¿Y el 5G qué?
Conectividad

¿Y el 5G qué?

El 5G lleva años sonando pero no pudimos probarlo hasta el inicio de su implementación, en el año 2019 según las fechas en España y de la mano de Vodafone. La quinta generación de comunicaciones móviles inició entonces un lento despliegue que aún sigue su marcha y que ha impedido que podamos ver todo su potencial. Principalmente porque hablamos de un despliegue en dos fases y aún sólo estamos viendo un pequeño atisbo de la segunda.

Así pues, cerrando ya su segunda temporada en cartelera, es el momento de evaluar qué tal va el citado despliegue y qué servicios de los que se nos prometieron han llegado ya. Y por qué no, es también un buen momento para refrescar conceptos, pues no hablamos de una generación sencilla como fueran las previas, el 3G y el 4G.

5G desde 2019, pero qué 5G

5G

Como ya hemos dicho en la introducción, el 5G que se está desplegando desde el 2019 no es exactamente 5G, aunque se esté llamando así. Podríamos decir que estamos ante un 4.5G que emplea ya cifrados 5G pero sobre la infraestructura del 4G actual. Es algo confuso pero en realidad es eso, es un paso intermedio hasta que logremos alcanzar el auténtico 5G nativo.

El actual, de hecho, es el que se conoce como 5G NSA, non-stand-alone, y no es más que un paso previo y necesario para el "bueno". Para este 5G se está usando frecuencias actuales, como la de los 700MHz que ya se despejó hace aproximadamente un año empujando de nuevo a la TDT. Así pues, aunque obtenemos algunas mejoras en materia de velocidad y latencia, no se aprovecha todo el potencial que nos habían prometido.

El estándar 5G que vemos desplegarse en estos momentos es el que se definió como Release 5 por parte de la 3GPP, la entidad encargada de establecer los estándares de telefonía móvil a nivel mundial. Se trata de un 5G que mantiene la dependencia del núcleo de red 4G aunque ya se estén empleando componentes necesarios para el futuro y únicos del 5G como tal.

Como parte de esta instauración del 5G inicial también llegaron al mercado teléfonos móviles que quedarán atrapados en ella. Teléfonos cuyo módem es compatible con redes 5G NSA pero no con las 5G SA, así que tendrán 5G pero no podrán aprovechar todo el potencial de la futura red de 5G auténtico. Aunque de esta red, por desgracia, aún sólo tenemos promesas y pruebas de campo por el momento. Pero hablaremos de eso más adelante.

El mapa de cobertura actual

Arrancó Vodafone en 2019 pero en la actualidad todos los grandes operadores del país (y algunos OMVs) ya cuentan con cobertura 5G en distintos puntos de la geografía nacional. No tenemos todavía cobertura plena, algo que esperamos se acelere cuando el 5G dé el salto hacia su despliegue completo de potencia con el 5G SA o 5G nativo, pero ya es posible saber dónde disponemos de cobertura en función del operador que tengamos contratado.

La cobertura 5G de Vodafone

El operador rojo actualiza frecuentemente su listado de provincias con cobertura, aunque no la ofrezca en todo el territorio de las mismas y sólo en determinadas zonas, más o menos amplias en función de la misma. En la actualidad, con fecha 26 de diciembre de 2021, Vodafone tiene cobertura 5G en las siguientes provincias y/o ciudades:

  • Madrid
  • Barcelona
  • Valencia
  • Sevilla
  • Málaga
  • Bilbao
  • Zaragoza
  • Pamplona
  • Vitoria
  • San Sebastián
  • Santander
  • Logroño
  • A Coruña
  • Vigo
  • Gijón
  • Murcia
  • Valladolid
  • Alicante
  • Palma
  • Badajoz
  • Benidorm

La cobertura 5G de Movistar

El operador azul también cuenta ya con 5G NSA en distintos territorios del país. Según datos del operador, en el primer trimestre de 2021 habían alcanzado el 80% de cobertura 5G en el país. Movistar no da la lista completa pero afirma que su 5G está en 1.253 municipios y llega a más de 37 millones de españoles.

La cobertura 5G de Orange

Continuamos con el mapa de cobertura del 5G en España a 26 de diciembre de 2021, y le llega el turno a Orange, que también dispone de cobertura propia directa en distintas provincias y ciudades del país. Su mapa de cobertura actual abarca lo siguiente:

  • Madrid
  • Barcelona
  • Valencia
  • Sevilla
  • Málaga
  • Zaragoza
  • Logroño
  • Pamplona

La cobertura 5G de Yoigo / MásMóvil

Por último, toca hablar del mapa de cobertura 5G del Grupo MásMóvil, que emplea para ello la red de Yoigo, la compañía que adquirieron hace algunos años y adhirieron a su catálogo de marcas propias. A día de hoy, 26 de diciembre de 2021, el mapa de cobertura de Yoigo abarca las siguientes provincias y/o ciudades:

  • Madrid
  • Barcelona
  • Valencia
  • Sevilla
  • Málaga
  • Almería
  • Alicante
  • Ávila
  • Bilbao
  • Hospitalet de Llobregat
  • Huesca
  • Jaen
  • Logroño
  • Melilla
  • Orense
  • Salamanca
  • Vitoria

Los usos que el 5G prometió y todavía no han llegado

Metaverso

Aunque la publicidad en relación al 5G suele centrarse en las velocidades máximas que podemos alcanzar bajo su cobertura directa (hablando siempre del 5G SA o 5G nativo, el que exprimirá al máximo la nueva tecnología), lo cierto es que la gran ventaja de la llegada del 5G tiene que ver con la latencia. Con el tiempo que tarda un bit en salir del punto A y llegar al punto B, y que por tanto nos puede conferir inmediatez. Y eso es lo que el 5G ofrece, inmediatez.

Así pues, basándose en esta supuesta 'latencia cero' que no es tal pero sí reducidísima, en los primeros albores del 5G se nos prometieron usos de muchos tiempos. En medicina, por ejemplo, se dijo que se podría controlar un robot quirúrgico a distancia con tal precisión que parecería que el doctor estuviese justo al lado del paciente para así poder operar desde cualquier punto del planeta. En el MWC de 2019, de hecho, asistimos a una primera intervención quirúrgica cuando el 5G NSA estaba aún en una fase de instalación embrionaria.

Otros usos del 5G tenían que ver con las smart cities o ciudades inteligentes. Debido a que el 5G puede dividirse en capas, permitiendo así canales de comunicación individuales que eviten saturarse entre sí, las ciudades inteligentes cobraron mucho peso. Telefónica, por ejemplo, ya ha probado semáforos y ambulancias conectadas por 5G. El mismo operador también ha probado usos relacionados con el turismo, con dispositivos de realidad aumentada conectados para poder ofrecer guías de visita y otros usos.

Con latencias entre 1 y 5 milisegundos, el 5G ha demostrado ya que podrá ser un gran aliado del gaming, y Telefónica mostró hace un par de años sus posibles usos, también combinando el gaming tradicional con la realidad aumentada y la virtual. En cuanto al ocio también hemos tenido ya alguna prueba piloto y demostraciones, como la cobertura 5G que se instaló en el Camp Nou en el MWC de 2019, permitiendo enviar desde allí imágenes 4K en 360º para visitas virtuales, y abriendo la puerta a poder asistir al partido en realidad virtual. Algo parecido a lo que Vodafone promete ahora con el primer metaverso en español, Vodafone 5G Reality.

Los usos "prometidos" para el 5G están en estado latente a la espera del despliegue del 5G nativo, y explotarán con la llegada de la onda milimétrica

Además de todo esto, el 5G también ha prometido revolucionar el concepto de la conducción autónoma, permitiendo así que los vehículos autónomos dispongan de conexión en tiempo real y sin retrasos con otros vehículos en circulación, así como con instalaciones de tráfico destinadas a su control y supervisión. Otro método de empleo del 5G que por ahora sigue en el aire, a la espera de que la tecnología avance lo suficiente para su implementación. Y a que se definan las distintas regulaciones, claro.

Todo esto y más está por ahora en fase de pruebas, o ha sido probado y permanece congelado hasta que el 5G ofrezca las suficientes garantías en forma de cobertura, velocidad y estabilidad. Y para que esto llegue necesitaremos tener ya en circulación el 5G nativo que permita desplegar todo el potencial de uso de la nueva generación de comunicaciones móviles. Y ese 5G, el 5G SA, ya asoma en el horizonte.

Por allí resopla el 5G nativo

Onda Milimetrica

A lo largo de todo este artículo os hemos hablado del 5G que no es nativo, el primero que aterrizó. El 5G NSA que es el que tenemos ahora, el que emplea infraestructuras del 4G y usa tecnologías como el DSS o dynamic spectrum sharing que supone un paso sobre el 4G pero que nos deja a medio camino de nuestro destino. Así que la pregunta que toca hacerse es, ¿y el 5G nativo para cuándo? Y como es buena pregunta, la contestamos.

Con dos bandas de espectro ya subastadas (700MHz y 3,5GHz), la banda de los 26GHz ya se proyecta para 2022

El 5G nativo como tal es el que debe correr por determinadas frecuencias que ya se han habilitado para ello. En primer lugar, en la banda de los 3,5GHz. Esta banda se subastó en el año 2018 y los propios operadores, cansados de esperar a que el Gobierno ponga orden en las franjas subastadas, se han puesto de acuerdo para reorganizar el espectro. De hecho, meses después tanto el Gobierno como la CNMC decidieron aprobar dicho reparto, así que debe ponerse en funcionamiento dentro de no mucho tiempo.

Otra banda que será clave, de nuevo para la llegada del 5G nativo como tal, es la de los 700MHz. Aquí ya hablamos de una subasta mucho más reciente celebrada este mismo año 2021. Aquí Movistar, Orange y Vodafone se han repartido las distintas frecuencias dentro de la banda por un importe de 1.010 millones de euros, y cansados de esperar a que el Gobierno realice el reparto de las mismas se han puesto de acuerdo entre ellas para hacerlo por su cuenta. Estos 700MHz, que ya albergan pruebas piloto, deben servir para que el 5G nativo comience su despliegue en el año 2022.

Por último toca destacar el 5G de onda milimétrica. Hasta ahora hemos hablado todo el tiempo de bandas de frecuencia para lo que se conoce como sub-6GHz, es decir, frecuencias por debajo de los 6GHz. Pero el 5G de alta velocidad, el que tumba las latencias hasta cifras cercanas al 0 y que ofrece velocidades de más de 10Gbps, es el 5G de onda milimétrica. Este 5G es el que discurre por frecuencias altísimas, entre los 26 y los 41GHz, y la primera subasta de este espectro está ya a la vuelta de la esquina.

Con la onda milimétrica, la velocidad del 5G se multiplicará y llegará a los Gbps prometidos desde el principio

El 5G de onda milimétrica se subastará en el segundo semestre del año 2022. En concreto, asistiremos a la subasta de la banda de los 26GHz y se espera que todos los presentes en la subasta de los 700Mhz aparezcan por aquí. Recordemos que en esta última subasta, MásMóvil decidió no presentarse y por tanto alquilar espectro al resto de operadores implicados en la misma. Así pues, es probable que MásMóvil tampoco disponga de espectro propio en la futura subasta de los 26GHz. Aunque habrá que esperar hasta que se celebre. Recordemos: segundo semestre de 2022.

Hasta que dicha subasta se celebre, los distintos operadores comenzarán en breve a desplegar 5G nativo en las bandas de 700MHz y 3,5GHz para que empecemos a atisbar la verdadera capacidad de la quinta generación de comunicaciones móviles. Será entonces cuando nos enteremos de qué es capaz esta tecnología y asistiremos, o no, a la revolución prometida. Como hemos visto, hay muchos y muy variados proyectos en estado latente, ya veremos cuáles se implementan y con qué grado de éxito.

Temas
Inicio