Compartir
Publicidad
Publicidad

Si los smartphones fueran considerados ordenadores...

Si los smartphones fueran considerados ordenadores...
Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Nokia sería el mayor fabricante de equipos en el pasado año 2008.

Parece increíble pensarlo, pero los números hablan por sí mismos, ni Hewlett-Packard, ni Dell, el fabricante número uno sería Nokia en este año que ha terminado.

Teniendo en cuenta datos recogidos de diferentes analistas de mercado y vendedores (Gartner, Analys, IDC, Apple), en los que se incluyen las ventas de PCs, smartphones, PDAs, y portátiles, se llegó a una cifra total de 465 millones de dispositivos en los últimos cuatro trimestres.

De esa cantidad aproximadamente 300 millones son PCs, por lo que podemos comprobar que las cantidades de smartphones vendidos en relación al total es ya un número importante, veamos un desglose por fabricantes:

Si los smartphones fueran considerados ordenadores...

Si importantes parecen las cifras de Nokia, no lo son menos las de Apple, que entra en juego en la lista no sólo con sus portátiles y ordenadores personales, además presenta tanto el iPhone como el iPod Touch, que podrían ser considerados sin problemas ordenadores de bolsillo.

Volviendo a Nokia, comentar que en esta lista no se han contado dispositivos como las Nokia tablets, que a pesar de no ser un aparato con unas ventas increíbles, haría que los números fueran algo mayores.

Si siguiéramos examinando este especial recuento en 2008, RIM se convertiría en el séptimo fabricante en ventas, por delante de Toshiba, que curiosamente inventó el ordenador portátil para el gran público.

El problema a la hora de confeccionar este estudio lo tenemos al determinar qué consideramos como ordenador, ya que en los teléfonos móviles “inteligentes” que tenemos a disposición en el mercado tenemos gran parte de las funcionalidades de en un equipo de sobremesa o portátil.

Si los smartphones fueran considerados ordenadores...

Cuentan con sistemas operativos completos en los que disponemos de navegadores web, gestores de correo, reproductores multimedia y otras aplicaciones complejas, que pueden ser actualizadas gracias a que se pueden realizar descargas en ellos, además de contar una estructura física similar, al contar con CPU, memoria y sistemas de entrada y salida de datos.

Muchos smartphones existentes en el mercado hacen uso de sistemas operativos que son versiones de los sistemas de escritorio, como pueden ser Windows Mobile, OS / X, o Linux, estableciéndose un paralelismo en este campo también, está claro que por hardware y tamaño no son lo mismo, pero si son equiparables a sistemas de no hace mucho tiempo. Estos sistemas están recortando el terreno ganado al sistema más extendido, Symbian, que no tiene ningún hermano en el mundo de las computadoras.

Visto desde otro punto de vista, el hecho de que utilicemos un PC exclusivamente para conexiones Skype, no hace que este sea considerado un teléfono, sigue siendo un ordenador, pues es en el caso de los smartphones, aunque su uso prioritario sea el de realizar llamadas, estamos llevando encima un pequeño ordenador.

Si los smartphones fueran considerados ordenadores...

El uso más común de un ordenador es el acceso a Internet, la telefonía móvil ya sea a través de redes de alta velocidad o conectividad WiFi nos permite el acceso a ella, el ejemplo mejor conectado es el iPhone, en el que parece que las funcionalidades de telefonía están por detrás de las relacionadas con la conexión a Internet. Incluso Steve Jobs opina que los florecientes netbooks no tienen sentido existiendo un dispositivo como el iPhone.

Por otro lado tenemos a RIM y su BlackBerry, un dispositivo orientado desde su aparición a la gestión de correo electrónico, otro de los usos principales que le damos a un PC, y que es posible de llevarse a cabo con cualquiera de los smartphones que dominan el mercado. Si seguimos con Nokia, la propia empresa publicita sus N-series como multimedia computers desde el 2005.

No puede haber un dispositivo más conectado, un ordenador de sobremesa o portátil podemos moverlo en la medida que nos deje la conexión a la red, o la conectividad WiFi que tengamos a nuestra disposición, tal y como están diseñados los smartphones, nos podremos mover conectados a Internet mientras tengamos cobertura.

Si los smartphones fueran considerados ordenadores...

Esta conectividad unido al tamaño de los dispositivos, parecen tomar la forma de lo que sería el siguiente paso en la evolución de las computadoras, justo a continuación del concepto de ordenador portátil.

La tendencia es que las computadoras sean más pequeñas, más ligeras, más simples y fáciles de usar, con innovadores métodos de entrada para controlarlas, justo lo que un smartphone de última generación nos propone.

Más información | Communities Dominate Brands.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos