Compartir
Publicidad
Microsoft Lumia 435, análisis
Otras

Microsoft Lumia 435, análisis

Publicidad
Publicidad

Después de habernos encontrado con el primer Lumia acogido baja la marca Microsoft, el Microsoft Lumia 535, y a la espera de conocer nuevos terminales de gama alta de la marca de Redmond, nos toca ahora analizar un terminal de una gama muy distinta, el Microsoft Lumia 435.

Su precio de venta libre, unos 80 euros actualmente, nos hace pensar que nos encontramos con un terminal muy justo en cuanto a especificaciones. Pero antes de calificarlo hemos pasado unos días jugando con él, probando tanto rendimiento puro, como cámaras fotográficas y otros aspectos. Los resultados, a continuación, sorprenderán a más de uno.

Microsoft Lumia 435, especificaciones técnicas

Antes de entrar de lleno en nuestro análisis del Microsoft Lumia 435 comencemos repasando sobre el papel sus argumentos en forma de ficha técnica:

Microsoft Lumia 435, características técnicas
Dimensiones físicas 118.1 x 64.7 x 11.7 milímetros, 134 gramos
Pantalla 4 pulgadas. LCD
Resolución WVGA (800 x 480 píxeles), 233 PPI
Procesador Qualcomm Snapdragon 200 Dual-Core a 1.2 GHz. GPU Adreno 302
RAM 1 GB
Memoria 8 GB (ampliables con microSD de hasta 128 GB)
Versión software Windows Phone 8.1
Conectividad HSPA, Bluetooth 4.0, Wi‑Fi b/g/n
Cámaras Principal de 2 megapíxeles. Frontal de 0.3 megapíxeles
Batería 1.560 mAh (extraíble)
Precio 80 euros

Diseño: nada nuevo en las cuatro pulgadas

Empezamos nuestro análisis por el diseño. Nadie se puede esperar que por el precio de este terminal nos vayamos a encontrar con el último grito en diseño. Microsoft ha seguido la estela de anteriores Lumia de la gama de entrada, manteniendo el tamaño de la pantalla en cuatro pulgadas y los botones bajo la pantalla, lo que podemos considerar un acierto en un smartphone de estas dimensiones.

Nokia Lumia 520 y Microsoft Lumia 435 de perfil Nokia Lumia 520 y Microsoft Lumia 435 de perfil

En lo que puramente a la estética del teléfono se refiere, seguimos viendo las esquinas no redondeadas, que a algunos nos gustan poco, pero ya es cuestión personal. Sí que, a diferencia de anteriores terminales de esta gama, como el Nokia Lumia 520, la carcasa tiene líneas más rectas uniendo parte delantera y trasera, lo que hace que el terminal se vaya a 11.7 milímetros de grosor, una cifra que no es preocupante pero que lo hace más grueso que el mencionado 520 (9.9 mm).

Microsoft Lumia 435 Motorola Moto E (2014) Samsung Galaxy Trend Plus LG L50 Huawei Ascend Y330 bq Aquaris E4
Diagonal de pantalla
4"
4.5"
4"
4"
4"
4"
Dimensiones
118.1 x 64.7 x 11.7 mm
124.8 x 64.8 x 12.3 mm
121.5 x 63.1 x 11.1 mm
124.5 x 65.4 x 12.2 mm
122.1 x 63.5 x 11.3 mm
123 x 62.5 x 10 mm
Peso
134 gr.
142 gr.
128 gr.
142 gr.
126 gr.
125 gr.

Pero a pesar de ese grosor superior al de anteriores terminales de Nokia/Microsoft, lo cierto es que si comparamos este smartphone con los de otros marcas de similares diagonales de pantalla nos encontramos con que, tanto dimensiones como peso están bastante contenidos. Frente a nuestra selección, el Lumia 435 es el terminal menos alto mientras que en ancho y peso el terminal de los de Redmond está en un puesto intermedio.

435 Trasera

En cuanto a los colores de la carcasa trasera, la gama es más limitada que en anteriores Lumia, aunque sus negro, blanco, verde y naranja se antojan más que suficientes. Eso sí, al menos la carcasa que hemos probado (la verde) resulta muy fácil de ser ensuciada. Su acabado mate poroso se queda fácilmente con marcas y resulta muy complicado (e incluso imposible en ocasiones) quitarle esas marcas o manchas. Esperemos que en otros colores no ocurra lo mismo, aunque todo es solucionable con su correspondiente funda.

435 Perfil

Las conclusiones del aspecto diseño es que no obtenemos nada más de lo que podríamos esperar. La carcasa parece algo basta (todo son líneas rectas y además el teléfono tiene "panza" hacia la parte trasera), aunque las dimensiones totales y su peso están dentro de los parámetros de la gama a la que pertenece, destacando su largo bastante contenido. Eso sí, en ciertos colores el uso de una funda será imprescindible, debido a la porosidad de la carcasa trasera.

Pantalla: sin Clear Black los negros son grises

Panel LCD de cuatro pulgadas y resolución de 480 x 800 píxeles (233 ppi). Ese parece ser el denominador común de muchos terminales de gama baja en numerosas marcas, y eso es lo que nos encontramos en el Microsoft Lumia 435. Tampoco podíamos pedir mucho a un terminal de este precio desde luego, pero enseguida evidenciamos las carencias de éste.

El primer punto es que no existe ninguna protección tipo Corning Gorilla Glass, por lo que tendremos que tener mucho mimo de en qué bolsillos queremos meter el smartphone, a sabiendas de cualquier cosa le puede hacer un rayón en la pantalla. Pero lo que más se echa en falta es el Clear Black de otros terminales Nokia.

435 Pantalla

Sin esa característica, cuando el terminal intenta reproducir negros en la pantalla más bien vemos grises oscuros, ya que hay bastante luminosidad en la pantalla. Algo que quizás a algunos no importará, pero se nota tanto en vídeos como si dejamos en los menús el fondo oscuro, lo que puede llegar a ser molesto. El brillo que ofrece el 435 es suficiente, aunque como otros terminales sufre con los reflejos.

Negros poco reales y malos ángulos de visión, principales problemas de la pantalla del Microsoft Lumia 435

Por otro lado también nos podemos quejar de los ángulos de visión, tanto verticales como horizontales. No hace falta estar en un ángulo demasiado malo para que la pantalla se vea con gran dificultad. Por terminar con algo positivo sobre la pantalla me gusta la función que echo de menos en muchos terminales, poder encender la pantalla con un doble toque sobre ella.

Un rendimiento sorprendente para su precio

Pasando ya del tema de la pantalla entremos a tocar el asunto del rendimiento. Procesador Qualcomm Snapdragon 200 con dos núcleos a 1.2 GHz y 1 GB de RAM, ¿qué podemos esperar de un terminal con esas características? Pues seguramente lo primero que pensaríamos es que a estas alturas un doble núcleo podría quedarse corto para según que usos.

Intentamos poner entonces el teléfono a prueba. Navegación entre distintos menús y aplicaciones, cargar la galería llena de fotos ... parece que la fluidez del terminal no se resiente, es hora de ponerlo a prueba con algún juego que le pueda poner en apuros. Nos tiramos un rato jugando al Asphalt Overdrive y no hay manera.

435 Rendimiento

Por mucho que hemos intentado poner a prueba el Lumia 435 no hemos conseguido meterle en apuros. Es cierto que la resolución de la pantalla, baja, le favorece, pero con sus especificaciones podríamos esperar que en algún momento el rendimiento se resintiese, pero no ha sido así.

A pesar de contar con un procesador de doble núcleo, nos ha sido imposible ver como el Microsoft Lumai 435 se ralentizaba

Parece claro que a mismas características un teléfono con uno u otro sistema operativo no se comportan igual. Muchos hemos sufrido terminales con Android que enseguida se mostraban lentos, pero parece que Microsoft ha conseguido terminales de gama baja que no se queden cortos a las primeras de cambios.

Como en el primer Microsoft que pudimos analizar, el Lumia 535, el 435 cuenta con Windows Phone 8.1 y la personalización Lumia Denim con sus ventajas. El sistema y aplicaciones preinstaladas ocupan 2.66 GB, por lo que el terminal ofrece 4.62 GB libres, ampliables mediante tarjetas microSD.

435 Bateria

Y en cuanto a la batería, de 1.560 mAh, la promesa de Microsoft es de 11.7 horas de duración en conversación y de 9.4 horas en el caso de navegación haciendo uso de WiFi. Lo cierto es que sin un gran uso puede aguantar el día habitual en muchos smartphones, aunque a nada que nos pongamos a jugar o ver vídeos tendremos que recurrir al cargador antes de la noche. Este último punto lo demostraron en Trusted Reviews, que evidenciaron que con una hora de juego o vídeo vuela un 20% de la batería.

Cámaras muy flojas

Y toca llegar al punto donde más sufre el Microsoft Lumia 435, como otros muchos teléfonos que rondan su precio, las cámaras. Por el lado de la cámara principal nos encontramos con dos megapíxeles y una ausencia realmente importante, la del flash. Por el lado de la cámara frontal el smartphone cuenta con 0.3 megapíxeles.

¿Cuál es el resultado de haber ahorrado en este aspecto para poder ofrecer un smartphone realmente económico? Que el Microsoft Lumia 435 no es el terminal precisamente indicado para llevarse de vacaciones y sacar fotos. Ya no solo es que no nos podremos sacar los tan de moda selfies con una calidad decente, es que la cámara principal también es escasa y sacar fotos con poca luz o nocturnas es directamente una locura, al no tener flash.

Sobre estas líneas podéis ver el resultado de uso de la cámara principal, fotos en las que se aprecia la ausencia de flash y autofocus o la escasa resolución. Primero notamos ruido en las fotos, bordes poco definidos, pero también es apreciable en varias fotos un cierto tono tirando al rosa, que aleja a las fotos de reflejar los colores de la realidad.

En cuanto a la cámara frontal debajo de estas líneas podéis ver el resultado, fotos en las que enseguida podemos apreciar pixelación. Conclusión: el Lumia 435 nos da fotos que podrán valer para compartirlas en redes sociales pero poco más, porque pensar en imprimirlas o verlas en una pantalla más grande que la de un smartphone puede no ser una buena idea.

Camara Frontal 435 Foto tomada con la cámara frontal, en su calidad y tamaño original

Conclusión

80 euros, ese el precio que actualmente pagaríamos por un Microsoft Lumia 435. Por ese desembolso no podemos esperar gran cosa, pero al menos sí un smartphone que responda a los requisitos mínimos que esperamos de un terminal, y salvo por el apartado fotográfico creemos que el Lumia 435 cumple, aunque sin alardes.

Su diseño desde luego no es el más bonito del mundo, aunque se han cuidado aspectos como situar botones físicos de navegación en vez de integrarlos en la pantalla, lo que nos habría arrebatado superficie útil en ésta, que de por sí a muchos se nos antoja demasiado pequeña.

El Microsoft Lumia 435 es la demostración de como, sin un gran hardware, se puede obtener un buen rendimiento con Windows Phone

La pantalla no es que no haya deslumbrando. Reflejos, negros poco fieles, malos ángulos de visión ... algo en parte previsible en un terminal de esta gama, pero no por ello debemos dejar de criticarlo. Quizás la incorporación de Clear Black o de algún tipo de protección no habría subido mucho el precio final, pero cualquiera de esas dos opciones habrían sido de agradecer.

El apartado que sinceramente nos ha sorprendido en parte es el del rendimiento del terminal. Sabemos que un Windows Phone puede funcionar sin lentitud aunque en su interior lleve un procesador de doble núcleo, y el Lumia 435 es la demostración de que el sistema de los de Redmond puede ofrecer un buen rendimiento sin un gran hardware.

Y por supuesto el punto en el que más flaquea el Lumia 435 es el fotográfico. No se trata de un terminal ideal ni para los amantes de los selfies ni para llevarse uno para sus vacaciones, pero es algo que antes de comprarlo debería quedar muy claro con tan solo mirar a las características.

En resumen, si alguien está pensando en un primer smartphone de un tamaño comedido y que pueda ofrecer un buen rendimiento a un precio muy ajustado el Microsoft Lumia 435 debería estar entre sus opciones. Pero quien quiera una buena pantalla o cámaras debería buscarse otras opciones.

6.3

Diseño6
Pantalla6
Rendimiento7
Cámara5
Software7,5
Autonomía6,5

A favor

  • Rendimiento general
  • Aciertos en diseño
  • Precio

En contra

  • Cámaras
  • Ángulos de visión
  • Reproducción de negros

El teléfono ha sido cedido para la prueba por parte de Microsoft. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio