Los iPhone 15 no traerán botones físicos según las filtraciones, pero tampoco nos daremos cuenta

Los iPhone 15 no traerán botones físicos según las filtraciones, pero tampoco nos daremos cuenta
3 comentarios

A poco menos de un año vista de los iPhone 15, y como suele ser costumbre, las filtraciones sobre los próximos buques insignia de Apple no cesan. No en vano, aunque el producto se vaya a lanzar en septiembre de 2023, su desarrollo se deja listo mucho antes.

Y en esta línea hemos conocido un cambio importante que haría que esta nueva generación de iPhone deje de llevar botones físicos. No es algo que se haya conocido ahora, pero es una filtración que cada vez toma más fuerza tras ser comentado por analistas como Ming-Chi Kuo o más recientemente haber sido sugerido sutilmente por un proveedor de Apple.

Una novedad que huele mucho a lo visto en los iPhone 7

Boton Iphone 7
Desmontaje del botón háptico del iPhone 7 (Imagen: iFixit)

Fue el iPhone X el smartphone más rompedor de Apple en lo que a diseño se refiere, abrazando el formato "todo pantalla" y dejando atrás el icónico botón Home que llevaba presente desde el iPhone original. Sin embargo, un año antes el iPhone 7 ya prescindió del botón principal, aunque no en términos funcionales.

Aquel iPhone 7 (también el iPhone 7 Plus) cambió el botón Home físico por un botón háptico sensible a la presión y que al tocarlo daba totalmente el pego de ser un botón real. Teniendo en cuenta que no varió el diseño, que tampoco afectó al lector de huellas y que la vibración háptica era muy realista, la mayoría de usuarios ni siquiera percibiesen este cambio.

Posteriormente este botón háptico ha sido heredado por modelos de siguientes generaciones con botón como el iPhone 8 o la gama de iPhone SE. Y precisamente en esta línea parece ir el iPhone 15 con sus botones de subir y bajar volumen (y probablemente también el botón de desbloqueo).

Si bien es complicado hablar con plenas garantías sin tener delante estos futuros smartphones, a nivel técnico no tendrían diferencia con aquel botón del iPhone 7, haciendo que muchos probablemente ni se den cuenta de que realmente no están tocando un botón físico. Y sí, salvo sorpresa seguirían cumpliendo también con su cometido de subir y bajar el volumen, por lo que al final no sería más que un ligero cambio de sensaciones al tocarlo (más cuando está apagado, ya que ahí no emitiría vibración alguna).

Este cambio respondería a una necesidad de Apple por ahorrar espacio en el interior de los dispositivos al no tener que integrar piezas mecánicas móviles. Y a buen seguro estarán también teniendo en cuenta las desventajas que a priori plantea este sistema, como por ejemplo la funcionalidad del botón al tener una funda puesta.

Imagen de portada | 4RMD

Temas
Inicio