Compartir
Publicidad

¿Debería preocuparnos que LTE-U interfiera en nuestra WiFi?

¿Debería preocuparnos que LTE-U interfiera en nuestra WiFi?
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Desde hace varios meses vienen sonando con fuerza las siglas LAA (License Assisted Access), también conocidas como LTE-U (LTE-Unlicensed). Se trata de un nuevo sistema de comunicaciones inalámbricas multibanda impulsado por Ericsson, que pretende reutilizar parte del espectro electromagnético libre en la banda de 5 GHz (también en la de 3,5 GHz, dependiendo del país) para dar conectividad LTE de alta velocidad a nuestros móviles.

LTE-U funciona de cara al usuario como una red WiFi que en vez de transmitir una señal WiFi utiliza LTE para llevar una conexión de gran velocidad tanto en el canal de subida como en el de bajada hasta el teléfono. Suena muy bien, aunque algunas organizaciones del sector están preocupadas por posibles interferencias con las redes WiFi actuales. ¿Supondrá LTE-U una amenaza para ellas?

La WiFi Alliance nos advertía hace un mes sobre la probable saturación de la banda de 5 GHz si LTE-U se implantaba de forma masiva, perjudicando a multitud de dispositivos WiFi que ya están usando dicha banda:

Hay un riesgo de que LAA y especialmente los primeros sistemas preestandarizados impacten negativamente en miles de millones de usuarios de WiFi que confían hoy en los 5 GHz para conectar sus dispositivos.

Antena Movil 3

Uno de los peligros señalados por la WiFi Alliance es el relativo a que, al ser un estándar que manejarán las operadoras, la balanza de poder con respecto a los usuarios normales podría quedar desequilibrada, decidiendo ellas qué porcentaje de espectro queda libre para WiFi y cuál para LTE. Sin embargo, LTE-U está siendo desarrollado para ofrecer un sistema de "uso razonable" por el que los usuarios de ambos sistemas deberían, en teoría, contar con los mismos derechos de uso del ancho de banda disponible en el espectro de 5GHz.

Escuchar antes de hablar

En los últimos días, empresas como Qualcomm han mostrado su interés por el nuevo sistema y su CTO, Matt Grob, han señalado en una entrevista que lo último que quieren es perjudicar las redes WiFi actuales. Grob ha comentado que debemos considerar a LTE-U como a una nueva versión de WiFi, que coexistirá perfectamente con versiones anteriores, mejorando las capacidades y llevando la eficiencia del espectro electromagnético hasta nuevos límites.

También ha explicado que el protocolo básico de LTE-U en primer lugar busca canales libres en la banda de 5 GHz en los que pueda emitir, aplicando la ley de "escuchar antes de hablar". Es decir, gracias a un receptor WiFi primero escucha en los canales a ver si están ocupados por alguna conexión WiFi. De estarlo no los utilizará y sólo elegirá aquellos que nadie esté utilizando.

Así contado parece que LTE-U no debería interferir nunca con WiFi, aunque podría haber situaciones en las que esta forma de actuar no funcione del todo bien o no se implemente como debería (sobre todo en las primeras versiones del protocolo). No obstante, deberemos esperar a 2016 a que las primeras operadoras como T-Mobile y Verizon comiencen a utilizar este nuevo sistema en sus redes, para comprobar si cumple lo que promete.

En Xataka Móvil | LAA

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio