Publicidad

Así es la NPU del Kirin 990: tres núcleos para inteligencia artificial y arquitectura Da Vinci

Así es la NPU del Kirin 990: tres núcleos para inteligencia artificial y arquitectura Da Vinci
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Huawei ya lleva fabricadas tres generaciones de sus procesadores de gama alta con un chip específico para la inteligencia artificial. Lejos de apostarlo todo por el software, el constructor chino puso en circulación la NPU con el Kirin 970, su unidad de procesamiento neural, y no ha parado de hacerla evolucionar desde entonces.

La gran diferencia entre los chips anteriores y el nuevo Kirin 990 es que antes se empleaba una arquitectura más estandarizado, la Cambricon, y ahora Huawei apuesta por Leonardo da Vinci, una personalización más avanzada de ésta. Es el nombre de la nueva arquitectura, Da Vinci, desarrollada enteramente en China y estrenada ya a bordo del Kirin 810 de línea media. Pero ahora llega a la gama alta y lo hace apoyándose en su NPU más poderosa.

Tres núcleos para 5G pero sólo dos para 4G

DaVinci

La NPU del Kirin 980 del pasado año ya se había desdoblado. El núcleo original se había convertido en dos, pero el Kirin 990 supone un doble paso adelante en este sentido. Ya no hablamos únicamente de que pasemos de dos núcleos de procesamiento para inteligencia artificial a tres, sino de que esta NPU adopta un sistema que ya es un viejo conocido del mundo de los procesadores: el big.LITTLE.

Huawei prefiere usar aquí el término big/small pero el concepto es exactamente el mismo. Los tres núcleos de la NPU con arquitectura Da Vinci del Kirin 990 se dividen en dos bloques. Tenemos dos núcleos de alta potencia para cargar con las operaciones más pesadas y un núcleo más reducido y con menor capacidad para tareas más livianas.

Además de la nueva arquitectura, Huawei desdobla los núcleos usando el big.LITTLE clásico de los procesadores

Otro aspecto clave es que los núcleos más potentes son compatibles con tensores INT8 y FP16, es decir, que ahora tenemos dos núcleos compatibles en lugar de sólo uno, como ocurría con el Kirin 980. Cuenta la propia Huawei que este cambio ha hecho que algunas operaciones incrementen su eficiencia, como el reconocimiento facial que ahora es 24 veces más eficiente que antes.

El tercer núcleo, como decíamos antes, es el destinado a tareas que requieran de menos potencia y que no interfieran en aspectos clave de la seguridad del teléfono. Como en la activación del teléfono por voz, por ejemplo, o como en todo lo relacionado con la gestión interna del teléfono o la gestión de la carga de la batería. Ojo, que este núcleo es también capaz de procesar fotografías, aunque se queda fuera del procesamiento inteligente de vídeo por su baja capacidad.

La IA del Kirin 990

La arquitectura Da Vinci, a diferencia que el diseño Cambricon más estandarizado de las generaciones anteriores, es ahora completamente compatible con NNAPI para el trabajo con redes neurales. Eso sí, tendremos dos procesadores Kirin 990 y el modelo con 5G es el que sale ganando pues el 4G tiene una NPU de únicamente dos núcleos en lugar de tres. Decisiones de diseño.

Así pues, la NPU Da Vinci llega ahora a los chips de gama alta de la compañía china tras su paso por la línea media. Una NPU que multiplica por seis el rendimiento de la anterior NPU y multiplica por ocho su eficiencia. Cifras de Huawei, claro está. Veremos qué tal se porta el primer móvil que porte el Kirin 990 en el mercado, y si es un móvil con 5G. Parece que la diferencia puede ser sensible.

Vía | TechUpdatess

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir