Publicidad

Huawei responde con dureza a los Estados Unidos: la decisión es "arbitraria y perniciosa" y no obedece a criterios de seguridad

Huawei responde con dureza a los Estados Unidos: la decisión es "arbitraria y perniciosa" y no obedece a criterios de seguridad
16 comentarios

Publicidad

Publicidad

El conflicto entre los Estados Unidos y Huawei a raíz de las acusaciones de espionaje de los primeros sobre el segundo llevaba tiempo sin alcanzar las portadas de los medios tecnológicos, pero en los últimos días todo se ha vuelto a disparar. El motivo: el fin de las prórrogas ha llegado de la mano de un año más de bloqueo por parte del gobierno americano, y de otras sanciones paralelas.

Por ejemplo, el hecho de que TSMC, con un acuerdo con Estados Unidos para montar una fábrica en Arizona al que aún no se le ha secado la tinta, haya decidido rechazar todos los nuevos pedidos de fabricación de procesadores de Huawei, dejándoles así sin Kirin para el futuro. La primera respuesta no tardó en llegar a través del Global Times, un medio propiedad del Partido Comunista chino encargado de los comunicados "oficiosos" y prometiendo contraataque. La segunda, de puño y letra de la propia Huawei.

Una decisión "arbitraria y perniciosa"

Trump

Huawei ha emitido un duro comunicado en relación a la decisión de los Estados Unidos de prolongar un año más en el tiempo el bloqueo sobre sus productos. Una decisión fijada el pasado mes de mayo de 2019 y que ha impedido a Huawei, por ejemplo, acceder a procesadores Qualcomm y otros componentes, amén de dejarles fuera de los servicios propietarios de Google sobre un Android que sí pueden seguir usando. Con sus servicios propios, eso sí.

Afirma Huawei en su comunicado oficial que la decisión de los Estados Unidos en este asunto es "arbitraria y perniciosa" y que no sólo atenta contra la propia empresa, que lo considera una decisión que "amenaza con socavar a toda la industria a nivel global". Huawei cuestiona también que la decisión de Estados Unidos esté motivada por intereses reales en proteger su seguridad nacional.

Huawei es especialmente dura cuando sitúa a Estados Unidos como un ente comercial que únicamente defiende sus intereses a costa del resto del mercado. "Estados Unidos está aprovechando su fortaleza tecnológica para aplastar a las empresas chinas de fuera de sus fronteras" al tiempo que advierte que esta decisión tendrá impacto a nivel mundial, no sólo a nivel económico y comercial sino también en cuestión de confianza.

La decisión "también afectará a los servicios de comunicaciones de más de 3.000 millones de personas que usan los servicios y productos de Huawei en todo el mundo. Atacando a una compañía líder de otro país, el Gobierno de los Estados Unidos vuelve la espalda intencionadamente a los intereses de los usuarios y clientes de Huawei. Eso va en contra de la afirmación del Gobierno de los Estados Unidos que indica que todo esta motivado por la seguridad de la red".

Más información | Huawei

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios