Publicidad

Nuevos Snapdragon 460, Snapdragon 662 y Snapdragon 720G: larga vida al 4G

Nuevos Snapdragon 460, Snapdragon 662 y Snapdragon 720G: larga vida al 4G
2 comentarios

Con el 5G dominando todas las portadas dedicadas a la conectividad móvil y otros sectores, el 4G reclama su protagonismo. Se trata de una conectividad que aún estará muchos años con nosotros, de ahí que aún tenga sentido lanzar productos exclusivos para ella, pues al 5G le falta aún mucho para considerarse el nuevo estándar del mercado.

Qualcomm, el principal fabricante de procesadores del mercado móvil, lo sabe y ha puesto en circulación tres nuevas apuestas de golpe. Tres apuestas en tres de sus gamas. Encontramos el nuevo Snapdragon 460 en la línea económica, el Snapdragon 662 en la línea media y el Snapdragon 720G en su línea media premium. Este último con un apellido que nos deja a las claras que buscará maximizar el rendimiento en juegos.

Snapdragon 460: núcleos de alto rendimiento e IA por todas partes

Snapdragon 460

Arrancamos con el modelo más básico de los nuevos lanzamientos que, sin embargo, muestra características más que interesantes para línea del mercado a la que va dirigido. Como por ejemplo, el que cuente por primera vez con núcleos de alto rendimiento en su gama. O el hecho de disfrutar de inteligencia artificial al servicio del sistema y de un DSP Hexagon que será quien lo gestione.

El nuevo Snapdragon 460 aterriza con una CPU de ocho núcleos Kryo 240 que corre a un máximo de 1,8GHz. Para el apartado gráfico cuenta con una GPU Adreno 610 compatible, entre otras cosas, con las API de OpenGL ES 3.2, OpenCL 2.0 y Vulkan 1.1. Si nos fijamos en sus capacidades de carga de la batería, permite carga rápida Quick Charge 3.0, es decir, de hasta 18W.

11 nanómetros para un Snapdragon 460 que ofrece WiFi 6-ready, cámaras de hasta 48 megapíxeles y llega con Bluetooth 5.1

Para la inteligencia artificial, el Snapdragon 460 disfruta un DSP Hexagon 683 capaz de trabajar de forma coordinada con la GPU y la CPU y que sporta tanto Vector eXtensions como Scalar Accelerator, y que cuenta con el Qualcomm Sensing Hub para gestionar sensores, micrófonos y todo tipo de transacciones de voz y audio.

Llegamos a las cámaras y nos topamos con el ISP Spectra 340: dual, de 14 bits y que soporta sensores individuales de hasta 48 megapíxeles con reducción de rudio, o cámaras duales de 16 megapíxeles cada una incluyendo el zero shutter lag para tomar fotografías virtualmente instantáneas. El chip permitirá grabar vídeo FullHD a 60fps.

En audio: Qualcomm Aqstic interno y Qualcomm aptX para el Bluetooth 5.1 soportado. Además, ofrece WiFi 6-ready (5 real) con WiFi MIMO 1x1 y soporta chips NFC, memorias LPDD4X, almacenamientos UFS 2.1 y pantallas FullHD+ a 60Hz. Además, tenemos soporte para lecturas de huellas, de iris, facial y reconocimiento de voz. Por último, el Snapdragon 460 llega construido en 11 nanómetros.

Snapdragon 662, un importante salto en cámaras y conectividad

Snapdragon 662

Subimos un peldaño para dejar atrás la línea económica y adentrarnos en la línea media, y allí nos topamos con el Snapdragon 662 de Qualcomm, un chip que da varios pasos adelante con respecto a los que, desde ahora, son sus hermanos menores. Para empezar, una CPU de ocho núcleos Kryo 260 corriendo a 2GHz y 1,8GHz apoyada sobre una GPU Adreno 610 idéntica a la ofrecida por el Snapdragon 460 previo.

Sensores individuales de hasta 48 megapíxeles, Quick Charge 3.0 y núcleos a 2GHz

También tenemos por aquí el DSP Hexagon 683 coordinando las tareas de inteligencia artificial, con el soporte para Vector eXtensions y Scalar Accelerator, además del Sensing Hub para sensores y transmisiones de voz y audio. El procesador ofrece WiFi 6-ready (WiFi 5 real) además de Bluetooth 5.1 y 4G de categoría 13, lo que supone 390Mbps de bajada y hasta 150Mbps de subida.

En cámaras encontramos soporte para sensores de 48 megapíxeles con reducción de ruido, de sensores de 25 megapíxeles con zero shutter lag y de cámaras duales de 16 megapíxeles con ambos sistemas incorporados. También permite grabar vídeo FullHD a 60fps. En cuanto a las baterías, Quick Charge 3.0 de nuevo ofreciendo hasta 18W para la carga rápida.

El nuevo Snapdragon 662 de Qualcomm permite montar memorias UFS 2.1 además de RAM LPDDR4X e incorpora soporte para chips NFC, y puede soportar pantallas FullHD+ de hasta 60Hz. Por supuesto, incluye soporte para huellas dactilares, reconocimiento de iris, de voz y facial.

Snapdragon 720G, potencia gaming para todos los públicos

Snapdragon 720G

El último modelo presentado es el Snapdragon 720G (que puede llegar a bordo de un Realme si el CEO cumple su promesa), con un apellido claramente encaminado al sector de los videojuegos, aunque cualquiera podrá disfrutar de las ventajas de llevarlo en su teléfono. Por ejemplo, la experiencia True HDR Gaming para ofrecer 10 bits de profundidad de color en juegos, o como el sistema para cargar más rápido los juegos o el anti-cheat para evitar que se hagan trampas cargando extensiones a los títulos.

El nuevo Snapdragon 720G monta una GPU con ocho núcleos Kryo 465 que corren a 2,3GHz y se apoyan en una GPU Adreno 618 que soporta el ya mencionado True HDR10 para los juegos. Y como coordinador de inteligencia artificial, el Hexagon 692 compatible con Tensor Accelerator, Scalar Accelerator y Vector eXtensiones. Por cierto, aquí se pondrán montar pantallas FullHD+ de hasta 120Hz de velocidad de refresco y con soporte para HDR+.

El procesador ofrece soporte para sensores de hasta 192 megapíxeles en bruto, pero sólo incluirá la reducción de ruido en fotografías de 48 megapíxeles (binning 4:1). También incluirá el zero shutter lag en sensores de 32 megapíxeles y se pondrán montar cámaras duales de hasta 16 megapíxeles por sensor. En cuanto a vídeo, tenemos por aquí 4K a 30 fotogramas por segundo.

Con el Snapdragon 720G tenemos 4G de categoría 15 con descargas de hasta 800Mbps y subidas de hasta 150Mbps, y encontramos WiFi 6-ready (5 real) además de Bluetooth 5.1, NFC, GPS y el sistema de carga rápida Quick Charge 4.0 con hasta 30W para alimentar las baterías. Todo ello empaquetado en un procesador construido en 8 nanómetros y que incluye todo tipo de software de seguridad, desde el Qualcomm Mobile Security hasta el Qualcomm Malware Protection o el Secure Boot.

Vía | Qualcomm

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios