Compartir
Publicidad
Publicidad
Moto E4 Plus, análisis: diseño continuista vestido de aluminio que esconde una autonomía hercúlea
Análisis

Moto E4 Plus, análisis: diseño continuista vestido de aluminio que esconde una autonomía hercúlea

Publicidad
Publicidad

Motorola sigue con su estrategia de abarcar todos los segmentos del mercado y además, de mantenerlos bien nutridos. Es por eso que la compañía nos ha dejado este año 2017 nueve smartphones distintos pertenecientes a cinco familias de categoría distinta.

Dentro de la gama de entrada llegaron este año los Moto E4 y Moto E4 Plus, dos terminales que sacan pecho para competir en una gama cada vez más saturada de competencia. Nosotros hemos compartido unos días con el Moto E4 Plus, y ahora os contamos cuáles han sido nuestras impresiones con él en nuestro siguiente análisis.

Moto E4 Plus, características técnicas

Moto E4 Plus, especificaciones
Dimensiones físicas 155x77.5x9.6 mm, 198 gramos
Pantalla 5,5 pulgadas
Resolución 1.280 x 720 píxeles
Procesador MediaTek MT6737
Quad-core 1,3 GHz
Procesador gráfico Mali T720
RAM 3 GB
Memoria 16/32 GB + microSD hasta 128 GB
Versión Android 7.1.1 Nougat
Conectividad Wi-Fi 802.11 b/g/n
GPS con soporte A-GPS

Bluetooth 4.2
LTE
Radio FM
Sensor de huellas frontal
USB OTG
GLONASS
Cámaras Trasera: 13 MP con flash LED y apertura f/2.0
Frontal: 5 MP con flash LED y apertura f/2.2
Batería Batería Li-Ion, 5.000 mAh, extraíble
Precio 183 euros

Diseño: continuismo bañado en metal

Motorola tiene en común con Sony la fuerte apuesta por mantener un diseño claramente reconocible a simple vista. Un continuismo que se repite en este Moto E4 Plus lo mires por donde lo mires, ya que además de las características líneas de bordes angulados, también nos encontramos con los emblemas de la marca presidiendo tanto el frontal, como la parte trasera.

En cuanto al frontal, su protagonista es una pantalla abrazada por unos marcos que no pasan nada desapercibidos, además de un borde inferior y superior bastante anchos en los que se ubican un altavoz (borde superior) y el sensor de huellas (borde inferior). Estos marcos nos dejan un 69.4% de ratio de ocupación del frontal, un porcentaje bajo en el mercado actual, pero sabemos que (por ahora) Motorola no se ha metido en la guerra de lo marcos, ni siquiera con sus flagships.

Moto Lados

A pesar de este cariz continuista, Motorola ha sustituido el plástico por el metal en este teléfono, algo poco común y muy de agradecer en un terminal de menos de 200 euros. El único inconveniente que encontramos en este cambio de material es que claramente aumenta el peso del teléfono, algo que añadido a sus 5.000 mAh de batería, le hace llegar hasta los 198 gramos. Este peso nada liviano es algo que al menos, se contrarresta con sus dimensiones (155x77.5x9.6mm ), que sin ser demasiado comedidas, nos ofrecen buena sensaciones en mano.

Motorola Moto E4 Plus

Nubia N1

ZTE Blade A2 Plus

Allview P9 Energy

Pantalla

5,5 pulgadas

5,5 pulgadas

5,5 pulgadas

5,5 pulgadas

Medidas

155 x 77.5 x 9,6 mm

1150,9 x 75 x 8,9 mm

155 x 76,2 x 9,8 mm

152,3 x 75,3 x 8,2 mm

Peso

198 gramos

190 gramos

189 gramos

183 gramos

También, y a pesar de tratarse de una versión “plus”, los botones físicos de volumen e inicio ubicados en el lateral derecho del terminal se alcanzan sin problema y sin necesidad de cambiar la posición de los dedos al sostenerlo con una sola mano. Lo mismo podemos decir del sensor de huellas ubicado en el frontal, fácilmente accesible por su ubicación y dejando la trasera libre para la cámara, la cual se encuentra perfectamente integrada sin dar lugar a protuberancias como sucede en otros modelos de la marca.

El diseño del Moto E4 Plus mantiene el linaje de la marca y lo cubre de aluminio para darle un aire más "premium", aunque seguimos teniendo que extraer la tapa trasera para acceder a la SIM, algo que es cuanto menos, incómodo

En el lateral izquierdo no tenemos nada, ya que para introducir tanto la SIM como la tarjeta MicroSD tenemos que extraer la tapa trasera. Esto, además de ser un resquicio del pasado que Motorola debería plantearse resolver, es incómodo y muy molesto, ya que es prácticamente imposible hacerlo sin tener que recurrir a algún objeto como ayuda.

En resumen, Motorola ha querido mantener la esencia de su linaje pero darle a este gama de entrada un toque diferencial con un diseño más premium. Los acabados se agradecen, tanto por el tacto como por la resistencia, aunque quizás haber ajustado un poco más lo marcos habría favorecido la compactación y en consecuencia, el agarre, pero sobre todo, sería de agradecer que facilitase el acceso a los slots de la SIM y la tarjeta de memoria.

Pantalla: el brillo bien, la resolución no tanto

El Moto E4 Plus tiene una pantalla IPS de 5,5 pulgadas con resolución HD (1280x720) y cristal 2.5D. Esta pantalla es de una diagonal superior a la del Moto E4 (5 pulgadas) pero mantiene la misma resolución que éste. La consecuencia de esto es una caída de píxeles por pulgada de 294 ppp a 267 ppp entre ambos, algo que se nota -nunca mejor dicho- a la vista.

Moto 5

Es cierto que utilizando el teléfono en el día a día con cosas básicas, una resolución más limitada no es un gran problema, pero el resultado cambia si le damos al Moto E4 Plus un uso multimedia muy intenso, ya que la experiencia viendo vídeos o jugando a juegos potentes no es tan buena como podría ser con una FullHD.

En cuanto al nivel del brillo de la pantalla, éste es bastante alto para un móvil de sus características, alcanzando un máximo de 364 nits. En la mayoría de situaciones hemos tenido buena visibilidad, aunque es cierto que en exteriores, con la luz del sol en su máximo esplendor, las cosas se ponían un poco feas.

La pantalla del Moto E4 Plus cumple con un uso normal pero no es recomendable para consumir contenido multimedia de manera continuada

Por su parte, el ajuste automático no es de los más rápidos que hemos visto pero, sin ser inmediato, no hay una transición demasiado larga cuando pasamos de interior a exterior y por ende, no nos ha dejado “tirados” casi en ningún momento. 

Pantalla

En rasgos generales es una pantalla que cumple con su función, que quizás no es ideal para pasar el día viendo películas o jugando a juegos de gráfica muy alta, pero para un usuario normal es más que suficiente. Además, que cuente con una resolución más baja favorece a otro de los puntos fuertes de este teléfono que veremos más adelante: la autonomía.

Rendimiento: lo justo y necesario

Hemos comprobado que el Moto E4 Plus tiene un diseño premium que lo eleva por encima de la media en su gama, y tocaba el momento de saber si esto también se cumplía en el terreno de la potencia. Motorola incorpora en él un procesador MediaTek MT6737 junto con 3 GB de RAM y 16 de ROM y una GPU Mali T720 que se encarga de la parte gráfica.

Al movernos por la interfaz, acceder a los escritorios principales o utilizando aplicaciones básicas (mensajería, teléfono, correo) nos hemos encontrado con un sistema fluido, sin lags perceptibles y sin tiempos de carga demasiado largos. Sin embargo, las cosas cambiaron bastante en el momento en que fuimos exigentes en nuestras pruebas.

Moto 6

Y es que ejecutando varias aplicaciones o algunas con mucha demanda de recursos sí que aparecen los lags, las bajadas de fps en las reproducciones y sobre todo, los terribles cierres súbitos. Lo mismo sucede con el calentamiento, que si bien no es demasiado molesto con un uso normal, cuando probamos a jugar durante unos minutos seguidos a 'Asphalt 8: Airborne', la temperatura del terminal (acentuada por su cuerpo metálico) subió tanto que resultó bastante incómodo sostenerlo en las manos.

La potencia del Moto E4 Plus nos hace poner los pies en la tierra y recordar que es un teléfono de gama de entrada que si bien sufre con demanda exigente, cumple en el día a día de un usuario medio

Según podemos observar en los resultados de los test de rendimiento, el Moto E4 Plus obtiene cifras similares a terminales con configuración aproximada o idéntica, resultados que en términos experienciales no han dado el mejor de los resultados con un nivel alto de exigencia, pero que permiten resolver sin problema en el día a día.

MOTO E4 Plus

WIKO UPULSE

UMIDIGI C NOTE

ZTE Blade A520

PROCESADOR

MediaTek MT6737

MediaTek MT6737

MediaTek MT6737T

MediaTek MT6737

RAM

3 GB

3 GB

3 GB

3 GB

ANTUTU

31.046

28.346

39.526

27.257

GEEKBENCH

555/1.565

550/1.534

665/1.839

517/1.442

Comentábamos en el apartado de diseño que el Moto E4 Plus cuenta con un sensor de huellas ubicado en el marco posterior, justo bajo la pantalla. El rendimiento de este sensor es muy bueno, rápido y especialmente preciso. Remarcamos lo de "preciso" ya que en ocasiones, los sensores con forma rectangular dan algo de guerra a la hora de reconocer bien la huella, pero éste no es el caso del que monta el Moto E4 Plus.

Otro dato importante sobre el sensor es que nos permite una función extra, y es que pulsando sobre él con la pantalla encendida, ésta se bloquea, por lo que hace las veces de "botón de inicio" y es bastante útil cuando tenemos el teléfono sobre la mesa.

Autonomía: 5.000 mAh que se hacen notar

La batería es sin duda el punto más destacado en este Moto E4 Plus. Hablamos de una pila con un amperaje soberbio: nada menos que 5.000 mAh. Durante los días que lo utilizamos como teléfono principal pudimos comprobar que con un uso normal del día a día, realizando llamadas, utilizando mensajería instantánea y redes sociales, el teléfono aguantó sin necesidad de recarga hasta 48 horas.

Moto 3

Cuando llevamos al Moto E4 Plus a un nivel más alto de exigencia para nuestras pruebas, haciendo fotografías, editándolas, jugando a juegos exigentes y con la pantalla al máximo de su brillo, la duración de la batería se redujo, pero aún con ello fue capaz de alcanzar un día completo sin necesidad de visitar el enchufe.

Está claro que una batería de 5.000 mAh que tiene que ocuparse de un procesador poco potente y de una pantalla con resolución HD puede conseguir estas cifras, y es por ello que la batería del E4 Plus también consigue en los test de rendimiento cifras que lo sitúan a la altura o por encima terminales de amperaje similar, con un resultado de 13 horas y 20 minutos con la pantalla calibrada a 200 nits.

En cuanto al proceso de carga, en el E4 Plus es bastante lento, y lleva unas tres horas conseguir que los 5.000 mAh de su batería ser recompongan por completo, pues además de su tamaño, no cuenta con sistema de carga rápida. Motorola todavía no ha dado el salto al USB-C en su gama E, manteniéndose el conector microUSB en el Moto E4 Plus.

Pese a este último punto, el teléfono prometía autonomía y ha cumplido con creces, regalándonos una experiencia de uso que nos ha hecho, casi casi, olvidarnos por completo de sentir miedo a quedarnos sin batería en una situación comprometida.

Moto 4

Android puro pero con detalles

Estamos acostumbrados a toparnos con un software bastante limpio en todas las familias Moto, y este E4 Plus no iba a ser menos. En este teléfono nos encontramos con Android 7.1.1 de serie (por el momento sin previsión de dar el salto a Oreo) y tenemos una interfaz casi inmaculada, con Google Now deslizando a la izquierda y el cajón de notificaciones al deslizar de abajo a arriba (no hay icono para lanzar el cajón).

En cuanto al bloatware, es bastante escaso aunque no inexistente. Hay algunos elementos de personalización como la aplicación propia de Motorola. Esta aplicación nos permite configurar gestos a modo de funciones rápidas (para reducir el tamaño de la pantalla con toque sobre ella) o configurar el modo en que queremos recibir las notificaciones.

Software

Como vemos, Android 7.1.1 llega con este teléfono casi en estado puro, algo que además de alegrar a los fans de Android Stock, favorece que podamos navegar de manera fluida por la interfaz del teléfono, donde las transiciones entre aplicaciones y escritorios se ejecutan sin lags ni congelaciones.

Cámaras que destacan dentro de la gama

Uno de los aspectos que más están cuidando los fabricantes en todas sus gamas es el equipo fotográfico. Por eso, no es de extrañar que cada vez nos encontremos con teléfonos mejor dotados en esta materia en la gama de entrada, y aunque el Moto E4 Plus llega con una configuración bastante habitual, no podíamos sacar conclusiones hasta comprobar los resultados,

Sobre el papel, el E4 Plus llega con una cámara principal de 13 megapíxeles y apertura 2.0 y una cámara frontal de 5 y apertura 2.2. Pero si hay un apartado en el que importan más los resultados que las cifras es éste, así que vamos a ver cómo se han comportado las cámaras de este teléfono en las diferentes situaciones a las que lo hemos expuesto.

moto

En general hemos obtenido resultados aceptables teniendo en cuenta las especificaciones del hardware que monta. Es una cámara perfecta si el uso que le vamos a dar es para que las imágenes se vean en una pantalla de móvil (un uso enfocado a redes sociales) ya que cuando ampliamos a tamaños mayores, el pixel se nota demasiado. Los resultados con buena luz son aceptables, aunque no soporta demasiado bien las escenas de contraluz, donde sobre todo le cuesta el enfoque.

B125b3e8 C976 4fcc Bf9d 75403be0b49b
moto

Buen nivel de saturación en los resultados y colores bastante vívidos pese a que, como decimos, la perdida de detalle se pronuncia demasiado pronto al ampliar o al utilizar el zoom. En interiores los colores ya no vibran tanto y la pérdida de detalle se vuelve más acusada. Lo mismo sucede cuando la luz comienza a desaparecer en exterior, aquí el ruido aparece casi sin darnos cuenta, y enfocar se convierte en un verdadero reto.

moto
Ampliacion Detalle ampliación al 100%
moto

La cámara frontal por su parte, también nos da resultados bastante buenos con luz natural o interiores muy bien iluminados, pero sucede lo mismo cuando la luz decrece: que el ruido aparece rápido y la calidad de los resultados merma considerablemente. Sin embargo, aquí podemos hacer dos cosas para compensar: por un lado, utilizar el flash frontal habilitado para ello, que si bien aclara demasiado y da un resultado un tanto artificial, puede salvar la situación.

frontal

Por otro lado, podemos optar por dar uso al modo belleza que la propia aplicación de la cámara incluye para paliar un mal resultado, pero como siempre, estas opciones llevadas al máximo pueden darnos un resultado bastante desastroso, y en el caso del E4 Plus los resultados del modo belleza llevados a su punto máximo son bastante artificiales.

Modo Belleza El modo belleza puede salvar la ausencia de luz pero llevarlo al máximo ofrece resultados poco naturales

Y hablando de la aplicación de la cámara, aquí hemos echado en falta que fuera algo más completa. Y es que en contrapartida a lo sencilla que es de utilizar, no encontramos modos adicionales de disparo más allá del panorámico o HDR -por supuesto menos aún un modo manual-, por lo que se queda una aplicación bastante escasa y algo insulsa para los que suelan darle mucho juego a la cámara.

App Camara

Moto E4 Plus, la opinión de Xataka Móvil

Tras haber pasado este tiempo utilizando el Moto E4 Plus hemos podido ser conscientes de sus fortalezas, sus debilidades y también hacernos una idea clara de cuál es su público objetivo. Si bien es cierto que teníamos una idea más o menos aproximada de lo que nos íbamos a encontrar, hay cosas que nos han sorprendido (para bien y para no tan bien).

En primer lugar, debemos resaltar el buen trabajo en el diseño de este terminal, ya que hablamos de que por menos de 200 euros, nos ofrece un acabado en aluminio, con un cuerpo con buena compactación y del que si hay algo que quizás no nos termina de convencer es la tapa -nada fácilmente- extraíble de la parte trasera.

Moto 1

En la pantalla hemos echado en falta una mayor resolución, pues aunque tanto la reproducción del color como el nivel de brillo son bastante buenos, una resolución HD se nos queda corta si vamos a darle un uso más enfocado a la reproducción de contenido multimedia, aunque si enfocamos el terminal como una herramienta para el día a día con uso estándar, resuelve sin ningún problema.

El Moto E4 Plus destaca en su gama por diseño y autonomía, y aunque en otras materias se queda en una posición meramente funcional, es una alternativa muy buena para presupuestos que no quieran sobrepasar los 200 euros

Respecto al rendimiento, las impresiones son similares a las de la pantalla. El procesador MediaTek MT6737 con 3 GB de RAM sufre con tareas exigentes, pero con un uso moderado, el normal en el día a día de un usuario medio, no vamos a sentir que nos falte potencia. Sobre la autonomía subimos al Moto E4 Plus al podio, pues solo podemos decir aquí cosas buenas. El terminal rinde con creces, y nos deja unas cifras que no estamos acostumbrados a ver con hasta dos días de duración sin visitar el enchufe con uso moderado, y día y medio con uso exhaustivo.

Por último, añadir que las cámaras, que partían con una configuración sobre el papel estándar, nos han dado unos resultados bastante aceptables. En resumen, el Moto E4 Plus es un terminal que destaca dentro de su gama en aspectos como la batería y sus acabados, y que para aquellos que adoren el diseño puramente "Moto", puede ser una elección perfecta por debajo de 200 euros.

7.4

Diseño7.25
Pantalla6.75
Rendimiento6.5
Autonomía9
Software7.5
Cámara7.5

A favor

  • Diseño premium
  • Hasta dos días de autonomía
  • Software bastante limpio
  • Cámara resuelta

En contra

  • La dificultad para poner la tarjeta SIM
  • Poca resolución para 5,5 pulgadas de pantalla
  • Lags con multitarea

El terminal ha sido cedido para la prueba por parte de Motorola. Puedes consultar nuestra política de relaciones con empresas.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos