Compartir
Publicidad
Publicidad

La maquinaria que llevará el reconocimiento facial 3D al Galaxy S9 ya está en marcha

La maquinaria que llevará el reconocimiento facial 3D al Galaxy S9 ya está en marcha
Guardar
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Después de varios años en los que la lectura de huellas dominaba con claridad todo lo relativo a la identificación biométrica en los teléfonos móviles, parece que el panorama está ya virando de nuestras manos a nuestro rostro. La culpa, por llamarla de alguna manera, habrá que echársela en el futuro a Apple y su FaceID, un sistema de detección facial en tres dimensiones que a los de Cupertino no les ha dado pocos problemas de producción.

Pero el mercado se ha puesto manos a la obra y Qualcomm afirma tener ya su sistema listo y con algunos novios en un futuro próximo, y uno de ellos bien podría ser Samsung. Los coreanos, que ya están acabando de perfilar el Samsung Galaxy S9 que debe liderar su catálogo hasta la llegada del Note 9 para cerrar el año, ya han encargado los componentes para llevar esta detección de rostros 3D a su futuro flagship.

A las órdenes del Exynos 9810

Reconocimiento Facial

Cuentan desde SamMobile que el Samsung Galaxy S9 tendrá reconocimiento facial en tres dimensiones o, lo que es lo mismo, reconocimiento de rostros con profundidad. Un sistema similar pero no idéntico al empleado por Apple en el FaceID del iPhone X y que debe inundar el mercado de gamas altas del próximo año, al menos es la voluntad de qualcomm.

Samsung habría ya encargado los componentes para este nuevo sistema de detección de rostros en profundidad, que llevaría al Galaxy S9 a obtener un sistema de identificación biométrica bastante preciso. Tal vez superior al que ya disfruta con sus lectores de huellas y que podría ser la solución de cara a futuro para poder retirarlos de los diseños.

Este sistema de reconocimiento facial estaría a las órdenes de los Snapdragon 845 y Exynos 9810, según territorio

Los coreanos ya pretendieron montar sistemas de reconocimiento de huellas bajo la pantalla pero los constantes retrasos de sus proveedores forzaron, entre otras cosas, a que el Galaxy S8 y el S8 Plus, y de regalo también el Note 8, llevasen el lector de huellas en la espalda. En una posición bastante criticada, por otra parte.

Este sistema de reconocimiento facial en tres dimensiones estaría controlado tanto por el Snapdragon 845 como por el Exynos 9810, los chips candidatos para mover un Galaxy S9 que también debe aterrizar con una doble cámara en la espalda. Sobre todo después de que Samsung ya esté montando sus propios sensores duales en la espalda de, entre otros, el Galaxy Note 8 de hace unos meses.

Vía | SamMobile
En Xataka Móvil | Qualcomm ya tiene su FaceID y espera estrenarlo junto al Snapdragon 845

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos