Que los iPhone 14 abandonen las tarjetas SIM físicas ya no es una locura, según las últimas filtraciones

Que los iPhone 14 abandonen las tarjetas SIM físicas ya no es una locura, según las últimas filtraciones
7 Comentarios

Los iPhone 14 están ya casi asomando por la puerta, dada la cercanía de su evento de presentación, aunque esto no impide que sigan aflorando datos acerca de sus características. Así ha sucedido con la última newsletter de Mark Gurman, analista de Bloomberg y uno de los hombres mejor informados de Apple y que lleva ya meses ofreciendo filtraciones sobre los próximos flagships de Apple.

En la citada newsletter se vuelve a poner sobre la mesa la posibilidad de que los iPhone 14 den el paso definitivo hacia las eSIM y abandonen el formato físico. Aunque el analista tampoco confía al cien por cien en que esto suceda en estos terminales, deja clara que la idea de Apple es plantear ya este cambio a las operadoras en el corto plazo y que las tarjetas digitales se conviertan el estándar de la industria.

Otra imposición histórica para las operadoras de telefonía

A modo resumen de todas las filtraciones que le han llegado, Mark Gurman aprovecha su boletín en Bloomberg para recapitular todo lo que veríamos este próximo miércoles en el evento de Apple. Nuevos iPhone, Apple Watch e incluso la esperada segunda generación de los AirPods Pro. Da pequeñas pinceladas por cada uno de ellos y, como que no quiere la cosa, vuelve a salir a la palestra la idea de un iPhone sin ranura física para la SIM, lo cual se antojaría como un cambio histórico.

Los iPhone ya plantearon en su día una batalla silenciosa contra las operadoras. En conjunto con otros smartphones que fueron surgiendo a la par que la primera generación, Apple ya puso imposiciones importantes a las operadoras obligando a que sus teléfonos fuesen libres aunque se comprasen a través de ellas y, por supuesto, sin elementos físicos como su logo o su integración en el sistema con animaciones de encendido o apps propias de cada una.

Los iPhone de este año o el próximo serán los que, al menos sobre el papel, deberían obligar a mejorar el sistema de las eSIM. Acorde a filtraciones que ya hubo en anteriores meses, Gurman recuerda que Apple tiene en mente eliminar las bandejas de la SIM. Eso sí, desconoce si finalmente acabará siendo una de las novedades de esta generación o habrá que esperar a los iPhone 15 de 2023 para verlo.

Al igual que eliminar el jack de auriculares permitió ventajas de cara a la resistencia al agua, no incluir una bandeja de SIM física permitirá integrar otros componentes de mayor tamaño en los dispositivos.

En vistas de cómo está el mercado, este se antoja como un cambio demasiado drástico como para ser ejecutado a la ligera, aunque la propia compañía ya dejado algunas pistas. Sin ir más lejos, iOS 16 muestra un cambio en la configuración de las eSIM. Y es que, además de permitir añadir una eSIM escaneando un QR como era ya habitual, también se permite transferir desde otro iPhone vía Bluetooth.

Efectuar un cambio de este calibre sin que Apple informe y colabore con las operadoras es cuanto menos arriesgado. De ahí que Gurman hable de colaboración con las operadoras. Que esta haya llegado a buen puerto para estos iPhone es la gran duda, pero que en 2023 como tarde estará listo, parece ya una evidencia.

Así, podríamos estar a las puertas de un cambio histórico que no solo afectaría a usuarios de Apple. Pese a los evidentes problemas que podrían resultar si las operadoras no mejoran su sistema de eSIM a efectos de configuración, abandonar el formato físico podría ser tremendamente beneficioso. Sin bandeja para la SIM, el espacio físico que se ganaría en el interior de los teléfonos podría aprovecharse para integrar más y mejores componentes. Una batería más grande, por ejemplo.

Dar el primer paso es lo más complicado y que sea una compañía del calibre de Apple quien lo haga, empujará a los operadores a mejorar y afianzar este sistema digital. Algo de lo que, como ya indicábamos, podría servir para que otros fabricantes adopten idéntico sistema y abandonen las SIM físicas. Aunque, eso sí, no será de la noche a la mañana y tampoco es esperable en todas las gamas.

Sea como fuere, solo nos queda esperar a que este miércoles se presenten los nuevos iPhone. Si finalmente son los que integran este cambio, veremos las consecuencias de forma casi inmediata. En caso contrario, se avecina un año lleno de movimientos por parte de las operadoras para adaptarse a los iPhone del próximo año que, ya con total seguridad, serían los pioneros en este apartado (salvo que otra marca se adelante por el camino).

Fuente | Bloomberg

Temas
Inicio
Inicio