Publicidad

5.000 millones de euros tendrán la culpa de que el Galaxy S9 monte procesadores de 7 nanómetros

5.000 millones de euros tendrán la culpa de que el Galaxy S9 monte procesadores de 7 nanómetros
5 comentarios

Una vez comprobado el ritmo de evolución que está sufriendo la industria de la telefonía móvil ya no extraña que haya ciertas metas sobre la mesa, y que puedan ser perfectamente posibles. En cuanto observamos qué está ocurriendo con los procesadores podemos ver, de un vistazo, que aún hay chips de 28 nanómetros en producción y los constructores ya tienen la vista puesta en los 3 nanómetros. Todo ello para dentro de poco más de 3 años.

Los nanómetros importan más de lo que pueda parecer y de ahí que los fabricantes pongan muchos recursos al servicio de continuar reduciendo su número. Samsung, por ejemplo, realizará ahora una importante inversión de cara a reforzar las actuales líneas de producción, pero una más importante irá destinada a su futuro. Los 7 nanómetros están a la vuelta de la esquina.

Resolver los problemas actuales

Exynos

Una de las preocupaciones de Samsung en estos momentos es la de resolver los problemas de producción que sufren en sus líneas de chips de 10 nanómetros. No es un problema exclusivo de los coreanos, pues en TSMC experimentan casos similares. Los chips de 10 nanómetros son lentos de producir y ya causan retrasos, y provocan compromisos, en las líneas líderes de cada catálogo.

En la actualidad, tanto los Exynos 8895 como los Snapdragon 835 se producen con tecnología de 10 nanómetros, todo ello sin salir de las líneas de de producción de la propia Samsung. Si echamos un vistazo a las cadenas de TSMC, allí se elabora el futuro Helio X30 y quién sabe si también el Apple A11 que esperamos ver este año a bordo del iPhone 7s.

2.000 millones de euros para aumentar el ritmo de producción de los actuales chips de 10 nanómetros

Todos ellos, sin excepción, están sufriendo retrasos a causa de la dificultad de su producción y de los altos estándares de seguridad establecidos en las distintas cadenas. Para solucionar esto, Samsung ha puesto sobre la mesa unos 2.000 millones de euros, una inversión en infraestructuras para sus fábricas, para una línea 17, también llamada S3, que ha sido utilizada para diversos fines pero que ahora produce procesadores de 10 nanómetros.

Con esta inversión, Samsung espera poder aumentar la producción de chips de 10 nanómetros en 18.000 unidades diarias, y el aumento de la producción será casi inmediato, pues esperan estar en estas cifras en el segundo trimestre. Con ello, Samsung solucionaría los problemas de velocidad en la producción que ha tenido hasta ahora, y podría poner más procesadores en circulación, tanto propios como para otros fabricantes.

Y mirar al futuro cercano

Samsung

En el paquete de inversiones que ETNews ha desvelado también hay tecnología para el futuro. Concretamente, una versión que empequeñece la desvelada para reforzar las líneas de 10 nanómetros es la que se realizará para poner en marcha el proceso de construcción de chips de 7 nanómetros. La futura generación de chips de Samsung, y probablemente de Qualcomm, ya figura en la hoja de ruta de los coreanos.

Casi 5.000 millones de euros tendrán la culpa de que Samsung sea capaz de producir chips con procesadores aún más pequeños, y que lo consiga para el próximo año. Esto se conseguirá invirtiendo en equipos para mejorar las actuales impresiones de obleas de silicio con una nueva tecnología de impresión a través de rayos ultravioleta.

Y 5.000 millones para comenzar a montar las líneas que producirán chips de 7 nanómetros

Esta tecnología no es otra que la litografía ultravioleta extrema, una nueva técnica que espera lograr que se reduzca el tamaño de los transistores aún más gracias a sustancias químicas fotosensibles. Con un sistema muy parecido al que se utilizaba para fotografiar en la antigüedad, Samsung esperan poder lograr su objetivo empleando ondas de luz de pocos nanómetros de longitud. Concretamente, de 7 nanómetros.

Así pues, ya sabemos qué es lo que nos puede deparar el mercado de procesadores en 2018. Una producción sólida de chips en 10 nanómetros para, quién sabe, quizá acoger chips de gama media que por ahora siguen produciéndose en 14 nanómetros, y modelos de 7 nanómetros para ser equipados en los líderes de catálogo. El Galaxy S9, LG G7 y compañía esperan dentro de 12 meses, todos con cerebros de 7 nanómetros. Y en 2020, 3 nanómetros.

Vía | ETNews
En Xataka Móvil | Tras TSMC, Samsung apunta a los 7 nanómetros para el futuro Samsung Galaxy S9

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios