Compartir
Publicidad
Que Apple le gane la partida  por una décima es un mal menor para Samsung tras el Note 7
Mercado

Que Apple le gane la partida por una décima es un mal menor para Samsung tras el Note 7

Publicidad
Publicidad

Las cifras presentadas por Apple hace escasas horas son impresionantes. Vender 78,3 millones de smartphones en un trimestre, teniendo en cuenta además el precio de los iPhones, es algo que solo la marca de Cupertino puede hacer. De hecho el nuevo récord de ventas de Apple ha pillado por sorpresa, ya que se sospechaba que el ocultamiento de los datos de ventas de los iPhones 7 en su primer fin de semana tenía detrás una tibia acogida.

Ese buen comportamiento en tiendas del iPhone 7 ha provocado que, según los datos de Strategy Analytics, Apple haya logrado superar a Samsung en ventas de smartphones en el último trimestre de 2016. Un sorpasso que no pasará desapercibido en las oficinas de la firma coreana, pero que podemos decir con rotundidad que es un mal menor tras todo lo ocurrido con el Galaxy Note 7.

77,5 millones de smartphones vendió Samsung en el cuarto trimestre de 2016 según Strategy Analytics, obteniendo un 17,7% de cuota de mercado. Esos datos suponen que se vean superados por una décima y 800.000 smartphones vendidos por Apple, aunque todo sea dicho, ambas marcas han perdido cuota respecto al último trimestre de 2015.

Datos de ventas por fabricantes según Strategic Analytics

Si miramos a los datos anuales, Samsung vendió 309,4 millones de smartphones según la misma fuente (10,3 millones menos que en 2015) y Apple 215,4 millones (16,1 millones menos). Por tanto, si ampliamos la vista parece que 2016 no ha sido un buen año para ambas marcas, ante el avance imparable de marcas chinas como Huawei, que superó el 10% de cuota en el último trimestre, OPPO o Vivo.

El cuarto trimestre siempre es el mejor para Apple

Obviamente, que Apple adelante a Samsung, aunque sea por la mínima, es noticia, pero hay que ponerla en perspectiva para entenderla mejor. El último trimestre del año (el primero del año fiscal de Apple) siempre es el mejor para la marca de la manzana, porque es cuando el nuevo iPhone en cuestión se pone a la venta en la mayoría de los mercados. Las ventas de iPhones habrán tocado máximos en el trimestre que va de octubre a diciembre de 2016, pero también venían de descensos interanuales de ventas en el resto de trimestres de 2016.

Poca distancia teniendo en cuenta el Note 7

Más allá de los datos de 2016 de Apple, lo cierto es que la mínima distancia que le ha sacado a Samsung en el último trimestre del año parece escasa para lo que podría haber pasado. Recordemos que Samsung viene de un mal final de 2016, en lo que a imagen se refiere. El Note 7 apuntaba a ser todo un súperventas, nuestro análisis así lo decía, pero tras un primer recall el teléfono tuvo que ser retirado del mercado por defectos en sus baterías.

Las ventas de smartphones de Samsung solo han bajado un 4,67% tras el fiasco del Note 7

El daño a la imagen de Samsung era innegable, pero lo cierto es que no ha sido tan grande como algunos habían pronosticado. Samsung será la marca del teléfono "chamuscado" pero sus cuentas no lo han sufrido tanto. Habrían vendido unos cuantos millones de smartphones más de haber podido continuar con las ventas del Note 7, dejando muy atrás los 78,3 millones de Apple, pero que las ventas de smartphones de Samsung en el cuarto trimestre solo hayan descendido un 4,67% parece un castigo menor.

La pelea se traslada al segundo trimestre

Sin su estrella para la última parte del año, Samsung ha seguido promocionando los Galaxy S7 como su mejor terminal, estirándolo más allá del relevo habitual que toma la gama Note en septiembre. Además, durante el primer trimestre de 2017 el relevo en términos publicitarios parece que lo cogerán los recién lanzados Galaxy A3 3017 y A5 2017, gamas medias dirigidos a quienes no quieren gastarse 700 euros en un móvil.

La pelea real se trasladará al segundo trimestre del año, cuando Samsung lance su esperado Galaxy S8. Será entonces cuando seguramente las ventas de smartphones de la marca coreana vuelvan a despuntar y cuando podremos volver a medir frente a frente a Samsung y Apple, con el permiso de otras marcas como Huawei, que está discutiendo a Samsung su liderazgo en ciertos mercados, como España.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos