta es ¿contratará alguien la Delfín 60, con subvención directa, pudiendo pagar a plazos un smartphone con la Delfín 35?

En Xataka Móvil | Orange retoca sus tarifas Delfín con mejoras y llamadas ilimitadas por 35 euros

Temas
Comentarios cerrados
Inicio