Compartir
Publicidad
Samsung Galaxy Note 6: ¿pantalla curva o pantalla plana?
Samsung

Samsung Galaxy Note 6: ¿pantalla curva o pantalla plana?

Publicidad
Publicidad

El ritmo de renovación de terminales de los fabricantes ha acabado imponiendo unos ciclos más o menos constantes, así que ya sabemos qué podemos encontrarnos según la fase del año en la que nos encontremos. Con Samsung es sencillo al hablar de su gama alta. Los Galaxy S se van a febrero o marzo, según la fecha del MWC, y los Galaxy Note se van a Alemania, a la IFA de Berlín de septiembre.

Así, mientras que los Galaxy S compiten contra LG, HTC, Sony y compañía, el segundo semestre queda algo más relajado pese a que es la época del año en la que tenemos nuevo iPhone y, finalizando la temporada, nuevo o nuevos Nexus. Este año toca Samsung Galaxy Note 6, un terminal que ya va dejando rumores y supuestas filtraciones por el camino y que ya ha captado nuestra atención.

Samsung es consciente de ello y por eso concede casi un semestre a su Galaxy Note en solitario, pues para los Galaxy Note no hay alternativa real, son casi un nicho dentro de su propio catálogo. La unión de su gran pantalla con las funcionalidades adheridas a su S Pen hacen de los Note un terminal muy sólido, y en el Galaxy Note 6 hay puestas muchas esperanzas.

Samsung aún no sabe si el Note 6 será plano o curvo

Galaxy S6 Edge Plus

La última noticia que llega es que Samsung, supuestamente pese a que la filtración lo afirma con bastante rotundidad, estaría probando aún a estas alturas con dos modelos para el Samsung Galaxy Note 6. Un modelo plano, como los cinco modelos anteriores, y un modelo curvo que haría las veces de fusión entre el Galaxy Note y los Galaxy S Edge Plus.

La misma filtración menciona que Samsung comercializaría una única variante de su Galaxy Note 6 así que la pregunta que debemos hacernos es, ¿será la versión plana o la versión curva? Porque si en algo está Samsung poniendo verdadero empeño es en conseguir que sus pantallas curvas se conviertan en una norma, y no en la excepción. Que le pregunten a Vivo o a otros fabricantes chinos.

La pantalla curva aporta elegancia pero, ¿es eso suficiente?

De lo que cabe ninguna duda es de que Samsung ha conseguido hacer algo único con sus dispositivos, y bastante elegante. Los terminales Edge aportan algo distintivo que atrae nada más verlo. Ya vimos lo que hicieron el pasado año con el S6 Edge Plus y podemos hacernos una idea de cuál sería el resultado final.

El problema radica en que este año el Galaxy S7 Edge, el que supuestamente debía haber tenido 5,1 pulgadas, ha alcanzado las 5,5. Con este crecimiento, ¿qué sentido tendría replicar el diseño haciéndolo crecer únicamente 0,3 pulgadas? El factor diferenciador sería única y exclusivamente el S Pen, aunque estaría bien saber cuánta gente llega a utilizarlo realmente.

A favor del Galaxy Note 6 plano

Galaxy Note 5

Así que, mientras que en Samsung debate sobre la idoneidad de uno u otro modelo de pantalla, no puedo más que ponerme a favor de un Samsung Galaxy Note 6 con pantalla plana. Y mis razones son las siguientes: la ergonomía, el uso real de la pantalla y la necesidad de ser un terminal diferenciado. Me explicaré.

Las razones por las que prefiero un Galaxy Note 6 plano

El Galaxy S6 Edge era un móvil cómodo y de fácil agarre. La curva resultaba molesta en alguna ocasión pero era algo a lo que podría llegar a acostumbrarme. El Galaxy S6 Edge Plus, al crecer, forzó que la palma de la mano estuviese más abierta para sujetarlo y ahí fue donde perdió ergonomía. Las pantallas curvas tienen más sentido en móviles más pequeños.

Si cambia el tamaño y cambia la forma de sujetar el terminal, también varía la forma en la que interactuamos con la pantalla. Un terminal de pantalla curva de 5,8 pulgadas haría prácticamente imposible su uso con una mano, por mayor que ésta fuese. En el Galaxy S7 Edge ya es muy difícil alcanzar la parte izquierda de la curva (si eres diestro), imaginemos ahora que fuese aún mayor.

Y por último, la necesidad de ser un terminal diferenciado. Siempre me ha parecido una buena opción que Samsung diese a elegir entre sus dos modelos, aún habiendo incrementado el precio de la variante Edge. Había un modelo de 5,1 pulgadas plano y otro curvo, uno de 5,7 pulgadas y otro curvo. En esta ocasión sólo queda hueco para una opción que tenga realmente sentido: un Samsung Galaxy Note 6 plano.

Con todo, la decisión será de Samsung

Galaxy S6 Edge Plus

Se habla del mes de julio, aunque parece precipitado y lo lógico es que tengamos que esperar a septiembre. La IFA de Berlín parece el sitio indicado para conocer la decisión final de Samsung, si tendremos un Note 6 curvo o uno plano. Por ahora lo único que sabemos es que su diagonal llegaría a las 5,8 pulgadas, que sería QHD, que tendría un Snapdragon 823 y algún que otro rumor extra.

Como que montaría una batería de 4000 mAh o que llevaría la misma cámara de 12 megapíxeles del Samsung Galaxy S7, con todas las funciones de software incluidas. Parece lógico pensar que si el Galaxy S7 ha colocado su cámara como al mejor del mercado hasta este momento, el Galaxy Note 6 aprovechase también el mismo sensor, ¿no?

Aún queda para que llegue el momento de la presentación oficial de este Samsung Galaxy Note 6 que tendrá que combatir solo contra el iPhone 7 Plus hasta final de año. Confiemos en que Samsung no tarde en decidir qué pantalla quiere para su terminal pues el inicio la fabricación no debe demorarse mucho si quieren llegar a septiembre con stock suficiente para ponerlo a la venta.

En Xataka Móvil | Así sería el Snapdragon 823 según una filtración, el sucesor del 820 para el Galaxy Note 6

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio