Compartir
Publicidad

Apple multiplicó por cinco los beneficios de Samsung en 2016, y por cincuenta los de Huawei

Apple multiplicó por cinco los beneficios de Samsung en 2016, y por cincuenta los de Huawei
Guardar
50 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En un mercado tan competitivo como el de la telefonía móvil, con tantas empresas ofreciendo productos a los usuarios desde tantos ángulos y con tantas políticas distintas, resulta curioso que el panorama cambiante no lo sea en el apartado de los beneficios. En éste, la película que ponen es la misma de cada año y Apple sigue en lo más alto, capturando un pellizco de los beneficios a nivel global que es mucho más que un pellizco.

Los de Cupertino llevan desde sus inicios, desde el primer iPhone, centrándose en los terminales de gama alta y siempre han sabido gestionar el mercado de la segunda mano, gracias a que sus modelos no bajan de precio con el paso de los meses como sí ocurre con su máximo competidor, y a la postre ganador en la guerra de las cuotas, Android. Pero esa cuota del sistema de Google no impide que 4 de cada 5 euros vaya a parar a las arcas de Apple.

79,2% y 17,8%

Mercado

Esas dos cifras exponen con mayor claridad la diferencia tan aplastante de estrategia de unos y otros fabricantes, con Apple a la cabeza. Los responsables del iPhone cerraron 2016 con un último trimestre al 17,8% de cuota. Por países, con una cuota del 13% de las ventas en España, Alemania acabó con un 20,6% de dispositivos iOS, Estados Unidos con el 43,5. Japón, el récord, el 57%.

La media a nivel mundial del último trimestre situó a Apple por encima de Samsung como resultado de dos datos importantes: las ingentes ventas de los iPhone 7 y iPhone 7, en el trimestre más fuerte de cada año y en un trimestre récord para la historia de la compañía, y en el hecho de que el Galaxy Note 7 trastocó la cuota de Samsung en un cierre de annus horribilis en el que acabó con el 17,7% del mercado.

Apple consigue casi el 80% de los beneficios con menos de un 20% de cuota de mercado

Esta cuota a nivel mundial de menos del 20% le sirvió a Apple para llevarse el 79,2% de los beneficios a nivel mundial de toda la industria. Una industria en la que existe un número tan alto de fabricantes vendiendo prácticamente al coste de fabricación que todo se desvirtúa a favor del gran ganador del año pasado. Casi 4 de cada 5 euros de todo el dinero que se movió en los móviles en 2016 acabó en el bolsillo de Apple.

Con todo, parece que no fue el mejor año para el equipo de Tim Cook. En 2015 estábamos aquí mismo hablando de que el porcentaje se elevó hasta el 92%. Así que aunque la cifra nos parezca realmente impresionante, y de hecho lo es, en Apple podrían estar haciendo análisis de qué ha ocurrido desde entonces hasta ahora para haber descendido en beneficios.

Apple es cinco "Samsungs", Samsung es diez "Huaweis"

Galaxy S7 Edge

Es otro de los conceptos que lanzamos en el titular y que convierte esta cifra de beneficios de Apple en algo mucho más espectacular. El eterno competidor de los iPhone, Samsung y su línea Galaxy, habría conseguido el 15,4% de los beneficios a nivel mundial. Lo que supondría que Apple habría multiplicado por cinco los beneficios de su siguiente competidor en la carrera por "ganar dinero" comercializando teléfonos móviles.

Estamos hablando de un mercado de 54.000 millones de dólares de los que Apple habría conseguido 45.000 millones y Samsung 8.300 millones al cierre de 2016. Pero hay más datos. El tercer perseguidor a nivel de cuota, Huawei, habría logrado sólo un 1,6% de los beneficios a nivel mundial, 929 millones de dólares. Oppo habría capturado el 1,5%. Vivo, el 1,3%.

Apple gana a Samsung cinco a uno, pero los coreanos aventajan a su competencia en la misma proporción

En el mismo informe en el que se hacen públicas todas estas cifras se habla de Xiaomi, la compañía que hasta hace poco contaba con Hugo Barra entre sus filas y que reconoció, en boca del ingeniero brasileño, que no gana dinero con la venta de hardware pues espera lograrlo a través de servicios asociados a sus dispositivos, y no únicamente a los ligados a los propios smartphones.

Volviendo a 2015, Apple comercializaba dispositivos con un precio medio de 660 dólares (625 dólares en 2014) mientras que en Android la media se situaba en 185 dólares. El valor de ser capaz de posicionar una marca en la mente de los consumidores y poder fijar una política de precios estable y duradera. No cabe duda de que 2016 fue un gran año para Apple, veremos qué tal se les da este 2017.

Vía | Koreaherald

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos