Publicidad

Orange cerró 2014 creciendo más en el fijo que en el móvil

Orange cerró 2014 creciendo más en el fijo que en el móvil
7 comentarios

Publicidad

Publicidad

En enero ya os pudimos hacer un resumen de como se había comportado el mercado de telefonía móvil en España durante 2014. Con los datos de portabilidades en la mano, lo que excluye las altas y bajas netas de cada operador, vimos como todos los operadores con red propia habían perdido líneas, aunque eso si, a distintos ritmos.

Pero ahora es el turno para que los operadores den sus propio números. De esta manera vimos como a pesar de los negativos datos de portabilidades Vodafone y Yoigo publicaron datos de crecimiento y Orange no podía ser menos. Los franceses también aumentaron su base de clientes el año pasado, pero con más fuerza en el fijo que en el móvil.

Durante 2014 Orange logró que su número de clientes de telefonía móvil creciesen hasta alcanzar los 12.613.000 clientes. Esto supone que durante esos doce meses fueron 235.000 líneas las que se sumaron al operador naranja, lo que no parece una mala cifra pero que es menos de la mitad de las 533.000 líneas que ganaron durante 2013.

Orange presta su cobertura a más de tres millones de líneas de OMVs

Como es habitual fueron las líneas de contrato las que tiraron del carro. El crecimiento en este segmento fue de un 5.1%, que contrasta con la disminución en 6.4% de las líneas de prepago. Orange también ha querido destacar que da servicio a 3.237.000 líneas de operadores virtuales, un 54.8% más que en 2013, en gran parte gracias a haber incorporado a su cobertura a Euskaltel.

El operador de origen fracnés también ha desvelado la situación de su cobertura 4G a finales del pasado año. En total contaban entonces con 4.300 antenas adaptadas a esta tecnología, dando cobertura al 70% de la población española. Para llegar a más de 700 poblaciones además de lugares especialmente frecuentados Orange acumula una inversión de 1.100 millones de euros.

Cerca de dos millones de clientes de Internet fijo

Curiosamente, a pesar de tener su origen en la telefonía móvil Orange creció más en el fijo que en el móvil durante 2014. Así lo demuestran las 272.000 altas netas que consiguió en Banda Ancha fija, quedándose a las puertas de las dos millones de líneas, 1.965.000 concretamente.

La gran mayoría de sus líneas lo son de ADSL, ya que solamente 53.000 de ellas son de fibra hasta el hogar. En este sentido el operador ha vuelto a reafirmarse en su intención de llegar a 10 millones de hogares con fibra óptica para 2017, incluyendo la compra de Jazztel, todavía en proceso y que habrá que ver si los reguladores acaban permitiendo.

¿2015? Convergencia y segundas marcas

Llegados a este punto, en el que ya tenemos la fotografía de la situación de Orange, según sus números, cabe preguntarnos que nos podemos esperar de ellos para 2015. Probablemente veremos como sigue su apuesta por la convergencia, mejorando sus actuales Canguro y veremos si pueden ofrecer estas tarifas con la fibra de Movistar.

Por otro lado Orange tiene bien cubierto el flanco clientes solo móvil con sus segundas marcas, Amena y Simyo. La primera tiene una competitiva oferta de tarifas con llamadas ilimitadas mientras la segunda sigue arrasando con su tarifa a medida de cada usuario. De ellas podemos esperar alguna nueva mejora, según como se muevan sus rivales también, y por supuesto, deberíamos ver la llegada del 4G a Simyo.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir