Publicidad

Pantallas QHD, ¿empieza un nuevo estándar?

Pantallas QHD, ¿empieza un nuevo estándar?
53 comentarios

Publicidad

Publicidad

En la pantalla de 5,5 pulgadas del nuevo LG G3 hay 3.686.400 píxeles, los mismos que en el ordenador de 27 pulgadas desde el que estoy escribiendo este post. La pregunta es: ¿está obsoleto mi monitor o están yendo demasiado lejos los fabricantes de móviles? Posiblemente ambas, pero centrémonos en los móviles.

Quad HD o QHD significa cuatro veces más píxeles que en pantallas HD 720p, es decir dos veces 720 x dos veces 1280 píxeles. El primer móvil 720p que tuvimos fue el Galaxy Nexus; desde aquello han pasado poco más de dos años y medio y ya lo hemos cuadruplicado. En realidad fue en agosto de 2013, cuando LG nos presentó un prototipo de pantalla para smartphones de 1440 píxeles de ancho por 2560 de alto, el que han utilizado en el terminal presentado hace unas horas.

Móviles y densidad de píxeles

El LG G3 no es el primer móvil que se comercializa con pantalla QHD, ya teníamos el Vivo Xplay 3S y el Oppo Find 7. Pero sin duda será el primero que le dará importancia comercial a estas siglas. De hecho ya tenemos móviles QHD a la espera de su lanzamiento: por ejemplo el Lenovo Vibe Z2 Pro y el hipotético Samsung Galaxy S5 Prime.

¿Para qué sirve tanta resolución? Desde hace un tiempo, aumentar los píxeles no sirve para que quepan más cosas en la pantalla sino para que las cosas se vean más nítidas. La carrera de la densidad de píxeles, que quizá empezara Apple con el iPhone 4 y su pantalla Retina, nos ha traído pantallas que muestran letras tan claras como las de un libro y fotos tan precisas como las de una revista. Al menos a simple vista.

Densidad de píxeles en móviles

Esta gráfica muestra por dónde va ya la carrera de la densidad de píxeles: LG acaba de dar un salto importante con el G3 y sus 538 píxeles por pulgada. Pero si hacemos memoria recordamos que, cuando Apple presentó el iPhone 4, dijeron que "en torno a 300ppp" es lo máximo que distingue el ojo humano a unos 20 centímetros. ¿Entonces, para qué?

¿Qué sentido tiene?

Como decíamos, es posible que hoy LG haya impuesto a sus competidores un estándar no escrito: el de que sus próximos móviles de gama alta lleven pantalla QHD. Pero para qué lo hacen, si con 1080p ya no distinguíamos los píxeles a ninguna distancia. Más píxeles implican más trabajo de proceso y un gasto energético extra.

Mi opinión es que esto sigue una lógica de márketing que no tiene que ver con ergonomía. Al igual que pasa con los megapíxeles (una carrera que parece estar terminando), un número más grande es más vendible aunque ya no signifique nada (¿para qué fotos tan grandes?) Pasa parecido con los "gigahercios", ¿son más importantes que la eficiencia del chipset en un teléfono? No, pero son números, comparables y reconocibles.

Foto | Myriam Joire

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir