Compartir
Publicidad
Publicidad

Apple advierte de que ni en el iPhone X te librarás de la "maldición" del OLED

Apple advierte de que ni en el iPhone X te librarás de la "maldición" del OLED
Guardar
25 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las pantallas OLED son hijas de una tecnología madura. Podemos preguntarle a un Samsung que se ha encargado de potenciarla desde hace años y que ahora cuenta con un 97% de la producción a nivel mundial. Hablando de móviles, claro está, aunque LG quiere ser el culpable de que esa cifra se reduzca en casi un tercio de aquí a un par de años.

Es por ello que ahora vemos muchas más pantallas móviles OLED que antes, y por eso Apple ha decidido apostar por ella por primera vez en la historia de los iPhone. El nuevo iPhone X cuenta con una pantalla sin apenas marcos construida por Samsung de bastante buena calidad a tenor de las distintas reviews pero que, sin embargo, no escapa de los clásicos "errores" del OLED. Sí, puede quemarse y Apple advierte de ello.

Los iPhone X también se queman

En este fin de año parece que las "quemaduras" o las amenazas de éstas están dominando el panorama móvil. Por un lado tenemos a Google, que ha apostado por las OLED de LG en su Pixel 2 XL y no está teniendo pocos problemas. Ocasionados probablemente por la juventud de LG en un sector de pantallas OLED móviles que aún no tiene dominado, pese a que posiblemente monte las mejores pantallas OLED para televisores planos.

Por otro lado, Apple con la pantalla de su iPhone X, una pantalla OLED que hizo temer lo peor a no pocos usuarios de los de Cupertino y que ahora parecen satisfechos con el resultado. Pero Apple no quiere dejar pasar la ocasión de advertir de que la tecnología tiene aún sus puntos débiles, y los ha dejado patentes en su página de soporte.

Apple ha reseñado en su página de soporte que el iPhone X podría sufrir "quemaduras", como cualquier otro OLED

La tecnología OLED es madura, como decíamos al principio, pero aún puede presentar quemaduras bajo condiciones más o menos extremas. Imágenes que quedan impresas en la pantalla tras largos periodos de exposición y que tardan en desaparecer pese a que el teléfono ya esté a otras labores, y que llegan incluso a permanecer ahí para siempre, alterando el brillo de la zona en particular.

Las OLED de Samsung tienen ya la suficiente calidad como para que este tema de las quemaduras sea un problema menor pero en Apple se han "curado en salud". La empresa liderada por Tim Cook ha incluido un apartado concreto dedicado a sus pantallas en su página de soporte. Un apartado en el que comenta que el iPhone X puede sufrir "quemaduras" como cualquier otro OLED, aunque también destaca que bajo condiciones de uso agresivo. No han faltado los comentarios acerca de la coloración del panel, por cierto.

Si observas una pantalla OLED en un ángulo poco común, puedes darte cuenta de que hay variaciones en su color y su saturación. Esto es una característica de la propia tecnología OLED y se trata de un comportamiento normal. Con el uso intensivo y prolongado en el tiempo de las pantallas OLED pueden aparecer pequeño cambios visuales. Éste es también un comportamiento esperado y puede incluir "imágenes persistentes" o "quemaduras" en los sitios en los que la pantalla muestra un pequeño remanente de una imagen incluso después de que ésta haya desaparecido de la pantalla. Esto puede ocurrir en casos muy extremos como mostrar durante mucho tiempo una imagen con un alto contraste. Hemos diseñado la pantalla Super Retina para ser la mejor de la industria y reducir los efectos de estas "quemaduras" del OLED.

Así pues, ni en la pantalla del iPhone X nos libraremos de estas quemaduras que, todo sea dicho, distan mucho de ser a día de hoy un problema generalizado de los paneles OLED. La propia Apple ha advertido de esto en su página de soporte para que nadie se lleve a engaño. Hablamos de OLED de muy alta calidad pero de OLED al fin y al cabo.

Y en los estados de evolución en los que se encuentra la tecnología todavía presenta pequeños defectos. Mejorarán con el tiempo y acabarán desapareciendo, pero ahí están. Y el iPhone X no se va a librar de esta "maldición" del OLED, por mucho que hayan conseguido mitigarla. Así que toca ser conscientes de que hay posibilidades de que la pantalla del iPhone X se queme.

Vía | Apple
En Xataka Móvil | Qué es lo que está ocurriendo con las pantallas P-OLED de los Pixel 2

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos