Publicidad

El bloqueo de EEUU a Huawei también afectaría al hardware: Qualcomm e Intel se suman al bloqueo, según Bloomberg

El bloqueo de EEUU a Huawei también afectaría al hardware: Qualcomm e Intel se suman al bloqueo, según Bloomberg
6 comentarios

Publicidad

Publicidad

Es la noticia del mes y, posiblemente, del año en el sector de los smartphones. Google, acatando la ley de Estados Unidos que impide a las empresas americanas hacer negocios con empresas en la lista negra, ha roto con Huawei, dejando a la empresa china sin posibilidad de usar en sus futuros smartphones el "Android de Google", es decir, la versión de Android que se despliega en el mercado internacional que incluye, entre otras cosas, Google Play Store.

Se trata de un movimiento fatal que llevaría a Huawei a tener que usar un sistema operativo propio (algo que ya está preparado), puede que basado en AOSP, puede que no. Sin embargo, este bloqueo va más allá del software, ya que la firma china también se vale de otros fabricantes estadounidenses para el hardware. Como reportan desde The Verge y Nikkei, Intel, Qualcomm, Broadcom, Micron Technology y Western Digital han suspendido los envíos a Huawei, y eso afectaría a gran parte de su hardware.

Los móviles están más blindados, los portátiles no tanto

Matebook

En lo referente a smartphones, Huawei tiene una posición ventajosa por dos motivos. El primero es la inmensa mayoría de sus terminales cuentan con un procesador Kirin fabricando en China y módems propios, por lo que un alto porcentaje de su catálogo no se vería afectado por el baneo de Qualcomm. Eso no quiere decir que nos les toque, aunque sea de forma tangencial. El Huawei Enjoy Max, sin ir más lejos, tiene un Snapdragon 660.

El segundo es que, como apuntan desde Bloomberg, Huawei se ha encargado se hacerse con "suficientes chips y otros componentes vitales para mantener su negocio en funcionamiento durante al menos tres meses". De esa forma, Huawei se habría salvaguardado de que el baneo de Estados Unidos fuese algo temporal y no permanente, pudiendo retomar la producción en cuanto el veto se levantase.

Con Intel bloqueando a Huawei, la empresa se queda sin fabricante de procesadores. Si se suma Microsoft, también se quedaría sin sistema operativo

Sin embargo, hay otras divisiones que podrían estar en peligro, la de los portátiles, sin ir más lejos. Todos y cada uno de los portátiles que la empresa china tiene a la venta en España usan procesadores Intel, por lo que si Intel se ha sumado al bloqueo, Huawei se queda sin fabricante de procesadores. Hay dos opciones principales para sustituir a Intel, que serían MediaTek y TSMC, ambas chinas.

Microsoft todavía no se ha pronunciado, pero siendo una empresa americana cabe esperar que lo haga más pronto que tarde. ¿Y por qué es importante? Porque los portátiles de Huawei cuentan con Windows 10, y si la empresa de Nadella decide sumarse al bloqueo, la firma china tendrá que optar por un sistema operativo alternativo.

También está fuera del 5G estadounidense

Balong 5000

Otra división que sufriría un golpe sería la de conectividad. Huawei, además de móviles y ordenadores, es uno de los principales proveedores de infraestructura y tecnología de conectividad, y ahora que estamos a las puertas del 5G, el bloqueo de Estados Unidos supone un golpe importante. Además de porque no podrá vender su tecnología allí, porque Estados Unidos está intentando que sus socios internacionales se sumen al bloqueo.

Uno de los negocios más importantes de Huawei es el de las redes, y en ese se ha quedado fuera de Estados Unidos

Huawei vende soluciones de redes inalámbricas y fijas, componentes para la red Cloud Core, software de gestión, infraestructura de redes, servidores, almacenamiento y soluciones energéticas para las instalaciones de redes. Todo eso se quedaría fuera del mercado estadounidense y de todos aquellos países que se sumen al bloqueo. Por supuesto, ningún móvil que quiera entrar en los dominios de Trump podrá incorporar el Balong 5000, el módem 5G de Huawei.

Así, Huawei se quedaría a las puertas de uno de los mercados más potentes a nivel mundial justo cuando dos tecnologías están a punto de hacerse realidad: la red 5G y los móviles 5G. El futuro es incierto para la empresa, que tendrá que dejar de usar Android en sus futuros smartphones y verá reducido su mercado a Oriente y Europa. Esto llega justo cuando Huawei se encuentra en su mejor momento, habiendo adelantado a Apple como segundo fabricante a nivel global y acercándose a Samsung, que todavía ostenta la primera posición.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir