Publicidad

Simyo reta a Lowi: sus clientes acumularán los megas no consumidos hasta tres meses

Simyo reta a Lowi: sus clientes acumularán los megas no consumidos hasta tres meses
8 comentarios

Publicidad

Publicidad

No hay que favorezca más a los usuarios que los operadores entre en batallas particulares, mejorando las ofertas de sus rivales. Y hoy el capítulo de movimientos que buscan un enfrentamiento directo lo protagoniza Simyo, que ha introducido en todas sus tarifas la acumulación de megas por la que apuesta Lowi desde sus inicios, pero subiendo aún más el listón.

Simyo permite que todos sus clientes con tarifas actuales, sean de prepago o de contrato, conserven los megas no consumidos hasta tres meses, entrando dentro de esta nueva opción incluso los bonos de noche o de fin de semana. Además, los megas acumulados serán los primeros en consumirse, antes del bono de la tarifa contratada. Todo un ataque a la línea de flotación de Lowi, que seguro que no se queda impasible.

Tanto en prepago como en contrato, los clientes de Simyo que vayan renovando su ciclo de facturación contarán con una bolsa de megas, que inicialmente contendrá los megas de su tarifa. Si a final de ese ciclo de facturación no consumen todos los megas, ese sobrante se quedará ahí, acumulado con los megas de la tarifa del siguiente mes. La parte buena, es que ese mes los primeros megas en consumirse serán los del mes anterior, dando pie a ir haciendo crecer la bolsa.

Los bonos de datos de noche y de fin de semana también permiten acumular megas, pero siguiendo sus normas de uso (solo para las noches o fines de semana) no irán a la bolsa "común". Los nuevos usuarios podrán empezar a acumular megas desde el primer día, mientras que los usuarios con tarifas antiguas o descatalogadas tendrán que cambiarse a una de las actuales para acceder a la acumulación de megas.

Más flexibilidad para pagar menos

Con la acumulación de megas durante tres meses se puede jugar a contratar un mes un gran bono para estirarlo y pagar menos

El acumular megas también es otra vía para ahorrar, porque se permite cambiar de tarifa y seguir acumulando megas. Los megas acumulados solo se pierden en el caso de estar acumulando megas de noche o de fin de semana y dando de baja ese tipo de bono. El truco, que desde Simyo cuentan, puede pasar por contratar un gran bono de datos (con el precio por giga más bajo) para luego pasar a uno más modesto y estirar los datos del bono grande durante tres meses.

El ejemplo más claro es el de contratar el bono de 20 GB por 17 euros, para luego pasar al más bajo de todos, de 100 MB por un euro. Como ese bono se puede usar el mes de contratación y los tres siguientes, se contaría con un total de 20,3 GB a repartir en cuatro meses pagando 20 euros, algo más de 5 GB por mes por cuatro euros cada mes, cuando el bono de 4 GB mensual cuesta 10,5 euros.

Más información | Simyo

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir