Imagina que la cámara de tu móvil fuese un dron volador: así es la última patente de Vivo

Imagina que la cámara de tu móvil fuese un dron volador: así es la última patente de Vivo
2 comentarios

Tenemos claro que no todas las patentes de los fabricantes móviles acaban convirtiéndose en productos reales, comercializables y que podemos comprar, pero sí que nos indican hacia dónde se dirigen los esfuerzos de las marcas en el terreno de la investigación y el desarrollo. Y la última patente de Vivo nos muestra que el fabricante está intentando montar un drone en la cámara frontal de tu teléfono móvil.

Vivo ya lleva mucho avanzado en el terreno fotográfico y a ellos les debemos, por ejemplo, la presencia de estabilizadores tipo gimbal en las cámaras de los teléfonos móviles. Lo próximo podría ser una cámara que se separa del teléfono, vuela hasta donde queramos guiarla y nos hace un selfie. Es lo que indica su última patente.

Una cámara que se separa de tu teléfono para hacerte fotos desde lejos

Ya hemos visto cámaras móviles que rotan sobre el marco para hacer tanto de cámaras traseras como de frontales, y también cámaras que se esconden en el propio marco y aparecen sólo cuando son necesarias. Lo que no hemos visto aún son cámaras que surgen del marco para despegarse de él y volar, pero Vivo ya parece haber encontrado la forma de que esto ocurra.

En su última patente, Vivo muestra un teléfono móvil con una cámara voladora e incluso detalla parcialmente cuál sería su construcción y su funcionamiento. Tendríamos una módulo fotográfico con tres sensores infrarrojos apuntando hacia atrás y hacia los laterales para poder saber dónde se encuentra en cada momento, una cámara fija apuntando hacia arriba y otra cámara, la principal, apuntando hacia el frente.

Vivo Smartphone Drone Patent Letsgodigital 1000x704

Este módulo aparecería del marco del teléfono móvil encapsulada en una caja con cuatro pequeños ventiladores para sustentarse en vuelo durante el tiempo que dure la fotografía que queremos tomar. Con la cámara principal, el módulo volador podría tomar fotografías de nosotros mismos desde la distancia elegida, y con la cámara secundaria se podrían tomar fotografías aéreas con perspectiva cenital. De igual forma que hacen ahora mismo los drones más habituales.

No queda claro, al menos no por los esquemas presentados por Vivo para la solicitud de su patente, cómo solventaría el fabricante el asunto de la batería. Si este módulo contaría con una pequeña batería propia que se recargase de forma independiente o si echaría mano de la batería del propio teléfono, acortando la autonomía del mismo entre selfie volador y selfie volador. Sea como fuere, no cabe duda de que el concepto es completamente revolucionario. El tiempo dirá si es o no práctico. Si es que llega a comercializarse, claro está.

Vía | LetsGoDigital

Temas
Inicio