Compartir
Publicidad
Publicidad

Luces, Snapchat y acción: Stickhouse es la primera película rodada enteramente con la app

Luces, Snapchat y acción: Stickhouse es la primera película rodada enteramente con la app
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A medida que la tecnología en el ámbito audiovisual ha avanzado la variabilidad de técnicas y estilos de filmación se ha diversificado llegando a ver producciones al más puro estilo videocámara doméstica. Era de esperar que, con lo que perfeccionan las cámaras de los móviles empezasen a surgir proyectos, y en esta ocasión han ido más allá. Stickhouse no es sólo una película grabada sólo con smartphones: se hizo única y exclusivamente con Snapchat.

Eso se propuso Hannah Macpherson para su película de terror, la cual como cabe esperar se podrá ver en formato 16:9 vertical. La cuenta usada para la realización de los snaps fue la del actor Andrea Russets, y tras el proyecto está el estudio Indigenous Media, que se está centrando en la distribución de contenido original a través de distintas plataformas social media.

El futuro de la bruja de Blair era esto

Esta idea de Indigenous Media de sacar partido a los "nuevos" canales no parece en absoluto mala cuando vemos las primeras cifras de audiencia de Stickhouse. Dada la naturaleza de la app, los usuarios de la plataforma que siguen al actor pudieron ir siguiendo los snaps del film, de modo que según leemos en Mashable la película fue vista por millones de personas. Estos cortes se emitieron durante cinco días, desde el pasado 29 de abril hasta el 3 de mayo.

¿Qué logran además con esta técnica? Transmitir una sensación de mayor realismo al espectador, en este caso de terrorífico realismo. La grabación de snaps subjetivos es muy habitual entre los usuarios, así como la retransmisión de escenas cotidianas (ya lo vimos hace poco hablando de los snapchatters emergentes españoles), de modo que recurriendo a esta app (que además deja "huella" al comprometer la calidad de la filmación) se logra crear ese falso realismo que supone casi la antítesis de una superproducción.

Algo similar a lo que en su momento se hizo con la película The Blair Witch Project (1999), la cual se compiló a partir de grabaciones en videocámara. En este caso, de hecho, también se trata de un grupo de amigos que deciden investigar cierto misterio entorno a un edificio, siguiendo el tópico de muchísimas películas del género.

No hay salas de cine para esta película

De nuevo se recurre a la popular app para contar con un público base joven. Una idea que vemos en numerosas propuestas últimamente como el acuerdo de la NBC con la plataforma para la retransmisión de los próximos Juegos Olímpicos o el intento del gobierno británico de que su campaña de seguridad al volante tenga mayor alcance.

Stickhouse

Además, está la aparente confluencia entre una menor asistencia a las salas y un mayor uso de los móviles para todo (también para la visualización de contenido multimedia), como comentamos al hablar del proyecto de crear una sala de cine especial para usar el móvil por parte de la cadena americana AMC. Así lo explicaba Jake Avnet, co-fundador de Indigenous Media:

La gente joven ya no va a los cines; no ven la televisión. Emplean su tiempo online en YouTube, Snapchet, etc.. [...] Snapchat cuenta con un público y un enganche enorme, y hasta ahora nadie ha intentado realmente crear una historia de largo formato con ella, así que decidimos ir adelante con este reto.

Así, la película se compone de los snaps que ya fueron emitidos desde la cuenta del actor, además de algo de metraje adicional. Estará disponible a través de la plataforma Vimeo a partir del 1 de junio.

Vía | Mashable
En Xataka Móvil | ¿Es Snapchat el recurso que necesitan los políticos en la actualidad?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos