Compartir
Publicidad

El iPhone 8 puede llegar o no a tiempo, pero su procesador se ha empezado a fabricar

El iPhone 8 puede llegar o no a tiempo, pero su procesador se ha empezado a fabricar
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Todos los años surgen debates en torno a la figura del iPhone y no es para menos. Hay que tener en cuenta que posiblemente sea el teléfono más importante de la segunda mitad del año y sin duda es uno de los más importantes de cada ejercicio. Con la llegada del terminal de este año, el que coronará su décimo aniversario, todo se ha recrudecido pero hay algo más: todavía no se sabe a ciencia cierta si llegará o no a tiempo.

Que haya o no iPhone 8 este mismo año es uno de los temas recurrentes en las últimas semanas. Unas fuentes sitúan al teléfono en el próximo 2018 mientras que fuentes contrarias devuelven el terminal al presente año. Lo único cierto a estas alturas es que, independientemente de que llegue o no, su procesador se ha empezado a fabricar. El Apple A11 ha entrado en producción.

TSMC ha arrancado motores

Como ocurre desde los inicios del chip de Apple, se diseña en las oficinas de Cupertino pero la fabricación se encarga a terceros y este año le toca repetir a TSMC, que se ha quedado con la producción en exclusiva tras los roces de Apple con Samsung en la anterior generación. Así, el Apple A11 se fabricará íntegramente en China por la compañía de Taiwan, aunque su destino no será únicamente el iPhone.

El Apple A11 está destinado a llegar a bordo del futuro iPhone 8, aunque todavía no hay consenso sobre si será ése su nombre definitivo o si finalmente veremos llegar al mercado el iPhone 7s que debe corresponder a esta generación. El problema es que este Apple A11 también forma parte de la hoja de ruta del iPad, de ahí que el inicio de su fabricación no garantice que el iPhone llegue finalmente en 2017.

El destino del Apple A11 no es sólo ser el cerebro del iPhone 8, en su camino se encuentra el iPad

Así pues, fuentes cercanas al fabricante de Taiwan confirman que, efectivamente, TSMC ha comenzado ya con la fabricación del chip Apple A11 que debe llegar, entre otros, con el futuro iPhone 8. Un terminal que se especula que aterrice con 3GB de RAM, volviendo a subir nuevamente el listón desde la generación pasada en su modelo estándar, y que podría retrasarse algo más de un mes, exactamente lo que ha ocurrido con el propio chip.

Por el momento no se conocen más detalles sobre este futuro procesador que se construirá con tecnología de 10 nanómetros y que debe rivalizar con los Snapdragon 835 y Helio X30 de Qualcomm y MediaTek. Aunque vistos algunos benchmarks filtrados con anterioridad, es posible que los supere en varios enteros. Pero ya veremos qué ocurre cuando sea oficial, nos mantendremos a la espera de más información.

Vía | PocketNow
En Xataka Móvil | La posibilidad de carga inalámbrica vuelve a planear sobre el iPhone 8

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos