Compartir
Publicidad

Huawei considera infundadas las acusaciones de EEUU y las considera un “peligroso precedente”

Huawei considera infundadas las acusaciones de EEUU y las considera un “peligroso precedente”
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En la que probablemente esté siendo la semana horribilis de la historia de Huawei debido al bloqueo comercial estadounidense, sus dos máximos mandatarios han tenido tiempo de realizar declaraciones con calma, en contraposición a un mercado cada día más loco y con constantes movimientos cruzados de distintas empresas. Y ambos parecen coincidir en un mismo punto a la hora de valorar la actuación de Estados Unidos, que consideran basada en acusaciones infundadas.

El último en hablar ha sido precisamente el vicepresidente de Huawei. Después de que su presidente considerase que Estados Unidos les subestimaba a la hora de los constantes ataques contra su empresa, Ken Hu ha hablado de nuevo de acusaciones infundadas y de un comportamiento "totalmente injustificado". Pero sus declaraciones en Alemania han dado para más.

Decisiones imprudentes que pueden causar un gran daño a consumidores y empresas

En la intervención llamada "No más muros" que se ha celebrado en la Universidad de Posdam, uno de los lugares en los que se alzaba el extinto Muro de Berlín, Ken Hu tuvo palabras para valorar no sólo la actuación de Estados Unidos contra su empresa, sino también de hablar de que el bloqueo está sentando un peligroso precedente ya que, tras Huawei, podría tocarle a cualquier otra compañía.

"En los últimos días, se han impuesto restricciones a Huawei basadas en acusaciones infundadas, con el fin de perturbar nuestras operaciones comerciales. Creemos que este comportamiento es totalmente injustificado."

"En Europa, aproximadamente tres cuartas partes de los usuarios de smartphones confían en un móvil basado en Android. Huawei representa aproximadamente el 20% de este mercado. Estas decisiones imprudentes pueden causar un gran daño a los consumidores y a las empresas en Europa."

"Esto sienta un peligroso precedente. Va en contra de los valores de la comunidad empresarial internacional, interrumpe la cadena de suministro mundial y perturba la competencia leal en el mercado. Esto podría sucederle a cualquier otra industria y compañía en el futuro si no nos enfrentamos conjuntamente a estos problemas."

"Necesitamos un ecosistema mundial integrado"

Una vez concluido este repaso sobre la actualidad que está viviendo su empresa, y su posible impacto sobre el resto del mercado tecnológico, desde usuarios a empresas que puedan verse afectadas por bloqueos similares, Hu levantó la vista hacia el futuro y abogó por lo que dio en llamar un "ecosistema mundial integrado" que favorezca la innovación tecnológica y un mayor crecimiento tecnológico. Un discurso que hiló precisamente con la existencia pasada del Muro de Berlín, diviendo a ambas alemanias, y la posible existencia futura del muro de separación con México que urde el Gobierno de Donald Trump.

"Me siento honrado de hablar en este hermoso campus de la Universidad de Potsdam. Al llegar, me dijeron que estábamos en un lugar histórico donde una vez estuvo el Muro de Berlín. Esto me recordó el hecho de que no queremos ver otro muro y no queremos pasar por otra experiencia así de dolorosa. Del mismo modo, no queremos construir un nuevo muro en términos de comercio, tampoco queremos construir un nuevo muro en términos de tecnología. Necesitamos un ecosistema mundial integrado que nos ayude a promover una innovación tecnológica más rápida y un mayor crecimiento económico. En última instancia, es en lo que tenemos que confiar para mantener la prosperidad de la sociedad humana."

Hu no valoró ninguna de las decisiones tomadas recientemente por compañías aparentemente ajenas a Estados Unidos pero unidas a las norteamericanos a través de tratos comerciales. Como la británica ARM, dueña de la arquitectura de procesadores omnipresente en el mercado móvil, o como Toshiba, que también ha optado por activar el bloqueo a expensas de qué pueda ocurrir en el futuro. Huawei tiene en este momento aún pocos apoyos, como el de TSMC, pero habrá tiempo hasta el 19 de agosto para que todo avance y, quién sabe, tal vez se resuelva. Será cuando finalice la moratoria del Departamento de Comercio de los Estados Unidos y se active finalmente el bloqueo.

Vía | Huawei

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio