Publicidad

Orange también intentará paralizar Yoigo Fusión con denuncias ante la CMT y CNC

Orange también intentará paralizar Yoigo Fusión con denuncias ante la CMT y CNC
13 comentarios

Publicidad

Publicidad

Vodafone ya nos desveló a comienzos de mes que su desacuerdo y total oposición frontal al acuerdo entre Yoigo y Movistar no se iba a quedar solo en palabras sino que ya lo habían denunciado ante la Comisión Nacional de la Competencia pero la compañía británica no se va a quedar sola.

Y es que quien da ahora el paso es Orange, que ha presentado también una denuncia ante la CNC y otros organismos en contra del acuerdo mediante el cual Yoigo y Movistar se prestan 4G y red fija con el fin de paralizar el próximo lanzamiento de Yoigo Fusión, la esperada opción convergente del operador sueco.

Orange no solo ha llamado a la puerta de la CNC sino también a la de la CMT, precisamente fusionada ahora con la CNC en la nueva CNMC, y ante la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones y Sociedad de la Información hasta en cuatro ocasiones a fin de buscar medidas cautelares que impidan a ambas compañías usar los beneficios del acuerdo alcanzado entre ellas.

Orange es muy clara a la hora de explicar las razones por las que cree que debería suspenderse el acuerdo en Yoigo y Movistar:

(El acuerdo) ... elimina virtualmente a Yoigo del mercado y lo convierte en un canal de distribución de productos de fijo de Telefónica, al tiempo que ayuda a Telefónica a conseguir sinergias en red, moviendo emplazamientos y pudiendo venderlos a terceros.

Precios pactados, desinterés en la inversión

Además la compañía francesa también sospecha que ambos operadores pueden haber pactado el precio de Yoigo Fusión a fin de no empañar la oferta de Movistar Fusión, lo que al final perjudicaría al resto de operadores con oferta convergente, que no pueden acceder con las mismas condiciones a la red fija de Movistar.

Pero Orange también ha querido utilizar un argumento recurrente: el acuerdo entre Yoigo y Movistar permitiría a esta última reforzar su propio despliegue de fibra óptica, lo que podría provocar que otros operadores inviertan menos en sus propios despliegues al llegar a zonas donde los clientes ya podrían haber contratado fibra con Movistar o Yoigo.

Dos o tres meses para imponer medidas cautelares

Ya venga por la CNC o la CMT o el pleno de la nueva CNMC las medidas cautelares deberían imponerse, si así lo cree el regulador que sea, en dos o tres meses como mucho mientras se estudia más profundamente el acuerdo entre Movistar y Yoigo en búsqueda de ilegalidades o prácticas abusivas.

Orange solicita por ello la paralización del acuerdo mientras no se demuestre que la oferta de Yoigo, que aún no conocemos, puede recibir replica por el resto de competidores. Algo similar ocurrió ya con el lanzamiento de Movistar Fusión, ocasión en la que la CMT autorizó sin ninguna condición su comercialización por ser replicable como se demostró con el posterior lanzamiento de tarifas similares en Orange o Vodafone entre otras.

Vía | Europa Press

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir