Cómo es posible que Digi siga mejorando sus tarifas mientras el resto de operadoras están subiendo precios
OMVs

Cómo es posible que Digi siga mejorando sus tarifas mientras el resto de operadoras están subiendo precios

Hablar de subidas de precios al comenzar el año es algo habitual desde hace siete años, al menos en las marcas premium, pero este año 2023 la medida se ha extendido también a otros operadores y marcas low cost, como Yoigo, MásMóvil, finetwork o Xenet. El motivo en el que se escudan, la inflación, pero aún así, Digi ha seguido reduciendo los precios.

Cuando hablamos de bajada de precios hay que hacerlo con una doble perspectiva: si simplemente se reduce la cuota de servicios existentes, o si además se reduce el precio de acceso a la contratación de servicios, lo cual cada vez es menos habitual. Pero lo que más llama la atención de la última mejora de Digi es que ataca ambos flancos, y es inevitable preguntarse cuál es el secreto de cómo Digi consigue seguir bajando los precios.

Digi ha cogido el testigo a MásMóvil del operador más barato en España, sobre todo desde que se anunció la fusión entre Orange y MásMóvil. Y para crecer con más fuerza, no ha dudado en seguir una trayectoria similar a la de su antecesor, optimizando despliegues. En realidad siguen existiendo alternativas más baratas, pero Digi es quien más está captando la atención del grueso de usuarios de fibra y móvil.

¿De dónde saca margen Digi para bajar los precios?

Digi ofrece servicio como operador móvil virtual gracias a un acuerdo con Movistar para acceder a toda su red móvil, y puesto que Digi no dispone de espectro para desplegar su propia infraestructura, el acuerdo alcanza a todo el territorio.

Así que el precio de las tarifas móviles que ofrece Digi en todo el territorio es el mismo, el cual es de suponer que está enormemente condicionado por el precio marcado por Movistar como mayorista. Y en este sentido, pocas novedades hemos visto en las últimas mejoras aplicadas por Digi. Las tarifas de sólo móvil se mantienen intactas, y sólo han bajado en algunos casos, cuando van ligados al servicio de fibra.

Digi encuentra en la fibra el margen para seguir bajando los precios.

Si echamos un vistazo a las tarifas móviles que reducen su cuota mensual cuando van ligadas al servicio de fibra, vemos que han sido las más completas que el operador ofrece, y que incluyen 50 o 100 GB para navegar desde el móvil. Han bajado la cuota en 1 y 2 euros respectivamente, y este tipo de rebajas en las tarifas más completas suelen realizarse para animar a los usuarios a pagar un poco más para contar con condiciones mucho mejores.

Así que estamos ante una bajada de precios, que si bien ayudará a fidelizar a los actuales clientes de las tarifas beneficiadas con una rebaja anual de hasta 48 euros, también busca que los nuevos clientes apuesten por las tarifas más caras, sobre todo cuando son más baratas de lo que ofrece la competencia directa.

Cherry picking, o cómo hacer posible que sea rentable rebajar los precios

Cherry Picking Digi

El mayor mérito de Digi en su último anuncio es seguir rebajando el precio de acceso a la fibra, que ha caído a 15 euros por una conexión simétrica a 500 Mbps, aunque este precio tiene algo de truco, puesto que depende de un despliegue de fibra propio que no está al alcance de la mayoría.

Pero el 'truco' no es exclusivo de Digi aunque sí es quien más está sacándole provecho. En fibra, son cada vez más los operadores que ofrecen un precio diferencial en función de dónde vivas. Vodafone, Lowi, o Xenet lo hacen en sólo fibra, con mejores precios exclusivos para quienes acceden a la fibra a través de acceso directo, que si lo hacen con acceso indirecto. Movistar y O2 también ofrecen fibra con diferente precio en función de la población, aunque los motivos son otros.

En el caso de Digi, el operador aplica un exhaustivo cherry picking que consiste en despliegues de fibra propia en zonas donde tiene asegurado cierto volumen de usuarios interesados en contratar el servicio. Incluso, ese despliegue selectivo se extiende a su acuerdo para acceder a la fibra de Movistar y por este motivo, no todos los hogares con fibra de Telefónica pueden contratar con Digi.

De esta manera, Digi consigue tener un despliegue de fibra más optimizado, que le permite reducir el precio de acceso a sus servicios, porque su red de fibra no está tan infrautilizada como la de sus rivales, así que el precio medio de despliegue por hogar es muy inferior.

El problema de la optimización de recursos hasta el punto en el que lo hace Digi es que si todos los operadores hicieran lo mismo, habría una gran parte de usuarios a los que jamás les llegaría una conexión a internet tan barata mientras no exista el suficiente número de interesados en contratar realmente los servicios.

En el futuro más próximo, la cobertura de fibra SMART Digi es de esperar que siga creciendo, pero en algún momento dejará de ser tan rentable como para seguir manteniendo los precios tan bajos y será entonces cuando el ritmo de despliegue podría frenarse. Hasta donde es capaz de llegar, lo seguiremos de cerca, aunque margen para bajar los precios seguirá existiendo, sobre todo si Digi consigue hacerse con el previsible espectro sobrante tras la fusión de Orange y MásMóvil, que ayudaría a seguir aplicando cherry picking a la red móvil, tal y como hacía el Grupo MásMóvil.

Temas
Inicio