Necesito una IP Fija: estas son las opciones que ofrece cada operador

Necesito una IP Fija: estas son las opciones que ofrece cada operador
Sin comentarios

La dirección IP es el identificador que tenemos a la hora de conectarnos a la red. Habitualmente, estas direcciones nunca permanecen fijas, es decir, son dinámicas. Los proveedores de Internet usan varios métodos para asignarlas pero hay determinados casos en los que surge la necesidad de tener una IP fija o estática.

Si necesitas una dirección IP estática, lo primero que debemos hacer es contactar con nuestro operador y solicitarla. Este servicio suele ser de pago, ya que la manera predeterminada es válida para la gran mayoría de usuarios. Vamos a ver qué opciones nos ofrecen los diferentes operadores y qué coste tienen.

Cuando hablamos de IP estática nos referimos a la dirección pública

Ips

Cuando nos conectamos a la red de nuestra casa, nuestro router asigna una dirección IP privada a cada dispositivo para identificarlo dentro de esa misma red. Más tarde, cuando la conexión sale del área local recibimos una dirección IP pública, esta es la que por defecto es dinámica en la mayoría de casos.

Por lo tanto, es conveniente aclarar que al hablar de IP estática nos referimos a la dirección pública que recibimos con nuestra conexión a Internet. Cuando nuestro operador nos habilita una IP permanente, podremos acceder externamente ya que apuntar a ella será tarea fácil.

A continuación, vamos a repasar cómo solicitar una IP fija y qué coste tiene, ya que este varía entre los distintos operadores.

Cómo solicitar el cambio a IP estática y qué precio tiene

Para conseguir el cambio de IP dinámica a estática debemos contactar con nuestro operador. Estas empresas que suministran la conexión a Internet, tienen la política de cobrarlo como un servicio extra ya que el usuario medio no lo necesita.

Al ser un servicio avanzado, el coste variará según nuestro ISP (proveedor de servicios de Internet). En España, los principales operadores permiten activarlo pero las condiciones también son distintas.

Movistar

Si eres cliente de Movistar, es importante saber que el operador cambió su política hace un par de años. Ahora, de forma predeterminada, todas las IPs son dinámicas a no ser que se solicite.

Movistar

En el foro de la compañía, vemos que el precio por solicitar el servicio de IP estática es de 30 euros al mes. Para activar este servicio, debemos llamar al número gratuito 1004.

Vodafone

En el caso del operador rojo, solicitar una IP fija es más barato. Por 18,15 euros al mes tendremos una dirección permanente. De igual manera, debemos contactar con un asesor para pedir que nos lo activen.

Vodafone

La empresa de origen británico asegura que el servicio de dirección IP estática está destinado a pequeñas empresas y autónomos que lo requieran. Tal y como afirma Vodafone en su web esto nos proporciona algunas ventajas como usar un sistema de videovigilancia o acceder remotamente a nuestro servidor.

Orange

Orange

Orange no es tan restrictiva y cualquiera puede solicitar una dirección fija. Como vemos en su página de soporte, podemos contratar este servicio a un precio de 15 euros con IVA incluido. Tanto los clientes de ADSL como fibra pueden activarlo, llamando antes al 1470 o 1471 si eres el propietario de una empresa.

MásMóvil

La cuarta empresa de telecomunicaciones más grande de España también permite tener una IP estática. Pero en este caso, adoptan una política parecida a la de Vodafone.

MásMóvil aclara en la página de ayuda que es un servicio para las Tarifas Pro. Estas están destinadas a sectores como el de las empresas y profesionales Autónomos. Por lo tanto, si no cuentas con una empresa y quieres una IP fija para tu hogar no será posible contratarlo.

Yoigo, una de las telecos del grupo MásMóvil, cobra por este servicio 12 euros al mes, pero en exclusiva para clientes de negocios, como hemos comentado.

Ventajas de tener una IP estática

Internet

Para la inmensa mayoría de usuarios, tener una IP estática no proporciona ninguna ventaja pues podemos navegar por Internet y realizar cualquier tarea con normalidad.

Por el contrario, contratar el servicio y cambiar de IP dinámica a estática trae una serie de ventajas para ciertos usuarios y finalidades, y es que mantener la misma dirección pública posibilita este tipo de tareas:

  • Crear un servidor de correo propio: podemos abrir un servidor de correo electrónico al margen de los servicios ya conocidos como Outlook o GMail.
  • Alojar una web o Intranet: si queremos montar nuestra propia web, podemos alojarla en un servidor propio si tenemos una dirección IP fija.
  • Mantener un servidor FTP para archivos: de igual manera, podemos crear un servidor FTP en el que alojar todo tipo de archivos, desde documentos pasando por imágenes y vídeos.
  • Tener una Red Privada Virtual propia: una VPN actúa como un túnel al que acceder a Internet, de este modo podemos crear una pasarela para esconder nuestra dirección.
  • Servicios de vigilancia: aunque la mayoría de cámaras IP de vigilancia usan servidores propios de los fabricantes, podemos tener uno privado.

Como cualquier otro servicio o producto, también tiene sus desventajas. Tener siempre la misma dirección implica estar más expuestos ante cualquier ataque proveniente de Internet.

¿Te sale caro una IP fija? Puedes usar un servidor DynDNS

El precio a pagar por una IP fija es alto en algunos casos. Lo cierto es que es algo tedioso tener que activar y pagar por un servicio que solo algunos utilizan. Si no puedes costear el gasto mensual de mantener la IP fija puedes optar por otras soluciones como un servidor DDNS.

A modo de resumen, esto hace que podamos crear un dominio fijo con el que acceder a nuestro ordenador. Es una alternativa válida a la IP estática y es que el DynDNS asigna una IP a tu servidor o equipo, aunque tu dirección IP pública cambie, accederás a través del proveedor del servicio DynDNS.

Antes de tener una IP estática, piensa detenidamente si es necesario, pues puedes ser víctima de ciberataques. En definitiva, hemos visto cómo conseguir una IP fija y cuánto cuesta contratarlo en los principales operadores. Pero, a la hora de hacerlo pensaremos en las ventajas y si realmente vamos a aprovechar esta característica de nuestra conexión a Internet.

Temas
Inicio